Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Diasporaweb escriba una noticia?

Stephen Hawking: "Nuestro cerebro nos sobrevive después de la muerte". La opinión de un genio, uno de los 10 cerebros del mundo

24/09/2013 20:30 1 Comentarios Lectura: ( palabras)

El tetrapléjico Stephen Hawking sostuvo durante el rodaje de una película sobre su vida, la teoría que encabeza este reportaje. Tal afirmación, como otras sobre religión, ha sido reproducida por todos los medios importantes del mundo

El físico británico Stephen Hawking afirmó que es teóricamente posible 'copiar' el cerebro humano a un ordenador para permitirle seguir funcionando después de la muerte.

Según el periódico británico 'The Guardian', Stephen Hawking afirmó en el estreno de un documental sobre su vida que cree que los cerebros humanos podrían seguir funcionando independientemente del cuerpo.

"Creo que el cerebro es como un programa en la mente, que es como un ordenador, por lo que en teoría es posible copiar el cerebro en un ordenador y proporcionar así una forma de vida después de la muerte", afirmó el físico.

Sin embargo, Hawking aclaró que de momento esto va mucho más allá de los logros alcanzados hasta ahora por la tecnología humana.

"Pienso que el concepto convencional de la vida después de la muerte es un cuento de hadas para la gente que tiene miedo a la oscuridad", subrayó.

Pero el cuerpo, no hay posibilidad, al menos de momento  de conservarlo. Y temiendo que lo del miedo a la obscuridad fuera tomado fuera de contexto, el sabio añadió: en la próxima vida, todos vamos a intentar corregir las cosas en las que nos equivocamos en este.

Pero, ¿qué clase de vida será la futura? Pronto estaremos viviendo en Googleworld. Google está muy dispuesto a copiar nuestro cerebro y utilizarlo en sus propios dispositivos. (Literalmente).

Así que todo lo que quedará de nosotros será utilizado para las búsquedas, recuerdos, experiencias, etc. Estaríamos vivos dentro de la red.

Vamos a estar mejor, seremos mejores personas, más tranquilos y habrá más gente con sabiduría.  No, no vamos a ser caballos pastando en un campo de nuestros días?

Stephen Hawking, considera que las mujeres son un completo misterio al que dedica la mayor parte de sus pensamientos.

El físico y cosmólogo reveló que a pesar de su fascinación por los agujeros negros en lo que más piensa a lo largo del día es en las mujeres.

Hawking, casado y divorciado dos veces, aseguró que su mayor error científico fue cuando dijo que su  información sobre los agujeros negros sería destruida.

De acuerdo con Stephen Hawking, todo  esto no va a pasar de la noche a la mañana, tardará bastante. Hawking está consciente de que muchos fantasean con la vida futura. Pero a él le gustaría responderles: “Pobres”

Como informa el Guardian, Hawking dijo que ha tenido que vivir toda su vida con la amenaza de una muerte temprana. Así que ha tratado de no perder el tiempo en mirar atrás. Hawking nunca ha sido un gran creyente en Dios. A principios de este año, en una charla dijo que el mundo y  todo fue creado sin la intervención una deidad. Ya en 2010, Hawking explicó a Diane Sawyer de que la ciencia y la religión eran totalmente incompatibles.

 Él, sin embargo, en su discurso de la película insistió en ofrecer un pequeño destello de esperanza a los que imaginan que les gustaría tener un volver a empezar.

En su intervención en el estreno de un documental sobre su vida, el famoso físico y seguramente el científico más importante de nuestro tiempo dijo que el cerebro humano puede ser capaz de ser copiado y por lo tanto conservado. Pero el cuerpo, no hay posibilidad, al menos de momento.

Al científico se le diagnosticó a los 21 años esclerosis lateral amiotrófica, una enfermedad que le ha dejado el cuerpo totalmente paralizado. En aquella época los médicos le pronosticaron un máximo de dos o tres años de vida.

"Toda mi vida he vivido con la amenaza de una muerte prematura, por lo que no me gusta perder el tiempo", dijo Hawking.

Hoy  día la parálisis ha llegado a tal extremo que el científico solo puede comunicarse con el mundo mediante un sistema de voz computarizada y los movimientos de un músculo de su mejilla que capta el sensor de un ordenador diseñado especialmente para él. A principios de esta semana, Hawking también se pronunció a favor del derecho de los enfermos terminales a someterse al suicidio asistido.

Stephen Hawking es un ser superior respecto al intelecto y le gusta aclarar muchos conceptos en que la gente se enreda

Sólo un 0, 5% de la población cuenta con un coeficiente mental superior a 140 puntos, lo que sitúa objetivamente a estas personas por encima de la barrera de la genialidad. Sin embargo, no todo el mundo con este potencial logra destacar, ya sea por falta de medios o por una formación escasa. A continuación, ofrecemos un ranking de las diez personas vivas más inteligentes del mundo, teniendo en cuenta para su elaboración tanto el coeficiente mental como su contribución científica a la humanidad y su reconocimiento social, según las estadísticas aportadas por el sitio web superscholar.org.

Entre los diez hombres con mayor Coeficiente Intelectual (CI) ha surgido una niña británica de 11 años que supera a los hombres más inteligentes del mundo

Stephen Hawking (160 C.I.)

Hawking, con un coeficiente intelectual de 160 puntos, no encabeza la lista de los genios con mayores puntuaciones, pero nadie duda de que sus teoremas y predicciones teóricas sobre el universo lo hayan colocado en la cúspide de los grandes científicos. Unos logros que se reflejan en su extenso palmarés de premios y reconocimientos, entre los que destacan  las medallas Copley y Libertad en 2006 y 2009, respectivamente.

Este físico y divulgador británico de 70 años de edad ha sido el responsable de que el cosmos nos parezca algo menos extraño y desconocido. La teoría del todo: el origen y el destino del universo (Debate) y, sobre todo, Brevísima historia del tiempo (Crítica) son dos de sus best-sellers que más han contribuido al conocimiento cosmológico del gran público.

Kim Ung-Yong (210 C.I.)

Doctorado en física en la Universidad  de Colorado antes de cumplir los 16 años, este prodigioso coreano que ahora cuenta con 50 años no dejó de sorprender a sus allegados desde el momento en el que nació. Antes de cumplir su primer año de vida ya hablaba con total fluidez. Inscrito en el Libro Guinness de los Records por poseer uno de los coeficientes más altos de los que se han registrado a lo largo de la historia (210-220), a los siete años ya fue invitado a los Estados Unidos por la Nasa. Ahora se mantiene al margen de la vida pública enseñando ingeniería civil en Corea del Sur.

Paul Allen (170 C.I.)

El cofundador de Microsoft junto a Bill Gates es una de las piezas fundamentales en el desarrollo de la informática. Su fortuna, de más de 10.500 millones de dólares, se incluye entre las 50 más grandes del mundo, según la lista de la  revista Forbes. Allen, de 59 años, tiene acciones en más de 140 empresas famosas, entre las que destacan Priceline, Dreamworks, GoNet, Oxygen o Metricom. Sin embargo, también destaca por su filantropía, destinando grandes cantidades de dinero para seguir contribuyendo al avance de la ciencia y de la tecnología.

Richard Rosner (192 C.I.)

Este norteamericano cuenta con uno de los coeficientes más altos de Estados Unidos en la actualidad, pero su biografía sorprende porque siempre se ha mantenido alejado de las actividades científicas propias de los genios de su talla intelectual. Guionista y creador de contenidos de  televisión, se define él mismo como modelo, stripper y camarero sobre patines.

Garry Kasparov (190 C.I.)

El exajedrecista ruso que dio categoría mediática a este deporte como nunca antes había ocurrido debido a sus históricos logros –en 1985 se proclamó el campeón del mundo más joven de la historia– es ahora una de las peores pesadillas del presidente Vladimir Putin. Opositor al Kremlin (La Otra Rusia) y activista por los derechos humanos, la última de sus repetidas detenciones policiales se produjo a las puertas del juicio contra el grupo Pussy Riot. A día de hoy ningún otro ajedrecista ha conseguido superar su récord de puntos desde enero de 1990, cuando alcanzó la cifra de 2.800 (una puntuación nunca antes conseguida).

Andrew Wiles (170 C.I.)

Este matemático británico de 59 años alcanzó la fama mundial en 1995 tras demostrar el último teorema de Fermat. Por este motivo se hizo con el Premio Fermat en aquel mismo año, al que le siguieron el Wolf y la Medalla Royal, en 1995 y 1996, respectivamente. En 2005 se hizo con el reconocido galardón Shaw. Actualmente combina sus investigaciones con la docencia en la Universidad de Princeton.

Judit Polgár (170 C.I.)

Con tal sólo 19 años, esta joven húngara ha sido la única mujer que consiguió colarse entre los diez primeros ajedrecista de la clasificación mundial, según el ranking de la Fide. Con 15 años se convirtió en la persona más joven en obtener el título de Gran Maestro Internacional. Entre sus victorias más memorables destaca la del torneo de Wijk aan Zee (Holanda) en 2003, en el que derrotó al mítico ajedrecista indio Viswanathan Anand (actual campeón del mundo) sin perder ninguna partida.  

Christopher Hirata (225 C.I)

Considerado un niño prodigio, a los 13 años ganó la medalla de oro en las Olimpiadas Internacionales de Física y a los 16 ya colaboraba con la Nasa en proyectos relacionados con la colonización de Marte. Doctorado en astrofísica por la Universidad de Princeton con 20 años, está considerado como una de las mentes más lúcidas en la actualidad de Estados Unidos.

Terrence Tao (230 C.I.)

Este matemático australiano también fue considerado un niño prodigio, que con dos años ya era capaz de calcular aritmética básica. Con nueve años recibió sus primeras clases en la universidad y con 20 se doctoró. En 2006 recibió la medalla Fields, a la que antecedieron otros premios como el Salem (2000), el Bôcher (2002) o el Levi Conant en 2005 que entrega la American Mathematical Society.

James Woods (180 C.I.)

Este actor norteramericano, nominado en dos ocasiones para el Óscar,   ha ganado tres premios Emmy, obtuvo la mejor nota en las pruebas verbales de acceso a la universidad. Posteriormente se matriculó en el Instituo Tecnológico de Massachusetts (MIT), donde se especializó en ciencias políticas, pero posteriormente abandonó el mundo académico para dedicarse de pleno a las artes escénicas.

A los diez anteriores hay que añadir a la niña de 11 años que tiene más (Cociente Intelectua-lQ) que Albert Einstein y Stephen Hawking

Cerys Cooksammy-Parnell tiene solo 11 años, y ya se situó por encima de genios como Albert Einstein y Stephen Hawking en las pruebas de medición del coeficiente intelectual, convirtiéndose de esta manera en una de las personas más brillantes del Reino Unido, según informe del The Huffington Post.

La pequeña Cerys es natural de Northampton y a su corta edad ya tiene una puntuación de 162 en la escala Cattell B de la prueba de Coeficiente Intelectual (IQ) de Mensa, una asociación internacional que agrupa a persona con un IQ “de élite”.  Einstein y Hawking alcanzaron 160 puntos.

“Mi intención al hacer la prueba era solo tratar de batir la puntuación de mi padre que es muy listo, (y cuyo coeficiente intelectual es de 142), pero no esperaba ganarle por un margen tan amplio”, dijo Cerys a RT.

Mensa invitó a la niña de 11 años a sumarse a la asociación que actualmente tiene unos 21.00 miembros en el Reino Unido, de los que 1.300 son niños.

FUENTE: DIASPORAweb ESPECIAL PARA GLOBEDIA        


Sobre esta noticia

Autor:
Diasporaweb (1586 noticias)
Visitas:
12270
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

×
¿Desea borrar este comentario?
Borrar
0
+ -
Responder

Mykel (27/09/2013)

El ser humano, es una ecuacion con representacin fractal origen de la propia evolucion del sistema universal al que pertenecemos. Por lo tanto, copiable y reproducible como indica Stephen Hawking. Es un tema a debate etico, pero dentro de pocos años asisteremos a este debate.
Saludos, /Mykel