Globedia.com

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Álvar Núñez Cabeza De Vaca escriba una noticia?

Semana 2 de entrenamiento, antes de salir

25/06/2011 02:28

0 Cuida tu alimentación antes de entrenar, tus ejercicios se harán más fáciles y productivos

0

Espero que el ejercicio de la primera semana no haya sido muy exigente, por si acaso y para asentar fuertemente una buena base de forma física, esta va a tener un nivel parecido.

Continuamos con tres días alternos de entrenamiento, salimos uno y descansamos el siguiente. Caminamos durante 20 minutos para calentar, corremos despacio durante 3 minutos y andamos 2 minutos, haremos diez repeticiones, finalmente caminamos 10 minutos para descalentar.

Para compensar la musculatura de las piernas hay que hacer un poco de ejercicios de desarrollo general como flexiones y abdominales, vamos a hacer 5 repeticiones de cada después del entrenamiento anterior.

Finalmente estiramos con suavidad, sin repeticiones ni elongaciones exageradas, ya en casa unas horas después estiramos de nuevo cada grupo muscular del cuerpo, en total unos 20 minutos. (Ver en este blog “Estirar es bienestar”).

Tras la comida, la mayor parte de la sangre va al sistema digestivo para facilitar los movimientos del estómago, intestinos y recoger los nutrientes de los que luego se alimentan el resto de las células del cuerpo, por este motivo es posible que sintamos frío después de una gran comida, la sangre que mantiene nuestra temperatura corporal bajo la piel ya no está en la misma cantidad. Lo mismo ocurre al hacer ejercicio, donde una buena parte de la sangre se utiliza para llevar nutrientes a las células de los músculos.

Contrata tu ENTRENADOR PERSONAL DESDE 5 € aquí y consigue tu mejor marca

Antes de entrenar hay que haber hecho la digestión pero no tener hambre de nuevo, es decir, deben pasar unas dos o tres horas. Si tenemos hambre lo mejor es comer algo ligero, un yogur o fruta.

Es importante saber cuanto se tarda en digerir cada alimento para que el entrenamiento sea lo más cómodo posible y no tengamos problemas de digestiones pesadas, por ejemplo: la carne tarda más de 3 horas, igual que un cocido o fabada, el pescado, según cual entre 2 y 3 horas, unas legumbres sin carne o tocino se digieren en 2 horas, como el arroz, pasta, patatas, verduras o un buen bocadillo.

El tiempo de digestión también depende de la cantidad comida y del hambre que tuviéramos antes.

Es mejor no acompañar las comidas con mucho líquido, no más de un vaso, para que los jugos gástricos actúen mejor, por eso hay que beber un rato antes o 30 minutos después.

Respetando estos tiempos conseguiremos que mientras estemos entrenando no tengamos ganas de ir al baño que seguramente en ese momento puede quedar muy a desmano, también ayuda tomar una infusión caliente o un cafecito después de la comida.

Unos minutos antes de salir hay que hacer unos ejercicios de movilidad, que consisten en mover mediante giros las articulaciones que vayamos a utilizar.

Comentarios

No hay comentarios, se el primero en