Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Redacción Sociedad escriba una noticia?

Tutoría en Dinamarca para rehabilitar a yihadistas

05/12/2014 17:50 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image

¿Cómo cambiar a un aprendiz de yihadista determinado a destruir el mundo occidental? En Aarhus, ciudad del norte de Dinamarca, se le invita a tomar un café para hablar de fútbol.

Es el método utilizado por Mads, tutor en un programa innovador que tien como fin desrradicalizar a jóvenes musulmanes e impedir que opten por el camino de la violencia.

"El tipo con el que trabajo en este momento quería verdaderamente irse a Siria", cuenta este joven treintañero, que rechaza revelar su verdadero nombre para no comprometer su trabajo. "Mi objetivo no es separarlo de la religión, porque no es un problema que sea religioso, sino de tratar de que halle un equilibrio", agrega el joven, que participa en el programa como voluntario, sin cobrar un céntimo.

Después de Bélgica, Dinamarca tiene el mayor número de ciudadanos que combaten en Siria, según un cálculo de la revista The Economist.

Los jóvenes con los que trabaja Mads crecieron en barrios como Gellerupparken, en tristes edificios de cemento donde el 80% de la población es de origen extranjero.

Con sus grafitis y cristales rotos, el lugar no tiene nada que ver con la imagen de prosperidad danesa. A unas manzanas, está la mezquita de Grimhoej, que rechazó denunciar a la organización Estado Islámico (EI). Su presencia es sin duda una de las razones por las que 30 habitantes de Aarhus, que tiene 324.000 habitantes, combaten en Siria.

Según los servicios de inteligencia daneses, más de 100 daneses participaron en la guerra civil siria. Al menos 16 de ellos han muerto y unos cincuenta han regresado.

Confrontado a ese desafío, el país propone programas de rehabilitación a los que estarían atraídos por el yihadismo y, de manera más controvertida, a quienes regresan a Dinamarca.

- Medidas preventivas -

Estos programas tienen doble objetivo: aplicar a los jóvenes extremistas la prohibición de salir del territorio y encarcelarlos si violan la prohibición, pero también aplicar medidas preventivas.

En 2007, Aarhus fue la primera población danesa que creó un programa de lucha contra la radicalización.

Los testigos de la radicalización de un allegado pueden comunicar su nombre. Después de una evaluación de la persona, se le propone un acompañamiento para ayudarla a encontrar una formación o un empleo, así como alojamiento. "Yo ayudé a la persona con quien trabajo ahora a escribir cartas de candidatura para empleos a tiempo parcial y fuimos a enviarlas juntos", dice Mads.

Los tutores se entrevistan con su protegidos una o dos veces por semana y la tarea puede ser ingrata.

Tras reuniones frecuentes desde el mes de marzo, el adolescente que Mads acompaña amenazó recientemente con irse a Siria. Una nueva prueba de que el equilibrio es muy frágil.

Las dificultades ocurren fuera del programa, que es objeto regular de ataques de responsables políticos, quienes consideran que los tribunales son mejores para combatir el extremismo. Martin Geertsen, miembro del principal partido de oposición, los Liberales, dice que quiere evitar una situación en la que la asociación "se apiade" de quienes deberían ser castigados.

En Bélgica, 46 miembros de un grupúsculo islamista radical, sospechoso de ser el vivero más grande de combatientes para la yihad en Siria, comparecen ante la justicia. En Dinamarca, ningún proceso de esa índole ha ocurrido, en especial porque los expertos consideran difícil aportar pruebas tangibles.


Sobre esta noticia

Autor:
Redacción Sociedad (16575 noticias)
Fuente:
AFP
Visitas:
1192
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.