Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que José Jimenez escriba una noticia?

Terminar con la persecución a comunidades espirituales

24/10/2009 03:32 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Es necesario eliminar la Persecución a Comunidades Espirituales

David_042309

Por David Kilgour

¿Qué se puede hacer para eliminar la persecución a las comunidades espirituales a nivel mundial? En Primer lugar, deben mantenerse unidos. El Pastor Martin Niemoller lo señaló muy bien al hablar de los nazis: "...Luego vinieron por los judíos, no dije nada, porque no era judío; luego vinieron por mí y no quedaba nadie que hablara por mí."

Geoffrey Johnston explica el vinculo entre la intolerancia religiosa, la inestabilidad política y la violencia: "Los países que no protegen activamente a las minorías religiosas ni enjuician a los perpetradores de la violencia por motivos religiosos, son en última instancia los que socavan su propia seguridad. El clima de impunidad tiende a envalentonar a los extremistas, que finalmente se vuelven contra el estado, utilizando la violencia para avanzar en sus fines. Pakistán y Nigeria son los principales ejemplos de gobiernos que han permitido a los grupos extremistas atacar a las comunidades religiosas minoritarias, antes de que ellos mismos se convirtieran en blanco de ataques terroristas."

Un cálculo aproximado del número de personas que murieron prematuramente debido a su fe, entre los años 1900 y 2000, es la cifra desalentadora de 169 millones, entre ellos: 70 millones de musulmanes, 35 millones de cristianos, 11 millones de hindúes, 9 millones de judíos, 4 millones de budistas, 2 millones de sijs y 1 millón de bahá'is.

La Libertad de Religión

En Canadá, nuestra Carta de Derechos y libertades garantiza la libertad de conciencia y de religión. Esta libertad de culto o no culto, es parte de lo atrayente de Canadá. Es un valor universal, la mayoría de las naciones han firmado acuerdos comprometiéndose a respetar la libertad individual de pensamiento, conciencia y de creencia. En muchos países, los ciudadanos siguen sufriendo por practicar su fe.

Muchas persecuciones durante los años de 1900 y los primeros años del presente siglo, fueron cometidas por los regímenes que detestan todas las religiones. Aquí hay tres situaciones muy distintas:

China

Uno de los muchos casos que ha trascendido es la del hermano Yun. Sus experiencias se recogen en su autobiografía, El Hombre Celestial, publicado en el 2002. Él y el libro han impactado a mucha gente, incluso a los que han asistido a las más de mil reuniones que ha celebrado en varias partes del mundo.

Otro cristiano, Gao Zhisheng, que es perseguido sobre todo por defender a otra comunidad espiritual, Falun Gong (algunas de cuyas experiencias más espeluznantes en más de diez años de persecución pueden conocerse visitando www.david-kilgour.com). Gao fue candidato al premio Nobel de la Paz. En el año 2001, fue nombrado uno de los diez abogados más importantes de China. Como abogado, dio un tercio de su tiempo a las víctimas de violaciones de derechos humanos, representando a mineros, inquilinos desalojados de sus casas y a muchos otros.

gao-zhisheng

En primer lugar, se le quitó su permiso para ejercer como abogado. Seguido de un atentado contra su vida, la policía atacó a su esposa y a su hija de 14 años. En el 2006, fue condenado a tres años de prisión. Lo que ahí ocurrió fue mucho peor. A principios de este año, los Amigos Canadienses de Gao escribieron una carta al Primer Ministro Harper, pidiéndole que intervenga para que lo liberen: "En lugar de cumplir con las obligaciones estipuladas en la Declaración Universal de los Derechos Humanos, de la cual China es signatario, persisten las violaciones flagrantes a los derechos humanos. Después de buscar la justicia valerosamente para los grupos vulnerables como los pobres, los discapacitados, los perseguidos, la historia de Gao es una luz que brilla en la oscuridad, un recordatorio de que todos debemos defender lo que creemos y confirmamos."

Sudán

En Sudán el régimen ha sacrificado probablemente a más de 400, 000 africanos habitantes de Darfur y expulsado a seis veces más esa cantidad, alrededor de 2, 5 millones. Después de matar a alrededor de dos millones de personas y expulsado una cantidad mayor, predominantemente cristianos y animistas del sur de Sudán. Lagrimas en el Desierto es el relato espeluznante de la Dra. Halima Bashir de sus años como médico en un pueblo de Darfur.

Es un genocidio contra los musulmanes africanos y anteriormente en el sur contra cristianos y animistas. Eric Reeves señala que en la actualidad hay alrededor de 3, 5 millones de personas afectadas por el conflicto, cerca de 10, 000 personas mueren cada mes por causas no naturales. Los motivos de Mia Farrow y otros para proteger a la población de Darfur son muy convincentes.

India

Hace algunos años, Marc Gopin escribió sobre los crecientes ataques por parte de militantes hindúes en contra de los cristianos en la India. Afortunadamente, las numerosas obras educativas realizadas por los cristianos en la India por generaciones, junto con el compromiso de la mayoría de los hindúes por el pluralismo religioso, hace que en general sea difícil mantener la persecución en contra de las comunidades de fe. La fricción más peligrosa en la India es entre hindúes y musulmanes.

Las experiencias en Orissa fueron afortunadamente excepciones terribles. La Comisión de Libertad Religiosa de la Alianza Evangélica Mundial publicó un informe este año, justo antes de las elecciones nacionales en la India. Varios diputados canadienses hicieron un informe y escribieron al gobierno nacional. En India un estado democrático y de derecho, la Suprema Corte dictaminó que el gobierno nacional era responsable de mantener la paz en Orissa y no podía permitir que los gobiernos estatales y locales ignoraran la ilegal persecución local. Es vital que más de nosotros hablemos sobre las violaciones a la libertad espiritual, dondequiera que estas ocurran.

¿Qué podemos hacer?

Se podrían salvar vidas, si las comunidades espirituales se mantienen hombro con hombro cuando alguien de nuestra propia u otra comunidad es perseguido en cualquier parte. Por ejemplo, en los años 90, cientos de personas de muchos credos se manifestaron en el ayuntamiento de Edmonton, en relación a la persecución de musulmanes en Bosnia. Más tarde, muchos de nosotros hicimos lo mismo en la Asamblea Legislativa por la persecución de cristianos en Pakistán. Miles de soldados canadienses se unieron a la OTAN en las milicias de paz, que finalmente entraron en los Balcanes.

Sólo mediante el respeto mutuo podremos construir un mundo mejor, donde todos los pueblos, religiones y culturas puedan realmente nombrarse a sí mismos. En el nuevo siglo, por otra parte, sólo si las comunidades de fe cooperan la paz será viable. Recientemente, su Santidad el Dalai Lama pidió un siglo de compasión en Vancouver ante 16, 000 líderes estudiantiles (www.david-kilgour.com).

Peor que la guerra

El nuevo libro de Daniel Goldhagen, Peor que la Guerra, tiene un capítulo pleno de sugerencias de lo que todos nosotros podemos hacer:

1- Desarrollar un discurso eficaz. "Los asesinatos en masa y la política de supresión son flagelos de la humanidad, ...más mortíferas que las guerras...sin embargo, ahora en los noticieros locales (EE.UU.) la aniquilicación en masa recibe menos atención, en términos absolutos, que los siniestros en casa".

2- Referirse a los asesinos de masas por sus nombres reales. Por ejemplo, "el asesino de masas sudanés Bashir, en lugar de "el Presidente al-Bashir de Sudán". Algunos tiranos podrían ser disuadidos de cometer asesinatos en masa, si saben que pudieran ser marcados para siempre con tales títulos.

3- "Los países que perpetuán el asesinato en masa...o están tentados a hacerlo, son abrumadoramente pobres y débiles...Muchos podrían ser fácilmente detenidos con un poco de poder militar y probablemente con otros medios disponibles, que se puedan emplear fácilmente..." En mi opinión, la fuerza externa sólo debe utilizarse como último recurso, como por ejemplo, en Bosnia.

El concepto canadiense de la Responsabilidad de Proteger (R2P) estaba destinada a aplicarse en situaciones en las que los gobiernos estuvieran matando a su propia gente. El Consejo de Seguridad de la ONU ha diluido la idea dando el derecho a veto al uso de milicias de paz a sus miembros permanentes. Algunos de los cinco claramente no están de acuerdo con lo que la R2P está tratando de lograr.

Por último, le remito al último libro de religión de Karen Armstrong, El Caso de Dios. Permítame citar sólo el final del mismo: ‘ La cuestión de la religión (es) vivir con intensidad y riqueza el aquí y ahora. Las personas realmente religiosas son ambiciosas. Quieren vivir vidas llenas de significados... En lugar de ser aplastados y amargados por el dolor de la vida, buscan mantener la paz y la serenidad en medio del dolor... tratan de respetar el inefable misterio que perciben en cada ser humano y crean sociedades que protejan y den la bienvenida al extraño, al extranjero, el pobre y el oprimido. Por supuesto, a menudo decaen, a veces en el abismo. Pero en general, encuentran que la disciplina de la religión ayuda a hacer todo esto..." ¿Es esta realidad en parte, el por qué las comunidades espirituales son vitales para el bienestar de las naciones en todas partes?

Traducción del inglés al español: Lucía Aragón


Sobre esta noticia

Autor:
José Jimenez (237 noticias)
Fuente:
deorienteaoccidente.wordpress.com
Visitas:
5197
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.