Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Artblog escriba una noticia?

El transporte de la obra de arte

18/03/2011 07:09 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image Empleado de la empresa inglesa Art Carrier Fine Art Transport Publicado por Laura Domínguez en el Blog de gestió museística de la Universidad Pompeu Fabra.

La empresa de transportes encargada de realizar el servicio no suele disponer de mucho tiempo para gestionar todo lo que implica este servicio por lo que, el grado de comunicación que debe establecerse entre el organizador de una exposición y el coordinador de exposiciones de la empresa de transporte es muy importante. Éste debe ser lo más ágil y eficaz posible por ambas partes para resolver cualquier imprevisto que pueda surgir.

El organizador facilita al coordinador una lista de las piezas que debe embalar y transportar al museo. Cuanto más detallado está el listado mejor más se agradece ya que el procedimiento es laborioso.   En primer lugar hay que separar del listado que nos han facilitado las obras nacionales de las internacionales. El segundo listado se subdivide en varios listados ya que a cada corresponsal sólo se le envían las obras que debe recoger en su país.

En referencia al embalaje y transporte nacional en primer lugar se debe confirmar con los prestadores las medidas de sus obras (altoxlargoxancho y peso) y, si es preciso construir caja de madera o se pueden recoger en protección. Los embalajes para el transporte de la pieza se estudian en función de las características técnicas de la obra (es muy diferente transportar una pintura que una escultura) y del modo en que deben viajar para llegar a la sede organizadora (aquí hablo de transporte terrestre, aéreo y marítimo). El modo de embalaje más utilizado es la caja de madera pero existen otros métodos de embalaje de las obras.

A continuación se pasa a realizar una primera ruta de transporte, aquí debe tenerse en cuenta si las obras pueden viajar en camión o en avión, si el prestador nos exige transporte directo al museo o bien si se puede concentrar varias obras en las instalaciones de la empresa de transportes. La modalidad de transporte más habitual es la terrestre y después la aérea. Cabe señalar que el transporte aéreo siempre viene precedido por un terrestre imprescindible tanto en origen como en destino. En el caso del transporte terrestre los vehículos deben tener numerosas características para garantizar la seguridad de las piezas durante su transporte. Los prestadores pueden exigir acompañamiento de escolta policial según una Orden Ministerial del 1997. Frecuentemente suele ser la Policía Nacional pero también se contratan servicios de escolta privada.   En el caso del transporte aéreo es importante que un representante de la empresa de transporte esté en todo momento junto con las obras para garantizar su seguridad. Este proceso incluye la entrega en el aeropuerto, su paletizaje, el tiempo de espera en la terminal de carga y la supervisión de la carga en el avión. Siempre debe contratarse vigilancia de control en pista de aeropuerto, tanto en origen como en destino.

Continuar leyendo ¿Y la importancia del transporte de la obra? en el Blog de Gestió Museística.


Sobre esta noticia

Autor:
Artblog (55 noticias)
Fuente:
art234.blogspot.com
Visitas:
4602
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.