Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Luis Plasencia escriba una noticia?

Una peruana denunció ser víctima de maltrato y robo en Disney World

14/06/2009 01:25 1 Comentarios Lectura: ( palabras)

Judith Lamas de Alvarado, de 46 años, sufrió un grave accidente en uno de los parques temáticos de Florida, pero la empresa se negó a pagarle el hospital. Además, una poderosa firma de abogados se retractó de ayudarla y el caso podría prescribir

Carlos Chavarry Valiente. No todo es magia en Disney. Judith Lamas de Alvarado, una pianista peruana de 46 años, sufrió una aparatosa caída en uno de los juegos mecánicos del conocido parque de atracciones. No sólo ha quedado dañada de por vida con cefalea y una cervicalgia que le impide voltear la cabeza, sino que ahora debe pagar 18 mil dólares por la atención médica que recibió en Estados Unidos. Una cifra que Disney World se niega a pagar.

El hecho ocurrió el 31 de enero de este año, cuando Lamas se encontraba en un pequeño tren que hacía un recorrido dentro de una cueva artificial, en Disney. El operador del parque temático colocó mal el arnés en el cuerpo de la peruana y en una curva ella salió despedida del vehículo. Voló cerca de 10 metros y perdió el conocimiento al golpearse la nuca.

Fue trasladada al Celebration Health, un hospital de Florida. “Cuando desperté, constaté que de mi bolso habían desaparecido 2700 dólares, mi cámara fotográfica y mi computadora portátil”, explica la afectada. Dos días después fue trasladada al Osceala Hospital, donde también le siguieron haciendo algunas pruebas.

Mientras estuvo internada en los nosocomios se le prohibió comunicarse con su familia de Los Ángeles y Perú, y hasta fue maltratada por su condición de latina. Nunca recibió la visita de algún representante del parque de diversiones.

“Cuando me dieron de alta fui personalmente a Disney World. Allí me dijeron que no tenía nada que hacer en ese lugar, pues se trataba de un asunto judicial que sus abogados resolverían con los míos”.

Ante esa respuesta y con los fuertes dolores de cabeza que la atormentaban, Judith Lamas decidió regresar al Perú. Era el 4 de febrero. Apenas habían pasado cinco días desde que viajó a Estados Unidos. Y los pasó postrada en una cama de hospital.

El hecho ocurrió el 31 de enero de este año

DEMANDA FRUSTRADA. Durante su hospitalización, Lamas recibió la visita de un abogado de Morgan & Morgan, la poderosa firma legal de Estados Unidos, quien le aseguró que se encargaría de su caso. «Me dijeron que no tenía que pagarles nada, por cuanto se cobrarían con el 33% de lo obtenido con la demanda a Disney. Sólo debía esperar el juicio. Ellos supuestamente se harían cargo de toda la parte jurídica: registraron todo lo que me había pasado, incluso con fotografías», recuerda. Era el 3 de enero.

Confiada, la peruana no sentó denuncia en ninguna institución de Florida. Y la Cancillería se abstuvo de revisar su caso al ver que tenía defensa legal. Sin embargo, el 12 de mayo Lamas recibió una mala noticia: una carta de Morgan & Morgan donde le decían que sus abogados desistían de revisar el caso y que se buscara otro estudio lo más pronto posible, porque su caso podía prescribir. En otras palabras, a varios meses de su accidente su demanda podría quedar en nada. Peor aún, no deja de recibir facturas de los hospitales norteamericanos que la atendieron durante su accidente.

Confundida con el accionar de Disney y Morgan & Morgan, ahora Lamas no sabe a quién recurrir. La semana pasada volvió a buscar ayuda en la Cancillería del Perú, pero no ha obtenido respuesta. Para llamar la atención sobre su caso ha subido un video a Youtube donde narra su historia . Ella pide asesoría para enfrentar al famoso parque de atracciones.

Judith Lamas tiene visa para Estados Unidos desde el año 1991. Su hija ha estado radicando en Los Ángeles y solía viajar con cierta regularidad para visitarla. Desde el accidente se encuentra imposibilitada para su trabajo, pues aparte de tocar el piano era profesora de música. Y ahora los médicos le han dicho que deberá acostumbrarse a vivir con cefaleas y usar un collarín en el cuello por el resto de su vida.


Sobre esta noticia

Autor:
Luis Plasencia (350 noticias)
Visitas:
4902
Tipo:
Nota de prensa
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

×
¿Desea borrar este comentario?
Borrar
0
+ -
Responder

Jose P. (06/07/2009)

Esta Sra. es una farsante. Yo la he visto caminar sin problemas y sin collarin por las calles de Salamanca. No tiene ninguna lesion en el cuello.