Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Gamasoft escriba una noticia?

Plasmobot: Robots basados en hongos

03/09/2009 09:18 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Investigadores de la Universidad de West, en Inglaterra, estan desarrollando un robot biológico basado en el Physarum polycephalum, un hongo amarillo bastante común que se encuentra en los bosques y jardines

No todo es electricidad, motores y chips en el mundo de la robótica. Algunos enfoques, a veces decididamente audaces, prescinden del metal o el silicio y aprovechan las ventajas que proporcionan los “materiales biológicos”. Se han hecho experimentos que permiten utilizar el cerebro de una polilla o de una cucaracha para controlar un robot, y en muchos casos hasta han tenido éxito. Pero los científicos de West, liderados por el profesor Andy Adamatzky, intentan ir un paso más allá, construyendo el “cuerpo” del robot a partir de una clase de hongo.

Se trata de un robot biológico, basado en el hongo Physarum polycephalum.Por supuesto, esto no es más que un experimento, y difícilmente tenga en el futuro inmediato alguna aplicación práctica. Tampoco se busca con este engendro, llamado Plasmobot, construir esa clase de robots que acostumbramos a ver en las líneas de montajes de automóviles o de equipos electrónicos. El robot que imagina Adamatzky se parece más a la gelatina protagonista de “La Mancha Voraz” (The Blob, 1988) que a Terminator. Los investigadores se refieren a esta masa amorfa como “plasmodium”, lo que explica el nombre elegido para el robot. Parece que, tal como explica el científico, esta sustancia es capaz de “percibir los objetos de su entorno, desplazar cargas pequeñas, desplegar pequeños apéndices y hasta realizar alguna clase de cálculo”. Dejando los aburridos (y prácticamente incomprensibles) detalles biológicos de lado, podemos pensar en el plasmodium como un ordenador biológico amorfo, que puede ser controlado a través de la luz y campos electromagnéticos.

Se trata de un robot biológico, basado en el hongo Physarum polycephalum

El objetivo de Andy Adamatzky es demostrar que una substancia así, correctamente controlada, podría ser útil para transportar sustancias químicas, en el ensamblaje de algunos objetos simples o, en un futuro lejano, convertirse en una parte más de nuestro cuerpo mediante una relación simbiótica. Todo esto no es, por ahora, más que una mera especulación. Pero si Adamatzky tiene éxito, el futuro de la robótica puede ser muy diferente a lo que hoy imaginamos.


Sobre esta noticia

Autor:
Gamasoft (138 noticias)
Visitas:
6346
Tipo:
Nota de prensa
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.