Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Laesquinadesunara escriba una noticia?

Previa Liga rusa y VTB

08/11/2010 15:25 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Aunque solo hayan pasado dos años, parece ya remoto el verano de 2008, cuando la liga rusa pareció situarse en el epicentro del baloncesto continental. Al calor de la floja cotización del dólar, los proyectos más ambiciosos fueron tomando forma llevando a la competición una sucesión de nombres de lo más rutilante: Delfino, Krstic, Pargo, Garbajosa, Nachbar...jugadores de autentico cartel nba y que parecían destinados a cuestionar el dominio del cska a nivel domestico e incluso europeo. Sin embargo, pasados apenas unos meses todo se desmoronaba, dejando en evidencia la falta de cimientos de tal manera que a la desintegración del ambicioso proyecto del Triumph le seguía el del Dinamo e incluso los todopoderosos Khimki y Cska sufrían estrécheles económicas, y deportivamente ninguno de ellos conseguía lograr el triunfo europeo.

Dos años después, la hegemonía liguera del cska ha seguido vigente, pero un nuevo horizonte comienza a vislumbrarse, y con él una liga rusa que parece volver a convertirse en toda una referencia europea, aunque esta vez, toquemos madera, con unos proyectos menos ambiciosos a priori pero más sostenibles a medio plazo.

Con los clubes tomando el control de la nueva liga y con un gran impacto europeo (todos participan en una de las tres grandes competiciones europeas), la nueva PBL se presenta como un torneo apasionante, donde si bien es cierto que el Cska vuelve a partir como gran favorito, no lo es menos que clubes como Khimki, Unics o el propio Spartak Sant Petersburgo parecen en disposición de animar la competición o incluso dar el salto definitivo.

LOS EQUIPOS

CSKA MOSCU:

Gran dominador en las últimas temporadas (en los últimos 8 años ha ganado todo los títulos ligueros, ha entrado en todas las final four y, en definitiva, solo ha dejado de ganar 4 copas ), el cska vive una segunda época dorada, a la estela deel histórico TSKA que también dominara Europa, logrando cuatro títulos europeos entre 1963 y 1971, que bien podrían haber sido más de no mediar un par de decisiones políticas: Por un lado las autoridades soviéticas daban absoluta prioridad al baloncesto olímpico y cada cuatro años sus equipos no participaban en competición internacional alguna. La otra, más dañina para los intereses del TSKA, llega en 1966. Buscando dar mayor protagonismo a los jóvenes valores, la federación soviética decide limitar la presencia de los mayores de 25 años por lo que, de un plumazo, los moscovitas se ven obligados a prescindir De Zubkov, Korneev y Borodin. ¿Tenía razón el TSKA para quejarse? Evidentemente no, pues si alguien había favorecido la legislación era al equipo del ejército.

Daft soviético

El Tska de Moscú, era oficialmente el equipo del ejercito, por lo que, apoyándose en esa condición, comenzó a realizar su particular draft. Desde 1954 y hasta 1987, los técnicos del TSKA reclutaban a los mejores jugadores del país para que realizaran su servicio militar en el equipo rojo. De Semenov en 1954 a Goborov en 1987, y exceptuando a Sabonis y Marciulionis, todas las grandes estrellas de la URSS pasaron por el TSKA mediante este procedimiento (Belov, Volnov, Edeshko, Tarakanov, Kurtinaitis..), labrando una hegemonía local tan brutal, que entre 1960 y 1984, los moscovitas solo dejaran de ganar el torneo en dos ocasiones ( en el 68 ante el Dinamo de Tbilisi y en 1975 ante el Spartak de Leningrado de Alexander Belov.

A día de hoy lo cierto es que el CSKA vuelve a partir como gran favorito en todas las apuestas, y es que, pese a la pujanza de Khimki o Unics, los moscovitas no solo mantienen el bloque de los últimos años sino que parecen reforzados e encaminados al necesario rejuvenecimiento de una plantilla ya veterana.

Detrás de ese anhelo, encontramos la que sin duda es la gran novedad del club rojo esta temporada, la llegada al banquillo de un Dusko Vujosevic del que el club ruso espera la conjunción perfecta entre los resultados y el trabajo con los jugadores jóvenes. Avalado por su excelso trabajo en el Partizan, el técnico montenegrino afronta el exigente reto de triunfar en el extranjero, llegando mucho más maduro y preparado de lo que hizo en su día a España o Italia.

Vujosevic tendrá a su disposición una plantilla relativamente larga, con un nucleo duro experto y de primer nivel, muy bien arropada por una reforzada segunda unidad y unas apuestas jóvenes a las que la participación en tres competiciones podría abrir la puerta de minutos interesantes.

J.R Holden, cuya participación dependerá de la evolución de su dolencia cardiaca, seguirá siendo la referencia en el puesto de base, marcando la línea defensiva del equipo y aportando tiro en los momentos complicados. Junto al «ruso», llega al equipo un Jamont Gordon llamado a aprender de Holden en la metamorfosis necesaria para llegar a ser un gran director. Mientras tanto, Gordon mostrara su exhuberancia en las penetraciones y una cada vez más peligrosa zurda desde el perímetro. Con Gordon y Holden compartiendo minutos en pista, Shevd intentara hacerse un hueco tapando con talento sus deficiencias defensivas e irregularidad en el tiro.

En las alas la voz cantante seguirá a cargo de la pareja Langdon-Siskauskas, probablemente una de las mejores de Europa. Pese a su veterania el ex de Duke, seguirá siendo un ejemplo de seriedad y solvencia tanto en el plano defensivo como en el atacante, donde con las nuevas reglas su excelente tiro de media distancia tras finta puede ser mortal. Por su parte el lituano, lleva años establecido como uno de los mejores aleros de Europa (¿el mejor?) haciendo gala de una polivalencia sin par (en los últimos años no es raro verle como falso cuatro cuando en la selección o en sus etapas lituanas o italiana no era del todo extraño verle oficiar en el rol del base), minimizando los errores y aportando en todas las facetas, con especial énfasis en el tiro exterior donde la temporada pasada dio un salto cualitativo. De progresión constante, Siskauskas llevaba años mostrándose como un jugador peligroso pero la seguridad con la que se levantaba el año

pasado desde el triple rayaba en lo escandaloso.

Para dar descanso a la pareja dorada, Sergei Bykov da un salto de calidad en su carrera e intentara aportar puntos desde el banquillo. Un tanto estancado, Nikita Kourbanov aportara fuerza y ayuda en el rebote.

Protagonistas indirectos de una agria polémica del cska con la federación, Andrei Vorontsevitch y Victor Khryapa comenzaran la temporada condicionados por su estado físico. Con la nueva configuración de plantilla, sumada al gusto de Vujosevic por los centímetros, es muy posible que Khryapa vuelva a alternar el puesto de alero con el de 4, desde don de el año pasado sentó cátedra siendo una de las grandes sensaciones del año. Fuerte, gran reboteador y buen taponador, Khryapa ha ido ganando rango de tiro, pero lo que le hace tan especial es su capacidad para generar juego. A su sombra, crece un Vorontsevitch cada día más importante, y que a su excelente mano exterior ha ido sumando una gran inteligencia táctica y un notable instinto reboteador. Completa el puesto de 4, un Matjas Smodis prácticamente inédito la temporada pasada pero dispuesto a seguir dando que hablar tras un verano en el que parece haber restañado gran parte de sus problemas de

espalda. Duro y de carácter ganador, es tan capaz de anotar desde el poste alto como de espaldas y puede ser uno de los lideres del grupo.

Tras desestimar, de momento, la aventura NBA, Sasha Kaun seguirá creciendo con un sistema que favorecerá su capacidad de finalización. Junto a Kaun, el puesto de cinco estará ocupado por el enorme Boban Marjanovic, jugador en franca progresión y que encaja en la filosofía reciente de Vujosevic (un Vranes...con mucho más potencial). Por si fuera poco, Vujosevic (que con Montenegro también ha apostado por la altura) también podría contar con el tosco Sokolov o el proyecto de Zabelim.

Con estos mimbres, el cska vuelve a partir como gran favorito tanto en la liga rusa como en la vtb, quedando por ver el estilo por el que apuesta Vujosevic, aunque parece claro que el nivel defensivo, los quintetos de altura y la paciencia en ataque parecen aseguradas, y si las lesiones respetan al equipo mucho se habrían de torcer las cosas para que los moscovitas no revaliden su condición de campeones.

KHIMKI

¿Es la hora del Khimki? Resulta complicado decirlo, pero el hecho de que tras años de inversión solo la copa de 2008 (con la inolvidable exhibición de Lampe en la final para el por entonces equipo de Kemzura) adorne el palmares, propicia unas urgencias que el club de las afueras de la capital necesitara gestionar. Tras debutar en la euroliga la temporada pasada, el club apuesta por un camino intermedio entre el despilfarro de hace dos temporadas y el proyecto de nivel medio del año pasado. Con un presupuesto algo más holgado, Sergio Scariolo ha dado la vuelta a una plantilla que se antoja competitiva pero cuyo recorrido se torna un tanto incierto ya que si bien forma un buen plantel, parece complicado que pueda dar el salto de calidad en un hipotético play off ante el cska.

Prácticamente inédito en el mundial por sus problemas de rodilla, Zoran Planinic es la gran novedad en el puesto de base. El croata, destila clase por los cuatro costados pero le cuesta mantener la regularidad y su falta de tiro condiciona un tanto su juego. El año pasado su juego al poste bajo fue clave en el engranaje del cska, pero su rendimiento en los partidos clave ensombreció un tanto su temporada. Junto a Planinic, Raul López tratar de dirigir al equipo minimizando sus carencias defensivas y necesitando dar un paso más en su confianza ofensiva. En la recamara queda la apuesta de futuro encarnada en Viacheslav Zaytsev.

En las alas, Thomas Kelati llega como el perfecto todoterreno mientras que Langford debería dar un paso adelante tras un primer año de adaptación. El zurdo norteamericano ya dio muestras de su calidad, pero tiene potencial para ir más allá y situarse como el primer referente ofensivo del equipo. Fridzon tendrá muchos minutos gracias a los cupos y será una de las referencias en el tiro exterior. Desde el Triumph llega Vadim Panim, un alero todoterreno que puede subir el nivel defensivo del equipo.

El juego interior se presenta totalmente renovado tras la salida de Mozgov hacia los Knicks y de los lituanos Javtokas y Jankunas hacia Valencia y Kaunas respectivamente. La solidez de Eze, la experiencia de Savrasenko y la solvencia de Kresimir Loncar conforman una batería de pivots de nivel aunque un tanto clónica, ya que solo el croata parece en disposición de jugar de cara al aro. Con estas premisas, parece que gran parte de las aspiraciones del nuevo proyecto del Khimki pasaran por un Sergei Monya que muy probablemente actué casi siempre como 4. Tras su enorme bajón de juego a su regreso de la NBA, Monya ha ido recuperando sensaciones, hasta llegar a firmar dos ultimas campañas sobresalientes y un muy buen mundial. Por su buena mano y su capacidad de conectar con el juego interior pasan buena parte de las opciones de este nuevo Khimki. Junto a Monya, alternando la posición de 3 y 4 (y probablemente compartiendo muchos minutos) Fedor Dimitiriev

ayudara a potenciar al rebote y sobre todo amenazar desde el triple.

UNICS KAZAN

Tras ser una de las sensaciones durante buena parte de la temporada anterior, el Unics Kazan comienza una nueva etapa buscando asentarse como alternativa de poder evitando la manifiesta irregularidad del año pasado, donde el por entonces equipo de Homicius era tan capaz de ganar por dos veces en la cancha del cska, como de encadenar las derrotas más absurdas. Con todo no conviene obviar que el Unics ha estado presente en 3 de las ultimas cuatro finales coperas (campeón en 2009), así como en la final de la última VTB league.

Tras la salida del banquillo del mítico tirador lituano, el club tártaro ha puesto su nuevo proyecto en manos de un Evgeny Pashutin al que su notable temporada en el cska (3 títulos frente a los dos del año anterior de un Messina que no logro la copa) no le valió como argumento de continuidad. Con su hermano Zakhar de apoyo en la pista, Pashutin tratara de inculcar una mayor seriedad al juego del Unics sin por ello renunciar a las transiciones ni al impacto de su tiro exterior. Campeones coperos en 2009 y finalistas el pasado, el Unics parte con el objetivo de colarse en la euroliga y pelear por alguno de los tres títulos en liza.

Pese a los rumores del verano Terrel Liday seguirá siendo el motor de los de Kazan gracias a su completo arsenal ofensivo y a su extraordinaria rapidez, junto al norteamericano Samyolenko pondrá dosis de velocidad sin grandes alardes, mientras que Marko Popovic seguirá actuando casi en exclusiva como escolta. El hijo del legendario tirador del Zadar, será uno de esos jugadores a los que la nueva distancia del tiro de tres puntos en nada afectara, ya que cuando esta en racha no conoce de limitaciones.

Del Khimki llega un Kelly McCarty que pese a su veterania puede seguir siendo un jugador muy aprovechable tanto en el tiro exterior como en facetas menos vistosas, lo que a buen seguro le hara un jugador poco menos que imprescindible para un Evgeny Pashutin, que en la rotación siempre podrá disponer de las ultimas gotas de calidad de su hermano zakhar que pese a sus limitaciones físicas aun conserva una buena muñeca. El contraste de edad, llega con el pujante Victor Zvarykin, un jugador con chispa y con capacidad de amenaza triplista, aunque aun le falte capacidad para optimizar la selección de tiro.

Pese a su potente batería exterior, el Unics puede llegar a ser un conjunto de lo más equilibrado ya que ha conseguido conformar una línea interior bastante interesante. Del año anterior continúan un Macej Lampe, dispuesto a dejar atrás su irregularidad y convertirse en lo que por condiciones ofensivas (tiro exterior, semiganchos de izquierda...) hace tiempo debería de ser: uno de los mejores pivots de Europa, y Vladimir Veremeenko. El bielorruso ha dejado atras su catarata de lesiones y si bien adolece de falta de explosividad y velocidad, sigue siendo un 4 sólido y de muchos recursos. Como novedades aparecen en el equipo un Hasan Rizvic que la temporada pasada vivio un idilio con el aro, que muy difícilmente repetirá y Slavko Vranes. El esloveno tiene capacidad ofensiva jugando de cara al aro y si es capaz de serenarse puede ayudar como rotación de calidad, mientras que la aportación del montenegrino, lejos del tutelaje de Vujosevic, se antoja

más discutible. Con todo su interminable figura puede ser útil en determinadas fases.

SPARTAK SAN PETERSBURGO

Probablemente la opción más arriesgada para calificar como aspirante, pero sin duda uno de los proyectos más apasionantes de la nueva temporada. Resurgido de sus cenizas, su buen tramo final de campaña la temporada anterior ha animado al club hasta el punto de ser uno de los grandes agitadores del mercado veraniego. Pese al revés sufrido con los problemas burocráticos que impidieron el fichaje de Stephen Lasme, el rosario de nombres que han llegado a la bella ciudad del Hermitage, resulta notable. Domercant, Parker, Zupan, Thompson...todo un cóctel explosivo que ha de ser gestionado por el volcánico Zvi Sherf. Del veterano técnico hebreo dependerá buena parte del éxito de un Spartak que por nombres puede plantar cara a cualquier rival, pero que a priori genera unas mas que justificadas dudas por su peculiar estructura y la peculiar idiosincrasia de varios de sus jugadores.

En la línea exterior, parece que Sherf apostará por un Ponkrashov que ejerza tanto de base como de escolta. El zurdo, sigue teniendo graves carencias de velocidad y tiro, pero puede sacar ventajas a través de su buen físico. Junto al ruso, la gran atracción es ver la adaptación de un Smush Parker que tras su paso por China promete dosis de electricidad y tiro. Korchagin quedaría como el base más puro del roster, pero no parece que vaya a gozar de muchos minutos. Domercant ha de poner la dinamita exterior y aunque su regularidad pueda parecer utópica, puede dar buenos momentos junto a un Dijon Thompson con tendencia triplista pero muy capaz de ayudar en el rebote. Desde el banquillo en Europa, pero con muchos minutos garantizados por su condición de cupo en la liga local, Aleksey Kotishevskiy regresa de su etapa en la liga adriatica, convertido en un exterior todoterreno y de buen nivel defensivo, mientras que Evgeiy Kolesnikov puede ser el revulsivo en el tiro exterior. Tras una interesante carrera en UCLA, el serbio Nicola Dragovic regresa a Europa convertido en un jugador polivalente, de muy buena mano y al que no sería raro verle jugar como ala pivot.

En el puesto de 4, Miha Zupan llega a la antigua Leningrado avalado por un aceptable mundial y una interesante última temporada en Grecia. Batallador y poco clarividente, en los últimos años ha ido exteriorizando su juego. El macedonio Pero Antic todo un seguro en el apartado ofensivo y un Petar Popvic que volverá a destilar intensidad, serán las principales bazas en lo que al juego interior se refiere. Completando la rotación, el veterano Aleksander Bashminov intentará conectar algún triple frontal y dar algo de descanso.

KRASNIE KRILYA SAMARA

Sobrio y efectivo, Mikhail Mikhailov fue una de las piezas claves que permitieron a la Rusia de los 90 sumar dos platas mundialistas y otras dos medallas europeas (memorable su actuación en el partido por el bronce del 97, donde firmaba 35 puntos y 15 rebotes), amen de labrarse una interesante carrera en la ACB. Con las mismas premisas que le hicieron destacar como jugador, Mikhailov afronta su primera temporada completa al frente de un Samara al que el año pasado, tras hacerse cargo mediada la temporada, fue capaz de llevar hasta la final de la eurochallange. Con una plantilla muy

renovada y quizás un punto corta, el Samara aspira a ser una alternativa creíble haciéndolo desde un baloncesto sencillo y a su manera atractivo.

Por fuera la zurda de JR Bremer y la dinamita en el tiro y el 1*1 de Brion Rush se unirán a los vuelos de un Gerald Green que ya mostró de lo que era capaz el año pasado, formando un tridente que promete emociones fuertes. Desde el banquillo Yaya Adamou pondrá algo más que la nota exótica. Camerunés con pasaporte ruso, su carrera ha sido la de un autentico trotamundos, llegando al Samara tras una ultima etapa en el baloncesto de Kazajstán donde se mostró como un base/escolta de excelente físico y muy buenas manos en la recuperación. Junto a Ansimov también podría dar minutos de base, intentando rellenar una línea exterior que parece un poco coja. Tras no contar en demasía en el Unic, Artem Kuzyakin llega dispuesto a consolidarse como un tres fuerte, de buena mano y excelente actitud en la pista.

Por dentro, el fichaje a ultima hora de Primoz Brezec cambia la cara a un panorama que se tornaba bastante gris y es que pese a su falta de explosividad y continuidad, los centímetros y la calidad del esloveno serán todo un lujo para un juego interior donde Jermareo Davidson será la otra referencia, bien abriéndose a tirar o bien mostrando su potencia. Con sus 2´15, el uzbeco Sergei Karaulov puede estar ante un año vital en su evolución ya que cuenta con la confianza de un Mikhailov que aprecia su intimidación. En la recamara tras su paso por el basket bielorruso (campeón liguero) Aleksandr Formin puede rivalizar con Green protagonizando alguno de los mates más memorables del año, mientras que Konstantin Nesterov cerrara la rotación habitual.

DINAMO MOSCU

De nuevo ahogado por los problemas económicos, el histórico Dinamo de Moscú volverá a presentar un roster meramente nacional, aunque el reto para el gran Sergei Bazarevich es aun más mayúsculo que el de la temporada pasada. La salida de Bykov, Monya o Savrasenko deja al Dinamo en una situación compleja de la que no obstante podría salir.

Tras su buen mundial, Dimitry Khostov contará con absoluta libertad para desarrollar su atractivo juego y seguir creciendo en el tiro y la parcela defensiva. Su relevo llegará de la mano un Artur Urazmanov que regresa del Radnicki, e intentara cambiar el juego con su buen nivel físico y su buena lectura del pick n´ roll.

En las alas, la pareja titular apunta a sobriedad defensiva, intensidad atlética y carencias en el tiro. Por un lado Victor Keirou podrá ser valido como secante de bases rivales, mientras que Evgeny Voronoc debe dar un paso más para liderar el juego ofensivo del Dinamo, apoyado en la inercia de un muy buen mundial. El veteranísimo Domani, pondrá la experiencia desde el banquillo, mientras que Vasili Zavoruev tratará de sacar a relucir su buena muñeca.

Por dentro aparece el gran lunar de un Dinamo, que tendrá sus mejores bazas en un Zukhanenko que pese a sus 2´10 tiende a jugar más como un exterior y en un Nikita Shabalkin del que se espera un paso adelante en su juego. En el banco Gubanov puede dar minutos como 4 abierto al igual que un Vladimir Ivlev que puede ser una de las revelaciones del torneo.

ENISEY KRASNOYARSK

Equipo en constante crecimiento, el Enisey afronta la nueva temporada con el objetivo de repetir su buen papel europeo y el sueño de colarse en las semifinales ligueras, algo que por plantilla puede parecer un tanto lejano. Mucho tiro exterior, rotaciones cortas y gusto por el small-ball pueden ser las señas de un equipo al que habrá que seguir muy de cerca y que promete buenas dosis de espectáculo.

Desde los Grizzlies, Marcus Williams llega a Europa y en sus manos recaera gran parte del juego del conjunto de Paul Dergatchev. Rápido y bastante creativo, de su adaptación y capacidad para mantener cierta regularidad en el tiro dependerá gran parte del éxito del nuevo proyecto. Como alternativa y probablemente compartiendo minutos en pista, Sergeev aportará ante todo desparpajo y mucho tiro exterior. En las alas Savkov, gris pero trabajador, y Komarovsky, enorme tirador y jugador muy rápido en pista abierta, parten como opciones más claras. Con su buena mano y su nutrida experiencia, Sergei Demeshkin tratará de suplir desde el banquillo la mengua de sus condiciones físicas mientras que Nikolaev y Gromiko pujaran por sus minutos.

Por dentro la pareja Lonny Baxter-Labovic parece de primer nivel, sobre todo si el serbio dejas atrás sus problemas físicos, para volver a ser el jugador que tanto apuntaba en FMP. En la recamara, Raicevic parece ya encasillado como un 4, donde destaca por su fuerza, y puede ser de ayuda puntual en el aspecto ofensivo.

LOKOMOTIV KUBAN

Tras su inesperado éxito en el mundial de Turquia, Kestutis Kemzura afronta ahora un nuevo reto, de la mano de un Lokomotiv Kuban que encarna a una de las grandes incógnitas de la temporada en la liga rusa. Al igual que con Lituania, el conseguir la química y el tono defensivo pueden ser el reto para un Kemzura que dispone de una plantilla algo corta, y de varios jugadores que en los últimos años no han dado su mejor nivel. Encauzar a los Massey, Chalmers y compañía habrá de ser el primer objetivo si el Lokomotiv quiere vivir un año tranquilo.

Tras un buen año en el Enisey, Lionel Chalmers llega al Lokomotiv Kuban dispuesto a dar puntos y rapidez. Goran Jeretin tras un buen verano con Montenegro, puede darle minutos de descanso aunque su rol principal será el de escolta junto a un Alando Tucker al que si bien sus carencias en el tiro pueden afectarle, destaca por su intensidad y su gran primer paso. La rotacion podría completarla un Aleksei Surovtsev que ya fue importante el curso pasado. Sergi Toporov, otro con buena mano, puede gozar de los minutos que no tuvo en el Khimki.

Por dentro, Jeremiah Massey llega tras un par de años muy discutibles, buscando volver a ser el jugador que destaco en Salónica. Falto de talla y de actitud cuestionable, su innegable capacidad ofensiva puede ser vital. Formando pareja de "macedonios", Mike Wilkinson apunta a ser el jugador más fiable para Kemzura, gracias a su solidez en el rebote y a su capacidad para generar puntos pese a sus limitaciones. Maksin Sheleketo puede aportar garra en el rebote y poco a poco va adquiriendo cierto rango de tiro. La rotación interior se completaría con la aportación puntal de Krivosheev, de muy buena lectura de juego, o Shukhovstov un 2´10 contundente en las finalizaciones. Con todo la dirección deportiva continuaba rastreando el mercado en busca de algún otro interior, sonando con fuerza los nombres de un Zarko Cabarkapa, que en su empeño por volver a sentirse jugador de baloncesto ya realizo parte de la pretemporada con el Kuban, y el de Stanislav Makshantsev.

TRIUMPH LYUBERTSY

Tras su buena labor en e Unics Kazan, Valdemaras Homicius será a partir de esta temporada el encargado de dirigir a un Triumph que ha renunciado a sus pretéritos delirios de grandeza en pos de conformar una plantilla homogénea y competitiva. Con una base casi estrictamente nacional, Homicius dispone a su disposición de un grupo con hambre, buena capacidad defensiva y con la química necesaria para crecer en el transcurso de la temporada.

La manija del equipo recaerá en el canadiense Jaermaine Anderson, un jugador de perfil ofensivo, con un muy buen primer paso y que ya rayo a buen nivel tanto en Croacia como en el pasado mundial. A su lado, intercambiando posiciones a menudo estará un Egor Vyaltsev pleno de potencia. Por su parte ILSA Syrovatko puede aportar puntos en poco tiempo, mientras que Valeri Likhodey hará las veces de alero titular gracias a su buena mano exterior y su buena capacidad reboteadora, características comunes con Aleksey Nesterov que puede gozar de minutos, aunque es posible que Likhodey ejerza por momentos como 4. El talentoso Mateyunas podría ser la otra alternativa saliendo desde el banquillo.

Por dentro, Andrei Trushkin parece la baza más solvente. Duro, determinado y de perfil interior es resolutivo cerca del aro y formará una interesante pareja con un Roman Levter que pese a sus 2´09 no tiene problemas en abrirse a la línea de tres puntos. En la recamara queda la brega de Varlamov y la apuesta de futuro encarnada en Spiridonov.

BC NIZHNY NOVGOROD

Patrimonio de la humanidad desde 1992, la bella ciudad de Novgorod cuenta desde esta temporada con un equipo en la elite baloncestistica rusa, logro en buena parte debido a la excelente labor del técnico serbio Zoran Lukic. Trabajador incansable, el joven entrenador es todo un trotamundos que ha llegado a trabajar en sitios tan dispares como la India o la propia federación rusa, donde formo parte del staff técnico de varias de sus selecciones en categoría cadete. Para la nueva andadura en la PBL, Zoric ha conseguido formar un equipo que puede llegar a ser una de las revelaciones del torneo y que estará articulado por tres de sus compatriotas. Por un lado Vukasin Aleksic será el motor del equipo y su principal fuente de creación. Tras un gran año en el Radnicki, Aleksic llega a Rusia dispuesto a pulir su tiro exterior y a seguir maravillando con su clarividencia en el pase. En el puesto de escolta/alero el internacional Ivan Paunic quiere demostrar que es capaz de ser algo más que un especialista defensivo. Su carácter y su personalidad le avalan, por no hablar de su buen papel en la Serbia de Ivkovic. Por último, por dentro (aunque con capacidad para abrirse)Vanja Plisnic vuelve a Rusia, tras no conseguir asentarse en la lega dispuesto a demostrar que todo lo bueno que ofreció en el Ural Great donde completo dos temporadas fantásticas. Mas allá de la conexión serbia, destacan la presencia de Valentin Yurchyk un ala pivot que no logro asentarse en el Unics pero que posee una buena capacidad atlética y muy buena exterior así como el escolta Andrei Ivanov, poseedor de una mecánica de tiro ultrasónica pero irregular y una muy buena explosividad. El joven pivot Artem Yakoevnko que fuera finalista de la eurochallange la temporada pasada con el Samara y los aleros Antonov y Varanov completaran la rotación habitual.

VTB LEAGUE

Convertido en uno de los fenómenos más interesantes del panorama baloncestistico europeo, la aparición de ligas transnacionales esta repercutiendo muy favorablemente en la competitividad de muchos equipos que sin ellas se verían abocados a no encontrar apenas resistencia en sus competiciones domesticas. La liga adriática, la baltica o la balcánica son solo unos ejemplos comparables a los de una VTB league que afronta su tercer año de existencia (segundo en formato liguero ya que el primer título se dirimió en una final eight), con unas expectativas de lo más halagüeño. A la espera de la ampliación hacia Alemania, la VTB contará este año con diversas novedades entre las que destacan la presencia de nuevos países como Bielorrusia o Finlandia, el regreso del Prokom polaco o la incorporación de un Lietuvos Rytas, que abandonas sus reticencias iniciales aspira a rememorar su triunfo de 2002 en la NEBL. Entonces con los Siskauskas, Kaukenas, Macijauskas y cia, los de Vilnius se llevaron el título de la liga del norte de Europa, toda una antecesora de la actual VTB.

De momento en esta 2010/11, la VTB contará con 12 equipos agrupados en dos grupos de 6.

Grupo A: A priori parece el más fuerte con Cska y Unics (vigentes finalistas) disputando la hegemonía con un Lietuvos que pese a su decepción en la reciente copa de la BBL habrá que seguir de cerca. Con Anzulovic al frente, los de la capital lituana sustentaran su juego en las muñecas de un Gecevicius que afronta una temporada clave y del australiano Newley, mientras que Bajramovic pondrá la inteligencia interior y Valanciunas acaparará muchas miradas expectantes ante su enorme potencial. Con Milosevic en la dirección, los Jomantas, Bjelica o Babrauskas aseguran una interesante clase media con la que aspirar a todo.

Por debajo de los tres favoritos aparece la presencia del Dnipro ucraniano que sustentará su juego en dos hombres clave. Por un lado el ex Menorca Steve Burtt pondrá la dinamita exterior con sus rachas de tiro y su facilidad para forzar faltas y por otro Mario Austin pondrá la clase interior. Junto a ellos Desmon Farmer intentará sacar brillo a su insaciable instinto triplista. Tras los tres norteamericanos, el equipo baja muchos enteros encontrando en Ivanov y Vilkhovetskyi a sus jugadores más destacados.

Por último, completan el grupo dos de las grandes novedades, los fineses del Honka Espo Playboys y los bielorrusos del Minsk 2016. El Honka, club donde se formo Petteri Koponen, tiene en Jamar Wilson a su jugador más destacado, sostén anotador del equipo desde el puesto de base. Más anotador que tirador es el complemento ideal para el internacional Tuomas Iisalo todo un killer triplista. Con experiencia en Grecia, Corey Beser destaca, pese a sus dos metros pelados, por su facilidad reboteadora, mientras que Jonh Williamson (primo de Michael Redd) actua como interior pese a su 1´98...lo que deja muy claro cuales son las grandes carencias del Honka.

Por último el Minsk 2006, llega a la Vtb tras tiranizar su liga y haber llevado a cabo un digno papel en la pasada eurochallange. Los bielorrusos cuentan con un ex acb como Melvin Sanders, aunque su principal fuente de anotación llegará de la mano de Tywain McKee que tras su gran papel en Australia puede ser una de las sensaciones del torneo y un jugador de buen futuro en Europa. Tras esta pareja exterior el Minsk cuenta con un tercer foraneo, un Shawn King que llega desde Eslovenia para ser una de las referencias en la zona. En cuanto a la plantilla nacional destacan la presencia de Dzianis Korshuk un alero atlético y rápido en campo abierto, del tirador Aliaksei Trastsinetski y del genial e inclasificable Aliaksandr Kudrautsau. Lejos ya de la primera fila, pero con una clara ascendencia sobre el grupo, encontramos a un Alexandr Koul que pese a su veterania mantiene la fortaleza y contundencia que le hicieran famoso:

Koul protagonizó en su día una de las historias más curiosas que el siempre peculiar mundo de los agentes propició. Gracias a sus 2´13 y su contundencia en la zona, Koul se hizo pronto un nombre en Bielorrusia lo que le abrió las puertas de la NCAA. Por si fuera poco, el sorprendente triunfo bielorruso en el europeo sub 22 de 1994, tras deshacerse en semifinales de España, con Lucio Angulo, Santos, Lasa o Galilea y a la que remontaban 20 puntos en la segunda parte, y en la final de Italia, y su gran actuación individual dos años después (16 ptos 7´6 reb) llamaron definitivamente la atención de los scouts europeos. De tal manera que al finalizar su periplo en George Washington, donde fue compañero de Antxon Iturbe, Koul tenía sobre la mesa unas cuantas ofertas interesantes lejos de Minsk, aunque finalmente se decantaba por la aventura turca, firmando con el Turk Telekom. Ajenos al fichaje, el Aris de Salónica contactaba con su agencia de representación que ni corta ni perezosa ofrecía al conjunto griego los servicios de "otra joya" el alemán Alexander Khul, de similar estatura y que también había pasado por la NCAA pero mucho más limitado como jugador, sin que los gestores del club amarillo se percataran de la situación hasta que no habían transcurrido las primeras semanas de la pretemporada. Pese a que el Aris, mostró su indignación a la FIBA, nada pudo hacer ya que el contrato que sus gestores habían firmado especificaba claramente a quien habían firmado, que no era otro que Khul. El alemán apenas duro en el Aris pero consiguió proseguir su carrera en diversos clubes de primer nivel (Cantu, Limoges...) aunque siempre con un nivel discreto y la duda de si realmente le querían a él o a su gemelo bielorruso. Por su parte, Koul completó una buena temporada en el Telekom, con algún momento brillante en la copa Saporta (35 puntos al MZT Skopje), pero tampoco consiguió asentarse y comenzó una carrera de autentico nómada europeo, que en un último guiño le llevo al Aris en 2006, con el que se proclamó subcampeón de la copa ULEB, antes de dar el salto a la liga chipriota e iniciar así un vagabundeo que ha terminado en su Minsk natal donde espera asentar a su equipo más allá de las fronteras nacionales.

Grupo B: Con el Khimki como gran favorito, el grupo B contará con un carácter menos definido que el A, donde a la estela de los de Scariolo parece situarse el nuevo proyecto del Zalgiris. Con la vuelta de Dejuan Collins y la continuidad de Marcus Brown y Travis Watson, el club de Kaunas vertebra un proyecto donde destacan hasta cinco de los medallistas en Turquia (Kalnietis, Pocius, Delininkaitis, Jankunas y Klimavicius). Por si fuera poco, la experiencia de Salenga o Capin, los centímetros de Begic y la pujanza de un Mindaugas Kuzminskas que destila talento por los cuatro costados terminan de formar una plantilla larga y profunda, donde puede ser clave el progreso que muestre el "egipcio" Omar Samhan quien tras su ultimo gran año en St Mary´s si es capaz de adaptarse con rapidez puede ayudar en la pintura el, a priori, punto más débil de los lituanos.

Tras el gran éxito que supuso llegar a los cuartos de final de la euroliga, el Prokom polaco parte esta temporada con un punto menos de ambición ya que las salidas del club de jugadores de la talla de Logan o Woods han mermado su potencial. Con todo Pacesas, sigue mostrándose valiente y ha confeccionado una plantilla con un perfil muy claro y que parece encaminada por su escasez de talla al juego de transición y a la preponderancia del tiro exterior. La continuidad de Ewing, Burrel O Jagla dotan de una columna vertebral a un equipo al que llegan jugadores de buen nivel como el canadiense Brown que a buen seguro asegurara dosis de puntos, el pequeño Mike Wilks con su cartel de NBA . Junto a ellos la base nacional de los Kitzinger, Lapeta o Azubarga garantizan un conjunto versátil y peligroso.

Desde Ucrania el Azovmash intentará competir con una columna vertebral muy americanizada: el talento anotador de Ramel Curry, un Demetrius Alexander que con bromas o no sigue siendo un gran jugador de basket, un todoterreno como Fred House que ya ha vivido su mejor época, la fuerza de Cahrles Thomas y los centímetros de Daniel McClinock, clásico pivot blanco grande y sólido. Entre los europeos la mejor garantía serán las muñecas de Pustozvonov y del lituano Jarutis.

Desde Estonia, el kalev Cramo parte como una de las cenicientas, aunque no por ello deja de presentar jugadores interesantes como Gregor Arlet, un buen triplista y la muestra de que los bálticos apuestan por el talento nacional de la mano de Reimo Tamm, Jososep Toome o Pert Dorbek.

Por último, los letones del Vef Riga contaran con Rimas Kurtianitis como entrenador, mientras que en la pista presentan a varios asiduos de la selección letona como Grafs quien pese a su veterania seguirá aportando tiro, Berzins, Jahovics, Janicenoks o el ilusionante Dairis Bertans, que pese a su juventud apunta a ser ya uno de los líderes del equipo. La cuota americana queda en manos de Patrick Sanders, un alero de buena mano y excelente actitud que ya dejo buen sabor de boca en Ámsterdam la temporada pasada, y las apuestas de Tyler Cain y Derek Wiljam.


Sobre esta noticia

Autor:
Laesquinadesunara (57 noticias)
Fuente:
laesquinadesunara.blogspot.com
Visitas:
4107
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.