Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Minita escriba una noticia?

Recordando la Pasión de Cristo

25/01/2011 11:46 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Muchos católicos suelen visitar Murcia para conmemorar la Semana Santa, recordando la Pasión de Cristo..

Semana Santa, fiesta de Interés Turístico Nacional, es la celebración más antigua de Murcia. Durante la celebración asisten numerosos visitantes de todos los rincones de España para ver sus afamadas procesiones. La ciudad se estremece recordando los días de la Pasión de Cristo y la disponibilidad de los hoteles en Murcia suele agotarse por completo.

La tarde del Miércoles Santo es uno de los momentos más esperados, cuando hace estación de penitencia la Real, Muy Ilustre, Venerable y Antiquísima Archicofradía de la Preciosísima Sangre de Nuestro Señor Jesucristo, popularmente conocida como Los Coloraos. Esta cofradía es la más antigua de toda la región. Sus orígenes datan de 1411, cuando se fundó en la Iglesia de Santa Eulalia con motivo de la visita de San Vicente Ferrer a la ciudad. De esta parroquia, la cofradía pasó al convento de los Trinitarios a mediados del siglo XVI, para llegar en 1589 al convento carmelita donde sigue teniendo su sede canónica.

Los pasos procesionales se pueden ver durante el resto del año en el Museo de la Sangre, fundado en 1994 en la Iglesia del Carmen. Las principales obras de imaginería son la Conversión de la Samaritana, una de las tallas más logradas por Roque López (1799), el discípulo predilecto del gran escultor barroco Francisco Salzillo.

La Negación de San Pedro exhibe un Cristo obra de Gregorio Molera (1947). La imagen de San Pedro procede del paso original creado por el escultor francés Nicolás de Bussy en 1689. Este grupo escultórico era conocido tradicionalmente como El Paso del Gallo.

El Pretorio es un Ecce Homo también obra de Nicolás de Bussy (1699). El paso incluye las tallas de Pilatos y de "El Berrugo", de José Sánchez Lozano (1945), que pasa por ser uno de los símbolos más queridos de la procesión de Los Coloraos.

El titular de la Archicofradía, del citado escultor francés (1693), es el Santísimo Cristo de la Sangre. Esta imagen alegórica no es la de un crucificado al uso, sino una imagen simbólica que relaciona el vino y la sangre de Cristo, representando a Jesús en el lagar místico pisando la uva, mientras un angelito recoge en un cáliz la sangre que brota de la herida del costado. Se trata de la obra cumbre de Bussy, salvada de los destrozos de la guerra civil, gracias a la restauración efectuada por los escultores Sánchez Lozano y González Moreno.

De finales del siglo XVIII es la Santísima Virgen Dolorosa, de Roque López, que celebra estación de penitencia sobre uno de los tronos más antiguos de la Semana Santa murciana, datado en 1892.

La muestra del museo la completan una serie de pasos tallados en el siglo pasado: Jesús en Casa de Lázaro, de José Hernández Navarro; El Lavatorio, de Juan González Moreno; Las Hijas de Jerusalén, del mismo autor y que sustituye a un paso homónimo desaparecido en la Guerra Civil y creado por Santiago Baglietto a mediados del siglo XIX; el Santísimo Cristo de las Penas, de José Hernández Navarro; un San Juan Evangelista, de Juan Dorado Brisa; Nuestro Padre Jesús de la Humillación, talla anónima del siglo XVII; y la Santísima Virgen de la Soledad, obra de Antonio Campillo.


Sobre esta noticia

Autor:
Minita (3 noticias)
Visitas:
4073
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas
Lugares
Empresas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.