Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-internacional escriba una noticia?

Yanukovich promete reunificar Ucrania tras su victoria electoral por apenas 700.000 votos

08/02/2010 19:21 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El candidato del Partido de las Regiones, Viktor Yanukovich, ha logrado cinco años después de la Revolución Naranja hacerse finalmente con el poder en Ucrania, en unas elecciones celebradas el domingo y avaladas por los observadores internacionales. La gran perdedora de los comicios es la actual primera ministra, Yulia Timoshenko, que podría abandonar el cargo pese a su ajustada derrota en las urnas. Al final, apenas 700.000 de los poco más de 25 millones de votos contabilizados separan a Timoshenko de Yanukovich.

Yanukovich logró el 48, 79 por ciento de los votos, frente al 45, 63 por ciento de Timoshenko, según los resultados oficiales publicados por la Comisión Electoral Central de Ucrania, una vez completado el 99, 38 por ciento del escrutinio. El 4, 37 por ciento votó en contra de los dos candidatos, una particularidad del sistema electoral característica de Ucrania, y la participación fue del 69, 14 por ciento.

"Hay quien dice que la Revolución Naranja ha fracasado. Yo digo que no. Gracias a la Revolución Naranja son una realidad las elecciones democráticas en Ucrania", afirmó el jefe de la delegación de observadores enviada a Ucrania por la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa, Matyas Eörsi.

Tanto las organizaciones más afines a Washington, gran valedor de la Revolución Naranja, como el Consejo de Europa o la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE), como los enviados por la Comunidad de Estados Independientes, más cercana a Moscú, han destacado la limpieza y el desarrollo impecable de los comicios.

"La votación de ayer fue una impresionante demostración de elecciones democráticas. Para todos los ucranianos, estas elecciones suponen una victoria", manifestó la misión de la OSCE en un comunicado oficial.

El grupo emplaza además a los dirigentes políticos del país a facilitar una transición pacífica. "Ahora ha llegado el momento de que los dirigentes políticos del país escuchen el veredicto de la gente y se aseguren de que la transición de poder es pacífica y constructiva", prosigue el texto.

TIMOSHENKO, DESTRONADA

Ahora la incógnita es la posible reacción de Timoshenko y sus seguidores. El bando 'naranja' no mostró desánimo cuando los sondeos a pie de urna auguraban la victoria de sus rivales, e incluso estalló al conocerse los primeros resultados oficiales que le daban la victoria a la primera ministra por un estrecho margen.

Incluso el viceprimer ministro ucraniano, Oleksander Turchinov, del Bloque Timoshenko, aseguró que Timoshenko había logrado la victoria citando un recuento paralelo realizado por interventores electorales de su partido.

Sin embargo, hoy Timoshenko permanecía en silencio pese a sus insistentes amenazas de protestas en las calles y procesos judiciales si existían indicios de fraude electoral en un intento de resucitar el espíritu de la Revolución Naranja.

Su ajustada victoria deja a Yanukovich con un capital político relativamente escaso, especialmente si se analizan los resultados por regiones. Las ocho regiones del este y el sur del país, así como la península de Crimea apoyaron a Yanukovich con porcentajes muy altos: 84 por ciento en Sebastopol (Crimea), 91 por ciento en la región de Donetsk, de donde es oriundo el presidente electo, o 89 por ciento en Lugansk.

Las otras 16 regiones del país, situadas en el centro y el oeste, votaron abrumadoramente a Timoshenko 87, 88, 84 y 72 por ciento en las regiones de Ivano-Frankivsk, Ternopil, Lviv y Vinnitsi, respectivamente. La actual primera ministra también logró la victoria en Kiev, con el 65 por ciento de los sufragios.

PAÍS DIVIDIDO

Esta división se evidenció también a partir del 22 de enero, cuando el presidente saliente y también líder de la Revolución Naranja, Viktor Yushchenko, declaró por decreto héroe nacional a Stepan Bandera, un controvertido dirigente nacionalista ucraniano que proclamó la independencia del país de la URSS en 1941 y está acusado de vínculos con la Alemania nazi.

La decisión de Yushchenko despertó una agria polémica entre quienes defienden el pasado soviético del país, especialmente la minoría rusoparlante del este, donde se produjeron importantes protestas por la exaltación de quien consideran un terrorista y asesino. Sin embargo, el propio Yanukovich no quiso condenar abiertamente el nombramiento y defendió que el nuevo presidente debe ser el líder de todo el país, no sólo de una parte.

Timoshenko, sin embargo, apoyó a Yushchenko, por lo que los nacionalistas ucranianos radicales hicieron un llamamiento "a todos los patriotas ucranianos concienciados" a votar por la primera ministra y derrotar así a "pro moscovita Yanukovich".

Ayer domingo, una vez conocidos los sondeos a pie de urna que predecían la victoria de Yanukovich, el propio candidato del Partido de las Regiones anunció la "apertura de una nueva página" de la historia de Ucrania y prometió tener en consideración las esperanzas de quienes votaron por sus rivales. "Creo que estas elecciones suponen el primer paso hacia la unificación del país, algo muy importante", dijo.

Todo apunta a que el Yanukovich vencedor de los comicios de 2010 no es exactamente el mismo que aspiraba a la presidencia en 2004 y que todos, particularmente desde Washington, tildaban de marioneta de Moscú. Son especialmente significativas las declaraciones del pasado 2 de febrero, cuando abogó por la integración de Ucrania en la UE.

"Ucrania debe integrarse en la Unión Europea. Debe adoptar las normas sociales y técnicas de Europa. Me esforzaré para que Ucrania firme un acuerdo de libre comercio con la UE y, en perspectiva, un acuerdo de asociación", afirmó Yanukovich en una entrevista en la radio pública estadounidense NPR.

"Desde mi punto de vista, esta perspectiva es bastante factible", señaló el entonces candidato y hoy presidente electo, al tiempo que añadió que "Ucrania posee un inmenso potencial". Aunque, según dijo, Ucrania ha quedado muy rezagada en los últimos cinco años porque el "poder naranja" no ha respetado sus compromisos de realizar reformas.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-internacional (92541 noticias)
Visitas:
4136
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.