Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-internacional escriba una noticia?

El PPE critica soluciones de Zapatero contra crisis y los socialistas piden trasladar el modelo español a la UE

20/01/2010 12:27 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El Partido Popular Europeo (PPE) afirmó hoy que las soluciones propuestas por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ante el pleno de la Eurocámara para salir de la crisis económica no son las "adecuadas", mientras que los socialistas pidieron trasladar el modelo español a la UE. Los liberales apoyaron las prioridades de la presidencia española mientras que el resto de grupos políticos del Parlamento Europeo expresaron reservas.

En su primer turno de réplicas a las intervenciones de los eurodiputados, Zapatero defendió la posibilidad de aplicar "sanciones" a los Estados miembros que incumplan objetivos económicos porque es un mecanismo que ya existe en la legislación comunitaria, por ejemplo en el Pacto de Estabilidad (PEC), aunque no aclaró si finalmente propondrá esta medida.

"La UE tiene en su funcionamiento muchas decisiones que suponen sanciones, si no se cumplen las directivas, si no se cumple el PEC. Es normal y funciona", dijo.

Zapatero se declaró "firme partidario" del Pacto de Estabilidad y aseguró que España cumplirá su compromiso de situar el déficit por debajo del 3% del PIB en 2013, para lo que preparará un "plan de austeridad exigente".

El debate lo abrió el presidente del PPE, Joseph Daul, que elogió la iniciativa de la presidencia española de abrir el debate sobre el "gobierno económico" de la UE, pero recordó que España es uno de los países de la UE con más problemas por la crisis, "con un paro récord de cerca del 20% y un déficit público próximo al 11%".

"No estoy seguro de que las soluciones que usted y la familia política a la que usted pertenece proponen para salir de la crisis sean las más adecuadas. Para el PPE, la salida de la crisis y la creación de empleo no puede pasar por un aumento del gasto publico sino por un entorno económico, fiscal y ecológico favorable a las empresas", dijo Daul.

En contraste, el líder de los socialistas europeos, Martin Schulz, reclamó "trasladar el modelo español a Europa". "Estamos convencidos de que su Gobierno es un Gobierno de vanguardia. Con mucho coraje y ante muchísimas resistencias han conseguido modernizar su país", señaló.

Calificó el programa de la presidencia española de "ambicioso" y respaldó la pretensión del Gobierno de establecer objetivos vinculantes en el nuevo programa económico de la UE, ya que a su juicio la anterior estrategia de Lisboa "fracasó por culpa de los titubeos de los Estados miembros que no estaban dispuestos a cumplir sus propias promesas".

Más contundente incluso en su apoyo a las propuestas españolas fue el líder del grupo liberal en la Eurocámara, Guy Verhofstadt. "Si es necesario, hacen falta sanciones. Y no hay que dejarse amedrentar, se lo digo francamente y también al ministro Moratinos, por el ministro alemán de Economía", dijo Verhofstadt, en referencia a las críticas de Alemania a la posible introducción de medidas correctivas contra los incumplidores.

El líder de los liberales reclamó además una nueva estrategia de negociación para lograr un acuerdo internacional de lucha contra el cambio climático tras el fracaso de la cumbre de Copenhague. A su juicio, esta nueva estrategia debe pasar por un acuerdo trilateral entre EEUU, la UE y China. "Estoy seguro de que con la tenacidad de Zapatero la presidencia española será muy importante y exitosa", concluyó.

Por su parte, el portavoz de los Verdes, Daniel Cohn-Bendit, apoyó la apuesta de la presidencia española por reducir la dependencia energética, pero le reclamó que ponga más énfasis en el ahorro energético hasta lograr el 30% en 2020. También pidió un crecimiento que no sea destructivo y una apuesta por modos de transporte menos contaminantes como el tranvía. Y reclamó que el pacto social europeo propuesto por Zapatero en la Eurocámara incluya también a las organizaciones ecologistas.

"Un pacto social europeo es un pacto social ecologista. La protección social sólo funcionará con la protección ecológica", apuntó.

El representante del Grupo de los Conservadores y Reformistas Europeos --la formación que acoge a los conservadores británicos--, Timothy Kirkhope, dijo que la pretensión de Zapatero de introducir sanciones contra los países que incumplan los objetivos económicos es "profundamente inquietante".

"Refleja un enfoque socialista de control de la economía pasado de moda que no es pertinente para resolver los problemas del siglo XXI. Sin querer interferir en la política española, hay un refrán en Reino Unido que dice: pon primero tu casa en orden", dijo Kirkhope en referencia a los problemas económicos españoles.

En nombre del grupo Izquierda Unitaria habló el eurodiputado español Willy Meyer, que lamentó que el programa de la presidencia española "no resuelve lo fundamental", que a su juicio es "una rectificación de la actual política económica, interviniendo públicamente la economía y regulando el mercado con políticas fiscales progresivas". Meyer reclamó a Zapatero que no refuerce las relaciones de la UE con Marruecos hasta que Rabat permita ejercer el derecho de autodeterminación del pueblo saharaui y que sea "mucho más exigente con Israel".

Por su parte, la eurodiputada del Partido por la Independencia de Reino Unido (UKIP) Marta Andreasen denunció los "abusos urbanísticos en el Mediterráneo" y recordó que la Eurocámara ya ha aprobado tres informes exigiendo su corrección. "Este Parlamento ha amenazado con congelar el pago de subsidios a España. Pero puedo garantizarle que, si esta situación no se resuelve durante la presidencia española, haré todo lo que pueda para convertir esta amenaza en realidad".

También una de las vicepresidentas de la Eurocámara, la liberal Diana Wallis, se refirió a la cuestión de los abusos urbanísticos y pidió soluciones a Zapatero.

En nombre de los no inscritos intervino el eurodiputado de UPyD, Francisco Sosa Wagner, que criticó los "objetivos imprecisos" de la presidencia española por no "distinguir lo accesorio de lo principal". También reclamó al presidente del Gobierno que no celebre la cumbre con Marruecos hasta que no se resuelva la cuestión del Sáhara, que en Cuba e Irán reconozca a las organizaciones opositoras y que logre para Ceuta y Melilla un estatuto similar al de las regiones ultraperiféricas.

En su réplica, Zapatero subrayó que el norte de África y Marruecos "tienen un interés estratégico para Europa", que debe hacer que "avance su proceso de modernización desde el diálogo y la cooperación". A su juicio, la cuestión del Sáhara debe dejarse en manos de Naciones Unidas.

También aseguró que el Gobierno español es "muy sensible" a las denuncias de abusos urbanísticos y tiene la voluntad de actuar, pero recordó que las competencias están en muchos casos en manos de las comunidades autónomos y los ayuntamientos.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-internacional (92541 noticias)
Visitas:
2581
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.