Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Carlos Perla Hernández escriba una noticia?

El telescopio TMT de 30 metros funcionará en 2018

17/11/2009 00:00 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

400 años después de que el telescopio de Galileo revolucionara la perspectiva de la humanidad sobre el universo, se prepara un nuevo telescopio gigante que podría llevarnos a un nuevo nivel de conocimiento.

El enorme telescopio de 30 m (Thirty Meter Telescope o TMT) con un espejo primario del tamaño de una ballena azul, forma parte de una nueva generación de telescopios súperpoderosos que se construirán en tierra. Su finalización está prevista para 2018, y tendrá nueve veces la superficie colectora de los telescopios Keck de 10 m de diámetro, y 12 veces la resolución del Telescopio Espacial Hubble. Desde su emplazamiento recientemente seleccionado en la cumbre del volcán Mauna Kea en Hawai, este telescopio pionero proporcionará una vista extremadamente detallada de nuestro universo.

El enorme espejo segmentado del TMT superará al Hubble

"Cuanto más aprendemos, el cosmos se vuelve cada vez más misterioso y necesita más ingenio humano para dar el próximo paso", comentó Jerry Nelson, físico de la Universidad Central de Santa Cruz, y científico del proyecto TMT, durante una charla el pasado jueves.

Una vez esté finalizado este nuevo telescopio permitirá a los astrónomos de los objetos débiles más nítidamente que nunca anteriormente. Podrá enfocar e identificar estructuras extremadamente distantes que actualmente aparece en cómo borrones difusos en el Hubble Deep Field (un mapa fotográfico ultraprofundo es del universo). Por ahora nadie sabe qué son estos objetos.

Esta nueva resolución proporcionara una nueva visión sobre la materia oscura y la energía oscura. También ampliará la búsqueda de planetas que orbitan otras estrellas. Por primera vez, será rutina obtener imágenes directas de estos exoplanetas, obteniendo información sobre la composición química de su atmósfera su dinámica.

El nuevo TMT podrá penetrar más atrás en el tiempo que cualquier telescopio anterior, hasta la formación de las primeras estrellas y galaxias que siguieron las "edades oscuras" del universo.

El telescopio contará con un nuevo sistema de óptica adaptativa que le ayudará a observar con mayor nitidez. La turbulencia atmosférica distorsiona la luz que procede de estrellas lejanas. Para resolver este problema el telescopio utiliza un sistema de óptica adaptativa que utiliza un láser de sodio para sondear las condiciones atmosféricas a cada momento, aportando información sobre las turbulencias y actuando sobre un pequeño espejo deformable para corregirlas imágenes a tiempo real. Éste efecto es algo similar a ponernos gafas para corregir una visión borrosa, el resultado final es una imagen mucho más nítida.

Enorme edificio albergará esta maravilla tecnológica

Sin este sistema de óptica adaptativa, la astronomía desde tierra sería incapaz de competir con telescopios en el espacio como el Hubble. El sistema se considera característico que Nelson se refiere a él como "el corazón y el alma del espejo y el telescopio."

Nelson ha sido llamado el padre del telescopio moderno, puesto que su innovador diseño de los 70 permitió la creación de telescopios mayores como él Keck de 10 m. Los telescopios con espejos segmentados han transformado completamente la ciencia de la astronomía, lo que ha llevado a la astrónoma Sandy Faber de la Universidad Central de Santa Cruz, a llamarlo el Galileo moderno.

Anteriormente, los espejos de los telescopios mayores a 5 m eran considerados inviables debido a muchos problemas: su dificultad para ser fundidos, su soportes el muy delicados y quebradizos, y además el espejo podía curvarse bajo su propio peso alterando sus propiedades ópticas.

Nelson se dio cuenta que segmentar el espejo principal en espejos hexagonales separados podía resolver todos estos problemas. Su diseño colocó espejos individuales en forma de panal de abeja y utilizó un complejo sistema de guía por computadora para qué actuasen como un solo espejo de tamaño mucho mayor.

El primer telescopio en beneficiarse de este nuevo sistema fue el Keck, que tiene un espejo compuesto de 36 espejos individuales. El reflector del TMT será de un orden de magnitud mayor con 492 espejos individuales.

Los telescopios han doblado su tamaño cada 30 años durante el siglo pasado y en un futuro no tan distante, Nelson ya predice telescopios de 50 e incluso 100 m.

Esto no quiere decir que construir estos telescopios sea tarea fácil. El TMT necesitará un consorcio internacional que incluirá el sistema de la Universidad de California, Caltech, Canadá y Japón. Necesitará una financiación adicional que procederá de la fundación Gordon and Betty Moore Foundation, que ha comprometido 200 millones de dólares para el proyecto.

"Los descubrimientos que vamos a realizar con el TMT sencillamente aumentarán nuestra sed de telescopios todavía mayores y con capacidades mejoradas, siempre y cuando mantengamos nuestra curiosidad y tengamos el dinero suficiente para construirlos. Pienso que vamos a ver telescopios aún mayores."

Fuente original

Publicado en Odisea cósmica


Sobre esta noticia

Autor:
Carlos Perla Hernández (1246 noticias)
Fuente:
odiseacosmica.com
Visitas:
8596
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.