Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Emiro Vera Suárez escriba una noticia?

Sánchez e Iglesias, acoplan La Memoria Histórica de los pueblos a un solo sentir

22
- +
01/02/2020 03:45 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

España y Venezuela, constituyen un globo de ensayo de Podemos para gobernar en el próximo 22 .de febrero

Aventis

Vox tenía razón al plantar su programa en una sola razón. Para todos, es necesario que España y Venezuela renueven sus caras en el partido que los une a ambos que es Podemos de Pablo Iglesias que a última hora apoyo a Pedro Sánchez, es muy simple, no querían ver al Psoe en una alianza con el PP, Ciudadanos y Vox, la gente de Echenique necesitaba de esos diez, 10, ministerios. Una voz autorizada expuso, “Cómo nos engañó Sánchez a todos. Todavía no me cabe en la cabeza que los socialistas no podamos hacer algo para detener esta locura. No puedo creer que el partido apoye un gobierno que pacta con los independentistas asuntos que están fuera de la Constitución, como no me acabo de creer que pacte con el PNV la política respecto a Navarra. Los de ETA deben estar brindando con champán. Es lo que querían".

Cada uno, lleva sus retazos a cuestas, algunos hablan con pesar, ya la investidura de Sánchez se cumplió, todo esta convertido en notas de historias viejas, un freno ya es imposible. Ahora, como seductor e investido promete, lo que no puede prometer. Por ejemplo, una Reforma Constitucional y el presidente Nicolás Maduro Moros acaba de anunciar que la Asamblea Nacional Constituyente debe apurar el paso para lograr que nuestra Constitución sea revisada en su aspecto jurídico, dos países enclavados en un solo programa de gobierno y un creador, José Luis Rodríguez Zapatero. A su lado, el ya legendario Pablo Iglesias.

Sánchez ha puesto en fila a todo su equipo con la instrucción de conseguir como sea la abstención de ERC. A Lastra le ha correspondido la tarea de acordar con la otra parte un calendario de reuniones y las cuestiones a negociar. El presidente en funciones, consciente de que Junqueras y Rufián tienen entre ceja y ceja el referéndum y la amnistía, pretende que ERC aplace esas dos cuestiones hasta que tome posesión el nuevo Gobierno. Después, abordaría los puntos que tanto importan a ERC.

Mientras ese mensaje se traslada a los independentistas, Carmen Calvo repite a diario a los constitucionalistas que Sánchez en ningún caso hablará de referéndum. Es decir, pretenden tranquilizar a unos y a otros pensando que unos y otros son inocentes criaturas que no se dan cuenta de que no se puede prometer una cosa y la contraria según con quien se hable.

La reforma que promete Sánchez debe cumplir, sin embargo, unos requisitos legales que su equipo no menciona: debe ser aprobada por tres quintos del Congreso y del Senado y llevada a referéndum si lo piden un 10% de diputados o senadores. Si afectara a la estructura institucional de España, obligatoriamente tendría que ser sometido a referéndum de todos los españoles y, si se aprueba, hay que disolver las Cortes, convocar elecciones y que el nuevo parlamento ratifique el referéndum anterior.

Todo esto lo sabe cualquiera que conozca la Constitución. Sorprende, por tanto, que nada menos que un presidente del Gobierno, y una vicepresidenta doctora en Derecho Constitucional, para encandilar a un partido que les salvaría la investidura, lancen propuestas que no está en su mano cumplir. Con esas promesas y un calendario de reuniones pretendan engañar a tirios y troyanos, constitucionalistas e independentistas.

Se necesita un programa común de gobierno para los países de Bolivia, Argentina, Perú y Venezuela. Explicar, lo que pasa allí es casi imposible, pero allí hay representatividad y España debe demostrar con sus dedos de frente que ya esta listo el postureo para avanzar con la izquierda en toda Latinoamérica y que, una sola ruta de acuerdos permitiría asignarle una sola ruta a los ciudadanos ya tóxicos con la imagen de Chávez, Lula, Néstor y Chávez, ya que son incapaces de decidir por una ciudadanía en la comunidad para seguir manteniendo vivo el romanticismo por el socialismo.

La izquierda, viene sufriendo una desjudicialización para desarmar al Estado y solo Pablo Iglesias y Nicolás Maduro Moros serían los indicados para convencer a la gentuza ya existente que jamás se puede desafiar al Estado., más si algunos pactos resultan bastardos.

El mismo día en que ocurría este sainete más bien deprimente, pues a nadie le agrada ver a su país tutelado desde una cárcel por un enemigo declarado del mismo, el siempre entusiasta Tezanos publicaba un CIS donde PSOE y Podemos seguían subiendo como espuma de champán mientras caían PP, Ciudadanos y Vox. Pero algunos bochornos no los puede enmascarar ni siquiera la pundonorosa propaganda del veterano «hooligan» demoscópico.

Es necesario sumar votos

El récord al que está a punto de llegar Sánchez, o que ya habría rebasado según otras cuentas, es el de haber confeccionado un gobierno y acumular, al cabo de un par de semanas, un número inalcanzable de sobresaltos. No hay día sin su afán, sin su contradicción, sin su embuste, sin su rebelión sectorial, sin su zona de incendio provocado. Es difícil que un gobierno europeo cumpla apenas un par de Consejos de Ministros y tenga fuegos repartidos por doquier: un ministro pillado in fraganti compartiendo enredo con una dirigente prohibida en Europa (me da a mí la impresión de que Ábalos es el pagano de un sainete que ni le iba ni le venía), un código penal a punto de ser revisado para excarcelar a un delincuente, una ministra metomentodo que logra la dimisión de un gestor del cariz de Jordi Sevilla, otra que asegura que los niños no son de sus padres, otra que pasa de ser una sectaria ministra de Justicia, directamente, a ser fiscal general del Estado, un sector como el agrícola levantado contra su delicada situación y apaleado con mucha más saña que cualquier manifestante catalán en días de agitación... y una relación inexplicable, en función de sus pervertidos acuerdos de gobierno, con los gobernantes independentistas catalanes. Me dejo cosas, pero es que se me acaba el artículo antes de que entre en el meollo. Vamos con el asunto.

Ahora todos son socialistas y tanto Venezuela como España quieren llamar al dialogo y tener una agenda de encuentro para transmitir las órdenes de Pablo Iglesias hacia el hemisferio sur. Estamos frente al Gobierno de la «coalición progresista» con un inusual tono constitucionalista, ojalá tengamos oportunidad de aclarar todo el panorama político.

El dialogo territorial es un eufemismo que trata de enmascarar los intereses partidistas, aun a costa de la Constitución, ya que, aunque deje abiertos resquicios a fraudulentas interpretaciones, el espíritu constitucional se resume: «El Gobierno dirige la política interior y exterior, la Administración civil y militar y la defensa del Estado. Ejerce la función ejecutiva y la potestad reglamentaria de acuerdo con la Constitución y las leyes». Con esa claridad debería ser suficiente.

Diálogo es una expresión lo suficientemente ambigua para buscar y ejercer la impunidad. No es de recibo retorcer las leyes para amparar una práctica anticonstitucional. ¿Cómo puede crearse una competencia administrativa que se denomine Memoria Democrática? ¿Quién va a ser el Petronio gubernamental que interprete la Historia? Habrá que creer que sólo se trata de la incontinencia de un reflejo totalitario. Preocupa que nos hable de diálogo quien obliga a aceptar sin réplicas su discurso.

El chaqueterismo y otros desprestigios de menor cuantía, Muchos amigos entran en la historia de la truhanería política española y venezolana por lo del estraperlo, la estafa que se llevó por delante a los Partidos. Estamos en el año 1935 o 2020 Entonces, como ahora, para mover conciencias y quebrar principios no había palanca más eficaz que la del dinero, ya mediante sobornos ensobrados, ya en forma de cargos remunerados. Y en medio de la pocilga, entre las boñigas y los billetes de curso legal, siempre salía beneficiado alguien de la cepa familiar. Un cuñado, un primo, un compadre o, como en el caso, el sobrino de don Emiliano, un Julio Pinto cualquiera. Casualidades.

Además de por aquello de los velos de las novicias, la demagogia obrerista, Esto de enchufar a los nuestros, empezando por la parienta y acabando por el novio de la nena y el canario cantor, es del año de la pera. Poco más o menos, de cuando los bisontes de Altamira. Documentada, propiamente documentada, consta que es práctica de hace dos mil años, cuando el emperador Calígula se dio el gusto de hacer cónsul a su caballo, Incitatus. O sea que, en materia de nepotismos, compadrazgos, cuñadismos y otras desvergüenzas no nos sorprende nada

En España, lo del enchufismo, ya sea agniticio, ya cognaticio, ya de militancia orgánica, ya de concordancia mangánica, ya de facción, ya de jergón, lleva instalado desde los tiempos de Gundemaro. Lo que algunos dicen que es alifafe salteado y signo de los tiempos modernos es, en realidad, peste identitaria de la que no se libra nadie, ni los unos ni los otros, como cuando la gripe del 18.

En Venezuela, comienza desde las alcabalas hasta la de una vecina que desea protagonizar su propio mundo.

 

* Escrito por Emiro Vera Suárez, Profesor en Ciencias Políticas. Orientador Escolar y Filósofo. Especialista en Semántica del Lenguaje jurídico. Escritor. Miembro activo de la Asociación de Escritores del Estado Carabobo. AESCA. Trabajo en los diarios Espectador, Tribuna Popular de Puerto Cabello, y La Calle como coordinador de cultura. ex columnista del Aragüeño

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


Sobre esta noticia

Autor:
Emiro Vera Suárez (1361 noticias)
Visitas:
607
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.