Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Elplural.com - Política escriba una noticia?

A propósito de la revolución cubana y de la pobre Zoe Valdés

23/02/2011 13:30 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El Zumbido

A propósito de la revolución cubana y de la pobre Zoe Valdés

Me agrada extraordinariamente que Zoe Valdés asegure que mis artículos son “asquerosos” y que soy un enchufado de José Luis Rodríguez Zapatero. Eso demuestra una ignorancia enciclopédica sobre mi trabajo. Me honra que le interese tan poco –mi trabajo- como para afirmar esas cosas. Mal conoce mi posición en el periodismo español si empieza por decir que mi humilde situación tiene que ver con el apoyo del presidente constitucional de España y secretario general del PSOE.

Todo eso viene a cuento de que va a ejercer el derecho de rectificación en este periódico, si su director lo considera adecuado. Pero hay que recordar que todo esto lo inició ella. Escribiendo un artículo en el año 2003 en el que trataba de ridiculizarme con mi apellido: “ Carnicero” ; ella dice, con una osadía que le define, que ya lo hacían Góngora y Quevedo. Lo de jugar con los apellidos. Pobrecita, ella que no pudo terminar sus estudios elementales se compara con los dioses de nuestras letras. En España, durante el franquismo, los niños ridiculizaban a los que tenían apellidos fáciles de utilizar para esos menesteres. La reivindicación que hace de esa tecnología supuestamente literaria, define el talante de la prolija escritora que tiene que recurrir a algo tan tópico con relacionar el apellido “ Carnicero” con el oficio de quienes manipulan la carne: excelente pedigrí intelectual el que tiene Zoe Valdés.

El caso es que la pobre Zoe nos cuenta la historia de su vida, de que fue a vivir a París, casada con un diplomático castrista, y que allí, en la embajada de la Cuba castrista ante la UNESCO, la pobre lo pasó muy mal. Que le pagaban sólo seiscientos y pico francos al mes: ¿Por estar casada con un diplomático, tenía sueldo? Dice que fue castigado su marido por estar al lado de Alfredo Guevara: pero, ¿Alfredo Guevara no sigue siendo una de las personas más cercanas a Fidel Castro y director, en la actualidad, del prestigioso Festival de Cine de La Habana?

Nos cuenta una historia de sus orígenes humildes, tan humildes que siendo los estudios gratuitos en esa Cuba que detesta no fue capaz de acabar el bachillerato.

Y a partir de ahí, sus obsesiones anticastristas le siguen haciendo seguir mintiendo sobre mi modesta persona. No tengo ninguna casa de mi propiedad en Cuba, mal que le pese a la señora Valdés. Y desde luego nunca he trabajado en ninguna legación de Cuba y menos en París, ni he estado casado con ninguna diplomática del régimen castrista. Y no soy converso como ella, porque toda mi vida he pensado lo mismo. Y no tengo que justificar mis posiciones ideológicas, que son bien conocidas y de las que me siento orgulloso.

En su modestia nos habla del éxito de sus libros, descritos como dentro de la literatura del “ realismo sucio” . Me alegro de que esté por fin satisfecha con algo que hace y que el éxito le acompañe. Y que por fin haya encontrado su sitio en el mundo, al margen del castrismo del que vivió en su juventud. Todo el mundo tiene derecho a rectificar, pero es de persona poco fiable que trate de falsificar su propia biografía.

Pero donde no cuela es como adalid de los pobres de Cuba porque si de verdad lo hubiera sido habría tenido problemas con el régimen cubano, y su conversión al anticastrismo la realizó fuera de Cuba, donde estaba mucho más confortable. Ahora que tiene nacionalidad española, estará mucho más cómoda, de los cual me alegro.

No tengo casa en Londres, sino un modesto apartamento alquilado. Y me doy el lujo de vivir donde yo quiero porque me gano cada euro con el fruto de mi palabra. Nada que ver con el dinero que seguramente ingresa por sus derechos de autor. Lo mío es mucho más modesto.

Y a diferencia de ella que me encara vivir de las rentas de mi adhesión a Zapatero, tengo a gala que jamás en mi vida he trabajado para ninguna empresa pública, ni he tenido cargo alguno de designación política ni de Felipe González ni de José Luis Rodríguez Zapatero. Nunca tuve amo político ni siquiera por seiscientos y pico francos al mes. ¡Que indignidad, ser castrista por tan poco dinero!

Su odio al socialismo democrático español le hace ver fantasmas que no existen. Y los lectores de este periódico saben que si ha habido alguien crítico desde la izquierda con el presidente Zapatero, ese he sido yo. Y he corrido con el desgaste que me ha supuesto, porque eso va en el oficio. No me consta que Zapatero me lo haya recompensado.

Que viva Zoe con la ensoñación del origen de su anticastrismo cuando era una tira levitas en París. Eso es literatura infantil. Cuentos para niños. Yo no voy a decir que sus libros son “ asquerosos” , como ella ha dicho de mis artículos. Porque a diferencia de ella, ni juego con su apellido, que podría, y no juzgo su literatura que nunca me interesó.

Lo que me molesta de esta salvapatrias oportunista, conversa del castrismo al furibundo anticomunismo, es que pretenda denunciarme por pensar como yo pienso, inventando que tengo propiedades donde no las poseo.

Me encanta que se tome la molestia de contestarme una escritora que se tiene a sí misma en tanta estima que pierde el pudor al hablar de sus éxitos. Y me quedó conforme con que ella crea que nació ya siendo una heroína de la antirrevolución cubana cuando me ratifico en que su anticastrismo es lo que le da de comer.

PD: Zoe Valdés ha escrito una diatriba contra mí en el periódico El Economista, de la que doy cumplida respuesta en este artículo.

Carlos Canicero es periodista y analista político

Blog de Carlos Carnicero


Sobre esta noticia

Autor:
Elplural.com - Política (4516 noticias)
Fuente:
elplural.com
Visitas:
2381
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.