Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Perromari escriba una noticia?

Roma no paga a traidores

13/06/2009 09:31 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Mariano Rajoy celebró uno de sus mítines centrales para las Elecciones Europeas el pasado 2 de junio en la plaza de toros de Valencia. En olor de multitudes. Pero no todos huelen igual

Según las información de los populares, cerca de 35.000 personas, un llenazo tal y como se puede ver en la fotografía, plenamente identificadas con el proyecto de Mariano Rajoy abarrotaron el graderío para aplaudir sus proyectos y promesas. Desde el aire se podía contemplar el espectáculo de toda una plaza, donde se han vivido inolvidables gestas del sangre y arena, atestada de animosos seguidores del partido conservador que, a la postre, ganaría las europeas.

Pero bajemos del helicóptero y paseemos por el graderío. Entre señoras vestidas de domingo, jóvenes engominados, varones de rostro convencido y demás fauna mitinera nos topamos con un grupo de 90 despistados. Se juntan unos a otros, para no perderse, como buscando protección. Apenas saben quién es Rajoy, nunca han oído hablar de Camps ni del caso Gurtel, y las elecciones europeas se la traen floja, primero porque son en su mayoría sudamericanos (también hay rumanos) y segundo porque no tienen papeles y por lo tanto no van a votar. No es que no sepan o no quieran, es que no pueden, no les dejan.

Ya se habrá planteado el lector la pregunta. ¿Qué hace este grupo de inmigrantes sin papeles ni derechos en un mitin de la derecha? Nada del otro mundo. Días atrás, un empresario valenciano les había prometido un trabajo recogiendo ajos en Albacete y Murcia, con una pequeña condición: debían acudir a un sencillo acto en Valencia. Un sencillo acto... el mitin más multitudinario de Rajoy en toda la campaña. Dicen que no sabían su destino, pero el hecho es que aquí les tenemos, con un bocadillo de chorizo y una botella de vino que ya se está quedando caliente, codeándose con la flor y la nata de la sociedad valenciana. Y la plaza a reventar. Otro día contaremos más historias de autobuses, que las hubo en Valencia, pero hoy no quiero aburrir.

Dicen que no sabían su destino, pero el hecho es que aquí les tenemos, con un bocadillo de chorizo y una botella de vino que ya se está quedando caliente

En fin, que pensando en los ajos dieron por bien empleada la jornada y regresaron en los modernos autobuses gentileza del Partido Popular a sus casas en Castellón. Han oído hablar de promesas de un futuro mejor, del fin de la crisis, de la creación de empleo... de tantas cosas, y algunos hasta duermen soñando que el largo viaje desde su país de origen ha merecido la pena.

Pero la realidad es terca y Roma no paga a traidores. Días después del mitin, el empresario que debía emplearles en la recogida del ajo dice que donde dijo digo dice Diego, y que ahora sólo va a contratar españoles. Claro, mientras haya españoles en paro...

Aunque lo parece, esto no es un cuento. Es el contenido de la denuncia por estafa que interpuso ayer el Centro Integral de Inmigrantes Latinoamericanos de Castellón. Cada cual que saque sus conclusiones. Salud.


Sobre esta noticia

Autor:
Perromari (26 noticias)
Visitas:
5560
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.