Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Internacionales escriba una noticia?

Presidenta incluye a Nicaragua entre “enemigos” de Costa Rica

06/12/2010 08:42 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La presidenta de Costa Rica, Laura Chinchilla, incluyó, en declaraciones publicadas esta mañana aquí, a Nicaragua entre los enemigos de esta nación centroamericana. La jefa de Estado dijo además que, luego de la única conversación, vía telefónica, entre ella y el presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, en el marco del presente conflicto binacional, dialogaría con el gobernante solamente en presencia de testigos. Respecto a señalamientos de que Costa Rica no tiene ejército pero autoriza la presencia de naves militares estadunidenses en su mar territorial, Chinchilla dijo que es un argumento usado por “nuestros enemigos, muy particularmente Nicaragua, más otros sectores”. Tal señalamiento “es falso; cualquiera que vaya (a Costa Rica) sabe que eso es mentira”, aseguró en las declaraciones reproducidas por el diario costarricense La Nación. La mandataria aludió así al convenio de patrullaje conjunto antinacrotráfico que Estados Unidos y Costa Rica mantienen vigente desde octubre de 1999, mediante el cual naves estadunidenses llegan a puertos costarricenses. En cuanto a la conversación desarrollada con Ortega, la presidenta explicó que, al inicio del conflicto, “yo entendía que la situación era manejable a nivel de las cancillerías”. De modo que “localicé a (el canciller costarricense) René (Castro) para que se pusiera en contacto con la cancillería nicaragüense”, relató Chinchilla. “La conversación mía con Daniel no se produce sino hasta que el secretario general de la OEA nos pone a conversar”, agregó en alusión a la misión que el jerarca de la Organización de Estados Americanos, José Miguel Insulza, cumplió en octubre a ambos países. La misión, encomendada por el Consejo Permanente de la OEA y llevada a cabo del 5 al 8 de ese mes, apuntó a restablecer el diálogo entre las partes en pugna. Aunque se abstuvo de revelar el contenido de la conversación, Chinchilla dijo que “ambos acordamos instruir a nuestros respectivos embajadores ante la OEA para que, el día que iba a tener lugar” la sesión del Consejo Permanente, ésta pasara “para la tarde”. La idea consistía en que “los embajadores (integrantes del Consejo) arrancaran procurando buscar una salida bilateral”, agregó. “La sorpresa nos la llevamos cuando no solamente no se consiguió el acuerdo, sino que Nicaragua llegó a última hora con un documento que era una verdadera burla para nuestros intereses”, señaló Chinchilla. “Esa fue la última vez que conversé con él y, a partir de entonces, ya no queremos más conversaciones a menos que haya testigos de por medio”, aseguró la jefa de Estado. Chinchilla aludió así a la extensa y compleja reunión durante la cual el Consejo Permanente de la OEA aprobó en votación –en lugar del consenso, mecanismo tradicional en la OEA- una propuesta del secretario general, con miras a dar solución a la disputa. Insulza presentó el 9 de octubre al Consejo Permanente el informe de la misión que cumplió en Costa Rica y Nicaragua, e incluyó, en el documento, la propuesta de, entre otros puntos, que la Comisión Binacional se reuniese ese mes -lo que no ocurrió. También recomendó que las fuerzas militares y de seguridad a cada lado de la frontera en el área del conflicto que estalló a mediados de octubre en un punto en el extremo oriental del límite binacional, fuesen retiradas a distancia prudencial del sitio. Entre otros, la propuesta contó con el voto negativo de Nicaragua, y fue, un día después, severamente cuestionada –lo mismo que la OEA y el gobierno costarricense- por Ortega. En el contexto del conflicto binacional, que estalló el 21 de octubre, Costa Rica acusa a Nicaragua de haber causado daño ambiental y de haber incursionado militarmente en la zona de la disputa, además de que exige el retiro de las tropas. Nicaragua refuta la acusación, asegura que no retirará los efectivos militares, porque están en territorio nicaragüense, y plantea que efectivos policiales incursionaron en territorio de ese país. Además de la presentación del caso en la OEA –a la cual Nicaragua considera incompetente en el conflicto-, Costa Rica ha demandado a Nicaragua en la Corte Internacional de Justicia. En ese marco, los cancilleres americanos se aprestan a realizar, mañana, a iniciativa de Costa Rica, una reunión de consulta para abordar el conflicto binacional. Al respecto, el embajador costarricense en la OEA, Enrique Castillo, dijo el 3 de este mes al Canal 7 de la televisión de Costa Rica, en diálogo telefónico desde Washington, que, “lo que nosotros queremos es un pronunciamiento político claro de la OEA”. Esto, “sancionando o recriminándole a Nicaragua el estar invadiendo territorio costarricense; es, más que todo, un acto de fuerza política, de carácter político, lo que nosotros buscamos”, explicó.


Sobre esta noticia

Autor:
Internacionales (44072 noticias)
Visitas:
2737
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.