Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Livingviajes.com escriba una noticia?

Sierra de Irta en Peñíscola

17/02/2010 22:44 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Hoy presentaremos un magnífico lugar en Peñíscola, lugar de preferencia turística donde los haya. Si estamos en uno de los hoteles en Peñíscola y decidimos que ya estamos hartos de la masificación y agobio a la hora de encontrar un lugar en sus saturadas playas y enclaves, podemos decidir dar una vuelta por el Parque Natural de la Sierra de Irta, el único enclave costero que aún se resiste a las edificaciones en todo el litoral mediterráneo.

Formado por una sierra que de forma espléndida discurre paralela a la línea de costa a lo largo de 15 km, en ella podremos encontrar acantilados, playas y calas que nos enseñarán un espectacular paisaje.

Esta es precisamente su singularidad, a saber, la combinación del mar y la montaña a escasos metros, lo que nos permite contemplar desde las puntas de los picos más elevados del entorno, espléndidas panorámicas de la costa e incluso, en los días con mejor tiempo, llegar a ver las Islas Columbretes. No, no estamos hablando de una zona del cantábrico, sino que de un lugar situado en pleno mediterráneo.

La superficie protegida del parque ocupa en total alrededor de 12 mil hectáreas en las que se puede destacar un rico patrimonio no sólo natural sino artístico. Aquí podremos ver lugares tan hermosos como el castillo de Xivert y el de Pulpis, los cuales pertenecían a la Orden del Temple y las ermitas de San Antoni Abad y Santa Lucía, del lejano siglo XVII. Además, nos divertiremos encontrando las torres de una red de vigía que se destinaban a la protección de la zona de las incursiones marítimas.

En este sorprendente paraje natural, encontraremos diversas diminutas y acogedoras calas que están prácticamente vírgenes y sin contaminación, por lo que nos podremos bañar en aguas casi cristalinas. También hay dos pequeñas playas de arena donde podremos observar una de las pocas dunas de este bello litoral castellonense con su típica vegetación.

Así las cosas, ¿quién dice que una estancia en Peñíscola es algo aburrido y monótono? Quien lo piense que se dirija al enclave hoy presentado, al Parque Natural de la Sierra de Irta.

Foto Vía: Piña Colada

image

image


Sobre esta noticia

Autor:
Livingviajes.com (610 noticias)
Fuente:
livingviajes.com
Visitas:
4864
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.