Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Diasporaweb escriba una noticia?

Tom Cruise, ¿Empieza a declinar su carrera?

11/06/2009 18:59 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Aunque algunos cronistas se empeñan en afirmar que la fama de un actor comienza a declinar por una sola mala actuación o por un error de su vida privada, creemos que decir tal cosa es generalizar demasiado

Aunque algunos cronistas se empeñan en afirmar que la fama de un actor comienza a declinar por una sola mala actuación o por un error de su vida privada, creemos que decir tal cosa es generalizar demasiado. Un gol en su propia portería es raro que sitúe a un buen guardameta en el banquillo para siempre. Hay fans que no lo soportarían.

Es el caso de Tom Cruise, estrella fulgurante en determinados papeles junto a otros actores jóvenes de todos conocidos. Ahora se le acusa de haber cometido numerosos errores o de que los ha cometido el productor o quien guía su carrera, como por ejemplo su machacona propaganda de la iglesia de la Cienciología y más en estos días en que la teología parece ser una asignatura pendiente en la Casa Blanca y alrededores.

Lo pudimos comprobar durante su visita a Madrid para hacer promoción a "El Ultimo Samurai", en que no solamente se cargó la historia de los pieles rojas -y muchos de ellos protestaron- sino que intentó lo imposible, competir en publicidad con la saga de "El Señor de los Anillos", consiguiendo, en este caso, el efecto boumerang, que más bien benefició al director de la saga Peter

Todo eso casi coincidió con su divorcio inmotivado de Nicole Kidman, quien ahora pisa fuerte en Hollywood. El afán de Cruise de hablar de su propia persona y de sus creaciones y de presentarse en grandes motocicletas, como si en las escenas de "Misión Imposible" se hubiera jugado el tipo, en vez de hacerlo los especialistas de "efectos especiales", no parecen haberle beneficiado en absoluto.

Tampoco le beneficia el llevar la contraria a los propios técnicos y gente importante de la Warner Bros que le aconsejaron muy en serio, hace ya meses, que no hablara para nada de la Cienciología en sus entrevistas, pero Tom Cruise no escuchaba ni escucha consejos de nadie.

Durante el rodaje de "La guerra de los mundos" Cruise, gran protector de los niños, instaló un bungaló de la iglesia de la Cienciología en los propios estudios. De lo cual la culpa es también de Steven Spielberg que, por su lado, hacía la propaganda de Bush contra el terrorismo islámico, etc.

"La guerra de dos mundos" poco sirvió para serenar ánimos, cerrar heridas, no incidir en propagandas contra grandes sectores de la población neoyorquina. Sus extraterrestres eran la antítesis de su encantador ET. Como Spielberg hizo dueto con Cruise en "La guerra de dos mundos", también le salpicaron gotas negras de "oportunista". Pero quizás no se tenga en cuanta que también la crisis de guionistas, excepciones.

Aunque algunos cronistas se empeñan en afirmar que la fama de un actor comienza a declinar por una sola mala actuación o por un error de su vida privada, tal cosa es generalizar demasiado

En cuanto a la película de Von Stauffenberg, quizás la elección de Tom Cruise como protagonista fue error del director, pero su actuación como protagonista es sobria, seria, y profesional. También hay algunos errores históricos en el guión, , pero la película es fiel a lo que ocurrió y la verdad es que Tom Cruise hizo un gran papel, difícil en si. La película, realizada hace tantos años ha hecho que el olvido y los intereses históricos, devaluen a los héroes, pero los antinazis de Von Stauffenberg han hecho recordar que matar a Hitler era el objetivo soñado y que Von Stauffenberg y su grupo lo mató moral y psíquicamente. Y desde el histórico 20 de junio, Hitler dejó de existir: mató a Rommel, mató a los que valían y dejó a su banda de malechores, como Himmler, Bormann y Goering. En resumen los complotados del 20 de junio lograron un papel, que luego muchos políticos, incluído Adenauer no supieron seguir.

Aunque algunos cronistas se empeñan en afirmar que la fama de un actor comienza a declinar por una sola mala actuación o por un error de su vida privada, creemos que decir tal cosa es generalizar demasiado. . Es el valor que “Diáspora” predica: la lucha contra el olvido histórico el que Tom Cruise, cienciólogo o no, supo cumplir para el Hollywood en general falsificador.

La mejor prueba de ese declive de Tom Cruise -se dice- y que, naturalmente, la competencia airea a la prensa norteamericana y en especial en Los Angeles, es que en los últimos tres años, la capacidad taquillera del actor -que es lo que interesa sea a la Paramount o a la Warner Bros, - ha disminuido. Pero el que crea en eso debe de mirar a otras luminarias que se debaten en medio de la crisis.

Hay otros factores menores para que el gancho de Tom Cruise disminuya y uno de ellos fue su empeño casi febril en ser el que llevara la antorcha olímpica (Juegos Olímpicos) tarea para la que había muchos candidatos, ex-veteranos de varias disciplinas, ex-atletas y figuras de otros deportes profesionales. ¿Pero es de verdad o mito? Fue él en el Dodgers Stadium de Los Angeles, un privilegio privado en el largo viaje de la llama olímpica por 32 ciudades de los cinco continentes.

Quizá sea también que los virus se propagan mucho más rápidos de lo que parece y los incendios se propagan por pirómanos intencionados a la velocidad de la luz. Puede que también el fuego de la antorcha haya sido uno de últimos virus naturalmente hay periódicos, sobre todo de Los Angeles -que representarán quizá intereses contrarios a los del actor y sus asesores- los que proclaman que el portador de la antorcha olímpica en Los Angeles debería haber sido alguien amateur o minusválido cien por cien y no un profesional que quedó justificado diciendo que lo hizo como promoción a su película "Collateral". ¿Pero es eso también exacto?

Hay otros factores también adyacentes que empujan cuesta abajo a Cruise y son ellos los médicos: el actor ha hecho demasiadas críticas, todas ellas muy poco o nada documentadas o autorizadas, contra el veneno que supone el tomar pastillas en caso de enfermedad o llamar al psiquiatra. Esa es enfermedad de Hollywood.

Para él eso es seudo-ciencia y otras apelaciones similares, sin darse cuenta que por lo menos el 85% de los norteamericanos toman pastillas, para este o aquel mal y que el empleo de la psiquiatría aumentó en 300% después del 11-S. Y todo eso lo hace Cruise en virtud de que a la Cienciología hay cosas que le parecen heréticas. Quizás lo peor de Tom Cruise no es que sea o no de la Cienciología, es que casi desprecie a quien no lo sea. Su pareja Katie Holmes parece ser una de sus víctimas.


Sobre esta noticia

Autor:
Diasporaweb (1281 noticias)
Visitas:
7700
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.