Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-internacional escriba una noticia?

Los republicanos emplean la cuestión racial para criticar a la nominada de Obama al Supremo

14/06/2009 14:11 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

A un mes del comienzo del proceso de confirmación de la juez Sonia Sotomayor al Tribunal Supremo, el bloque republicano de Capitol Hill espera emplear la cuestión racial para dificultar la entrada de la gran apuesta de Obama para la más alta instancia judicial del país, argumentando que Sotomayor ha actuado de forma cuestionable en varios casos de discriminación a lo largo de su carrera.

Concretamente, cuentan con dos momentos especialmente polémicos en la carrera de Sotomayor, que Obama ha definido como "intachable". El primero de ellos atañe a la presencia de Sotomayor en un caso en el que un grupo de bomberos de Connecticut argumentaban que una promoción había sido paralizada por los jueces al no incluir a ningún compañero de raza negra. La otra "prueba", por así decirlo, es una frase pronunciada por la propia Sotomayor durante un discurso en 2001 y en la que equipara peyorativamente según sus críticos a una mujer latina trabajadora con un hombre de raza blanca inexperto.

Los defensores de Sotomayor rechazan esta perspectiva que consideran sesgada, y aluden a la constante defensa por la igualdad que la jueza ha realizado durante su carrera legal, demostrada en un estudio sobre las decisiones adoptadas por Sotomayor, predominantemente "liberales", según el documento del departamento de Derecho de la Universidad de Austin y recogido por el magazine 'Time', en lo que a la cuestión racial se refiere.

DOS PRUEBAS

En 2007, Sotomayor formaba parte del segundo Circuito del Tribunal de Apelaciones en el desarrollo del caso Ricci vs. De Stefano. En este caso, un grupo de bomberos de New Haven (Connecticut) expresaba su protesta ante la anulación de una promoción por no figurar en ella ningún compañero de raza negra.

El caso ejemplar era el del bombero Frank Ricci, disléxico, que llegó a pagar más de 1.000 dólares a un conocido para que le pasara a cinta de audio los tests para el examen de oposición. De los 77 candidatos que se presentaron, Ricci quedó en sexto lugar, pero la ciudad canceló la promoción porque no había bomberos negros, y temían ser acusados de discriminación.

Sotomayor participó activamente durante la comparecencia oral del caso, pero "sus tres jueces terminaron rechazando la apelación sin dar demasiadas explicaciones" a través de una respuesta que se ganó las críticas incluso del mentor de Sotomayor, el juez José Cabranes, quien lamentó que una cuestión "tan compleja y tan lejos de quedar cerrada" fuera resuelta de forma tan vaga, de acuerdo con el magazine.

El otro ejemplo data de hace siete años, durante un discurso pronunciado por Sotomayor en el que cita textualmente: "Espero que una sabia mujer latina alcance, gracias a la riqueza de sus experiencias, una conclusión mucho mejor que un hombre blanco que no ha vivido esa vida".

Según los documentos del Comité Judiciario del Senado recogidos por 'Time', Sotomayor empleó desde 1994 hasta 2003 variaciones de ese mismo discurso protagonizado por esa "sabia mujer latina", capacitada para emitir una sentencia más ajustada que un hombre blanco inexperto. Uno de los "látigos" históricos del Republicanismo, el presidente de la Cámara de Representantes Newt Gingrich acusó a Sotomayor en su Twitter de ser "una mujer latina racista", un comentario por el que se disculpó posteriormente.

Los defensores de Sotomayor afirman que los comentarios de la jueza se encuentran sacados de contexto y citan el discurso realizado en Puerto Rico en 1994 donde la nominada al Supremo empleaba este estereotipo como ejemplo de la discriminación no de raza, sino de género, precisando que una mujer puede adoptar decisiones "más compasivas y protectoras" que un hombre.

"Sotomayor no parece ser una cruzada del cambio radical" apunta el profesor de Derecho de la Universidad George Washington, Jeffrey Rosen. "Siempre ha perseguido el cambio, pero siempre desde dentro del sistema en lugar de desafiar sus principios y su experiencia", añade, al tiempo que define a la jueza como "una mujer cuya experiencia como ajena al mundo de 'pijos' en el que se encuentra inmersa, ha hecho que adopte una postura más pragmática que rígida, luchando contra el Sistema mientras perseguía su desarrollo".

HABLA SU EXPEDIENTE

El estudio divulgado por la universidad tejana sobre las 226 opiniones de Sotomayor con peso mayoritario, sólo un 38 por ciento pueden ser calificadas claramente como "liberales", pero concretamente sobre casos criminales, la proporción favorable a las decisiones liberales aumenta significativamente: un 46 por ciento por un 36 por ciento conservadora.

En los casos sobre derechos civiles --incluyendo casos de raza, género e inmigración-- Sotomayor se inclina a la izquierda, con un 54 por ciento de decisiones "liberales", favoreciendo claramente a los afectados por discriminación de género o raza.

Es en las discrepancias donde según los expertos se revela la verdadera tendencia de un juez--, y Sotomayor ha expresado su disconformidad respecto de la corriente mayoritaria en tres casos claramente insertos dentro del problema racial en Estados Unidos. Escaso material para formarse una opinión, teniendo en cuenta además que sus decisiones han sido dispares: instó a que un niño negro de 6 años de primaria no fuera enviado de nuevo a la guardería, criticó al Departamento de Policía de Nueva York al despedir a un policía al que se le acusaba presuntamente de mantener una actitud racista e indicó, en un tercer caso, que prohibir a los convictos el derecho a voto supone una violación de la ley electoral.

"Con el paso del tiempo", especula Rosen, "es posible que el historial de Sotomayor y su perspectiva adquieran cada vez más importancia con el paso del tiempo". El experto indica que la situación de los presos de Guantánamo y los detenidos en Afganistán e Irak cobrarán un peso específico en la realidad racial del sistema judicial estadounidense.

"Si Sotomayor es confirmada, tal y como se esperaba, lo único que se puede predecir con seguridad es que los casos de discriminación racial serán muy diferentes. Mientras Obama sigue decepcionando a los libertarios civiles al reafirmar algunos aspectos de la política Bush, algunas de estas iniciativas terminarán generando casos que llegarán al Supremo. En ese sentido, la evolución en el pensamiento de Sotomayor que tendrá lugar en los próximos años será mucho más relevante que la que ha desarrollado hasta el momento", aseguró.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-internacional (92541 noticias)
Visitas:
1649
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.