Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-internacional escriba una noticia?

Sarkozy, hospitalizado hasta mañana lunes tras sufrir una bajada de tensión mientras corría

26/07/2009 20:32 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Europa  Press

El presidente francés, Nicolas Sarkozy, permanecerá ingresado y en observación hasta mañana lunes 27 de julio por la mañana en el hospital militar Val de Grace de París después de haber sufrido una súbita bajada de tensión mientras hacía 'jogging' en el parque del Castillo de Versalles.

El jefe del Estado, que tiene 54 años y es un gran aficionado al deporte, se sintió mal a última hora de la mañana de hoy después de 45 minutos de "ejercicio físico intenso" aunque "no perdió el conocimiento", según la información difundida por el Elíseo en un comunicado.

Ello llevó al presidente a "interrumpir su esfuerzo y tumbarse en el suelo" con la ayuda de un amigo. Luego, fue el médico del Elíseo, que acompaña siempre al presidente en todos sus desplazamientos, quien se encargó de los primeros auxilios y de avisar a los servicios de socorro.

A continuación, el presidente fue trasladado en helicóptero al hospital militar de Val de Grace, donde a partir de las 13.45 horas se le practicaron los correspondientes exámenes de control. "El examen clínico y los exámenes complementarios de tipo neurológico son normales (sanguíneo, electroencefalograma, resonancia magnética). La vigilancia cardiológica, sistemáticamente practicada en tales circunstancias, continuará hasta mañana", según indicó la presidencia francesa.

Mientras tanto, el presidente "descansa" y ha recibido a sus proximos colaboradores para "mantenerse informado sobre la actualidad", agrega el Elíseo, que mañana dará a conocer un nuevo parte médico sobre el estado de salud del jefe del Estado.

"REFUNFUÑA, TODO VA BIEN"

"Va bien. Tiene hambre. Refunfuña, ... Por lo tanto, todo va bien", relataba a la emisora de radio RTL el alcalde de Levallois-Perret y amigo del presidente, Patrick Balkany, que pudo hablar con su esposa, Carla Bruni, que acompaña a su marido en el hospital.

Balkany, que admitió su sorpresa y su preocupación al saber que el presidente se había sentido mal, cree que Sarkozy debería "hacer menos esfuerzos y alimentarse un poco más", aludiendo al régimen que lleva a cabo el mandatario galo.

"Cuando se es superactivo y muy deportista se tensa un poco la cuerda y la cuerda se rompe. Hace falta que se cuide. Le necesitamos, por lo tanto tiene que tener cuidado. Espero que para él sea una alerta para que modere sus esfuerzos", agregó el alcalde de la UMP.

La noticia del síncope sufrido por Sarkozy, conocida poco después de las 15.00 horas, ha provocado numerosas reacciones procedentes de la clase política.

El primero en desear una pronta recuperación al presidente fue el alcalde de París, el socialista Bertrand Delanoë, que asistía hoy a la llegada del Tour de Francia a los Campos Elíseos de la capital francesa. Martine Aubry, primera secretaria general de los socialistas y François Bayrou, líder del centrista MoDem, se unieron igualmente a los deseos del alcalde de París.

Mientras, el primer ministro, François Fillon, regresó de urgencia a París tras conocer el ingreso hospitalario del presidente. Fillon se encontraba en La Sarthe, en Le Mans, y acortó su fin de semana para volver a la capital francesa a primera hora de la tarde.

SEGUNDA HOSPITALIZACIÓN

La hospitalización de Sarkozy es la segunda del jefe del Estado galo desde que llegó al Elíseo en mayo de 2007, aunque es la primera vez que su ingreso se hace público.

Con anterioridad, Sarkozy fue hospitalizado en el mayor de los secretos el 21 de octubre de 2007 para ser sometido a una pequeña intervención en la garganta, también en el hospital militar Val de Grace de París, el centro en el que son tratados tanto los presidentes de la República francesa como los mandatarios extranjeros.

El problema de garganta de Sarkozy, ocurrido pocos días después del anuncio de su divorcio con su anterior esposa, Cécilia Ciganer-Albeniz, salió a la luz en enero de 2008 precisamente en un libro sobre Cécilia escrito por dos periodistas y titulado 'Célicia, la cara oculta de la ex primera dama'.

No obstante, el propio Sarkozy se había comprometido durante la campaña electoral a publicar regularmente partes médicos sobre su estado de salud. "Si soy elegido, me comprometo a publicar un parte médico desde mi toma de posesión al menos dos veces por año y más si mi estado de salud lo justificara", llegó a decir en mayo de 2007.

Hasta ahora se han publicado dos partes médicos, uno en mayo de 2008 y el último el 3 de julio pasado, en el que el Elíseo anunciaba que los exámenes cardiovasculares y sanguíneos practicados a Nicolas Sarkozy eran "normales".

La salud de los presidentes franceses ha sido siempre un tema delicado, sobre todo después de que se ocultara el cáncer que padecía François Miterrand durante los 14 años de mandato del líder socialista, según recuerda 'Le Figaro'.

En el caso del antecesor de Sarkozy, Jacques Chirac, éste sufrió un problema vascular cerebral en septiembre de 2005 a la edad de 72 años y permaneció ingresado en el Val de Grace durante una semana, pero al entonces primer ministro, Dominique de Villepin, sólo se le informó un día después. Antes, en 2003 el entorno del ex presidente tuvo que desmentir los persistentes rumores sobre los problemas auditivos del jefe del Estado.

El ex presidente Chirac había prometido en 1995 dar toda la información significativa sobre su estado de salud pero había rechazado publicar partes periódicos amparándose en el respeto a su vida privada.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-internacional (92541 noticias)
Visitas:
15787
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.