Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Dr. Pedro Galo Aguilar escriba una noticia?

Vitamina D: nuevos hallazgos

23/07/2010 19:32 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La vitamina D es utilizada actualmente en muchos padecimientos como osteoporosis, cáncer, diabetes mellitus y muchas más, conoce las dosis actuales y fuentes de esta maravillosa substancia

Dr. Pedro Galo Aguilar

Fundación Europea para el Estudio de la Longevidad (FEEL)

Julio del 2010

En el pasado, el enfoque principal de la vitamina D era respecto a la salud ósea. Esto ha cambiado radicalmente. Nuevos estudios apoyan un papel en aumento de la vitamina D en prevenir todo tipo de enfermedades: cardiacas, diabetes mellitas, cáncer, infección enfermedades autoinmunes (esclerosis múltiple, artritis reumatoide), y la lista continúa. Debido a que los nuevos estudios vislumbran nuevas aplicaciones para la vitamina D, tanto las instituciones privadas como de gobierno han promovido nuevas investigaciones y guías para la vitamina D. El Consejo de Ciencias y Salud Publica de la Academia Americana de Medicina ha publicado un nuevo reporte sobre la vitamina D. La academia americana de pediatría ha dado nuevas recomendaciones para el uso en niños. El instituto de medicina actualizó sus recomendaciones de 1997.

¿Es la vitamina D una vitamina o una hormona?

La vitamina D es ambas. La pérdida de vitamina D lleva a una disminución de la masa ósea, osteoporosis, debilidad muscular y un incremento en el riesgo de fractura. Existen receptores de vitamina D en el cerebro, próstata, seno colon y células del sistema inmune. Un estudio encontró que las personas con menores niveles de vitamina D sufren más resfriados e infecciones del tracto respiratorio superior, quizás debido a que la vitamina D también actúa como un inmunomodulador. Esto ayuda a regular (pero no suprimir) el sistema inmune. Esta acción puede explicar el por qué tomar una dosis extra de vitamina D está asociado con un menor riesgo de enfermedades autoinmunes como esclerosis múltiple, artritis reumatoide, lupus y diabetes mellitas tipo 1. La vitamina D parece influir los genes que controlan la proliferación celular y esto puede explicar por qué niveles elevados de vitamina D parece estar relacionado con un riesgo menor de padecer cierto tipo de cáncer. El dolor muscular y debilidad también pueden ser causados por deficiencia de vitamina D. Interesantemente, algunos expertos reportan de manera anecdótica que la reposición de la vitamina D puede ayudar a manejar las mialgias inducidas por estatinas.

Un estudio en el 2008 publicado en el Journal of the American Collage of Cardiology agregó la prevención de la enfermedad cardiaca a la lista de beneficios de la vitamina D. Un bajo nivel de vitamina D ha sido asociado a los factores de riesgo de enfermedad cardiaca incluyendo elevación de la presión arterial y diabetes mellitus. Existen receptores de vitamina D en el endotelio, músculos lisos vasculares, y miocardio. Los niveles deficientes de vitamina D resultan en rigidez y engrosamiento de las paredes internas del corazón y vasos sanguíneos, lo cual puede llevar a una hipertrofia ventricular, insuficiencia cardiaca congestiva, e inflamación vascular crónica.

La deficiencia de vitamina D también activa el sistema renina-angiotensina-aldosterona, lo cual incrementa la presión sanguínea. Sin embargo, dos meta-análisis en el 2010 apagaron las expectativas de la vitamina D sobre la salud cardiovascular. Un análisis de 17 estudios prospectivos y randomizados relacionaron la suplementación de vitamina D con una ligera reducción de los eventos cardiovasculares, pero la diferencia no fue estadísticamente significativa. Las otras revisiones incluyeron 13 estudios observacionales y 18 pruebas. Los bajos niveles de vitamina D se asociaron a un mayor riesgo de hipertensión. Sin embargo, aunque la suplementación parecía reducir de manera insignificante la presión sistólica, no tuvo impacto sobre la presión diastólica, 8 de las pruebas no encontraron efecto de la vitamina D sobre la glicemia o la diabetes.

Fuentes: alimento, suplementos y sol

La vitamina D está presente en dos formas: D2 y D3. La D2 (ergocalciferol) se deriva de plantas y levaduras y puede ser más aceptable para los vegetarianos estrictos, aún y cuando esta sea solo un tercio efectiva en relación a la vitamina D3 en su capacidad para elevar los niveles de 25(OH)D en el cuerpo. La vitamina D3 (colecalciferol) deriva de la lanolina, la cual se obtiene de la oveja, y es más potente que la vitamina D2 en el cuerpo.

Alimentos

La mejor fuente de vitamina D incluye los pescados grasos como el salmón, la macarela y las sardinas. La leche fortificada y los cereales tienen agregada vitamina D. Muchas leches regulares están fortificadas con vitamina D3, mientras que la leche de soya fortificada es usualmente potenciada con vitamina D2. Otros productos derivados de la leche, como el yogurt, queso cottage, mantequilla, crema, y crema ácida, usualmente no están fortificadas con vitamina D, por lo tanto, debe revisarse cuidadosamente la envoltura para conocer el nivel.

Suplementos

Muchos suplementos vitamínicos pueden contener tanto vitamina D2 como D3. Las preparaciones líquidas pediátricas usualmente proveen alrededor de 400 IU por gota. Una presentación con una dosis alta de vitamina D2 (Drisdol) está disponible en una cápsula de gelatina (50, 000 IU por cápsula) o como líquido (8000 IU/mL).

Luz solar

Es bien conocido que su piel elabora la vitamina D3 cuando se expone al sol, pero en mi opinión, ésta no es la forma ideal. La exposición solar puede acarrear problemas como cáncer de piel y arrugas. Esta es la razón por la cual la Academia Americana de Dermatología fomenta el uso de bloqueador solar y alejarse del sol. Los protectores solares con SPF 15 bloquean la producción de vitamina D en un 99%, lo cual significa que aquellos pacientes con bajo nivel deben tomar suplementos de vitamina D. También, hay que tener en mente que la piel oscura posee más melanina, la cual bloquea la producción de vitamina D.

Es difícil obtener suficiente vitamina D exclusivamente a través de la dieta. Una porción de 3.5 onzas de salmón provee unpromedio de 600 IU de vitamina D. Un vaso de 8 onzas de leche contiene solamente 100 IU de vitamina D3. Sin embargo, una cucharada de aceite de hígado de bacalao contiene 400 IU de vitamina D y 40 calorías.

Definiendo al deficiencia de vitamina D

Medir los niveles séricos de 25(OH)D es la mejor manera de corroborar el estado nutricional de la vitamina D. Si su laboratorio reporta tanto 25(OH)D2 y 25(OH)D3, simplemente añada ambos. El resultado puede expresars en nanogramos por mililitro o nanomoles por litro y no son equivalentes. Hay que tener cuidado al comparar los estudios de la literatura médica con los reportes de su laboratorio. Los siguientes son los puntos de corte para la medición de 25 (OH)D:

  • Deficiencia de vitamina D: inferior a 20 ng/mL (50 nmol/L9.
  • Insuficiencia de vitamina D: 21-29 ng/mL (52-72 nmol/L9.
  • Nivel adecuado de vitamina D: 30 ng/mL (75 nmol/L) o mayor.
  • Toxicidad por vitamina D: superior a 150 ng/mL (374 nmol/L).

Utilizando estos puntos de corte, cerca de un billón de personas en todo el mundo incluyendo más de 30% de los norteamericanos tienen bajos niveles de vitamina D.

Debate acerca de los niveles óptimos

Medir 25(OH)D o no medir los niveles y, de hecho, recomendar de manera rutinaria un suplemento es en si una controversia. Sin embargo, el gran debate hoy en día es ¿Que tan alto debe llegar? ¿Cuál es el nivel óptimo de vitamina D? Algunos expertos aseguran que el nivel es de 40-60 ng/mL (100-150 nmol(L) es suficiente, mientras que otros insisten en que los niveles de 55-90 ng/mL (137.5-225 nmol/L) son los óptimos. Para reducir el riesgo de fractura, los niveles deben ser al menos 40 ng/mL (100 nmol/L).

Dosis de Vitamina D

Para definir la dosis de suplementación basada en los niveles séricos, la regla general es que por cada 100 IU de vitamina D consumidos, el nivel de 25(OH)D se eleva 1 ng/mL. Para los pacientes que presentan deficiencia de vitamina D, comience con un bolo de 50, 000 IU de vitamina D2 o D3 una vez por semana durante 8 a 12 semanas. Para terapia de mantenimiento, existen algunas opciones:

Bolos mensuales o bimensuales: 50, 000 IU D2 ó D3 cada 2 a 4 semanas.

Suplementación diaria de 1000 IU de D3 ó 3000 IU de D2.

Nota: si está tomando D2, se requiere 3 veces más dosis que D3 debido a que la vitamina D2 es solamente un 30% efectiva para incrementar los niveles séricos. Mida nuevamente los niveles de vitamina D a los 3 ó 6 meses.

La suplementación con Vitamina D es segura, simple y relativamente barata. Aún así, no de sobredosis. Tomar más de 10, 000 IU al día puede llevar a la aparición de cálculos renales.

Debate acerca de las recomendaciones diarias

Instituto de Medicina. Actualmente las recomendaciones del Instituto de Medicina son obsoletas. Ellos se basan en la revisión de 1997 y recomiendan dosis por debajo de las 200 IU para menores de 50 años, 400 IU para edades de 50 a 70 años, y 600 IU para mayores de 70 años con un límite superior de 2000 IU por día. Muchos expertos y organizaciones médicas opinan que esto es demasiado conservador. De hecho, la Administración de Fármacos y Alimentos de los Estados Unidos (FDA) ha publicado que una dosis de 2000 IU de vitamina D3 por día es segura. Muchos expertos recomiendan al menos 800-2000 IU por día. Pronto veremos nuevas indicaciones del gobierno para la dosificación de la vitamina D.

Vitamina D para niños y mujeres embarazadas

Las nuevas recomendaciones de la Academia Americana de Pediatría (APP) han duplicado la dosis de vitamina D para niños, de 200 IU a 400 IU por día. Una adecuada cantidad de vitamina D es esencial para el crecimiento óseo y desarrollo en la infancia. Los pediatras mencionan que dosis elevadas de vitamina D pueden no solo prevenir, sino también tratar el raquitismo.

Esto es especialmente importante en niños que son alimentados exclusivamente a través del seno materno. Todos sabemos que la alimentación por seno materno es lo mejor para el bebé, pero si la madre no toma la suficiente cantidad de vitamina D, su leche puede ser deficiente. La AAP recomienda hoy en día que los infantes alimentados por seno materno reciban un suplemento de vitamina D de 400 IU por día, comenzando algunos días después del nacimiento.

¿Qué pasa con aquellos infantes que no son alimentados a través del seno materno? Si no están consumiendo al menos un cuarto de fórmula o leche fortificada con vitamina D, también es necesario que consuman 400 IU de vitamina D en forma de suplemento.

Debido a que la vitamina D es importante para el desarrollo fetal, la AAP también recomienda medir los niveles de vitamina D en mujeres quienes están o están por embarazarse. APP recomienda como meta para las madres un nivel superior a 32 ng/mL (80 nmol/L).

Referencias bibliográficas

1. Council on Science and Public Health Report 4. Appropriate supplementation of vitamin D. American Medical Association, Annual Meeting, Chicago, Illinois; June 2009

2. Holick MF. Vitamin D deficiency. N Engl J Med. 2007; 357:266-281.

3. Lee JH, O'Keefe JH, Bell D, et al. Vitamin D deficiency, an important, common, and easily treatable cardiovascular risk factor. J Am Coll Cardiol. 2008; 52:1949-1956.

4. Holnick MF. The vitamin D epidemic and its health consequences. J Nutr. 2005; 135:2739S-2748S.

5. Wagner CL, Greer FR; American Academy of Pediatrics Section on Breastfeeding; American Academy of Pediatrics Committee on Nutrition. Prevention of rickets and vitamin D deficiency in infants, children, and adolescents. Pediatrics. 2008; 122:1142-1152.

6. Institute of Medicine Website. Available at: http://www.iom.edu/Activitiies/Nutrition/DRIVitDCalcium.aspx Assessed January 27, 2010.

7. Pittas AG, Chung M, Trikalinos T, et al. Systematic review: vitamin D and cardiometabolic outcomes. Ann Intern Med. 2010; 152:307-314.

8. Wang L, Manson JE, Song Y, et al. Systematic review: vitamin D and calcium supplementation in prevention of cardiovascular events. Ann Intern Med. 2010; 152:315-323.

9. Position statement on vitamin D. American Academy of Dermatology. Available at http://www.aad.org/forms/policies/uploads/ps/ps-vitamin%20d.pdf Accessed March 8, 2010.

10. Bradford S. The miracle of vitamin D: sound science, or hype? The New York Times. February 1, 2010.

11. Guallar E, Miller ER, Ordovas JM, et al. Vitamin D supplementation in the age of lost innocence. Ann Intern Med. 2010; 152:327-329.


Sobre esta noticia

Autor:
Dr. Pedro Galo Aguilar (54 noticias)
Visitas:
22004
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.