×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×

David Auris VillegasMiembro desde: 10/04/19

David Auris Villegas
59
Posición en el Ranking
1
Usuarios seguidores
Sus noticias
RSS
  • Visitas
    121.316
  • Publicadas
    25
  • Puntos
    64
Veces compartidas
72
¡Consigue las insignias!
Trimestrales
Recientes
Visitas a noticias
22/09/2020

Nos han contado que la educación es un instrumento de equidad. ¿Será cierto?

Nos han contado que la educación es un instrumento de equidad. ¿Será cierto? Los expertos argumentan, la educación sobrevive a duras penas en la esfera estatal, debido al liderazgo de gobiernos y funcionarios deshonestos y acartonados. De ser cierta esta tesis, somos cómplices al aniquilar los sueños de construir, una sociedad más justa, esgrimida por la ODS al 2030.

 

Paradójicamente esta inequidad, se forja en el proceso educativo, en países en vías de desarrollo como Perú, con una espantosa educación básica estatal y una educación básica privada elitista. Acentuada más, esta brecha, durante el flagelo del Covid-19, como evidencia el Informe GEM 2020 de la Unesco.

 

Petardeando nuestra convivencia solidaria que es el norte del siglo XXI, el discurso privatizador de la educación de acuerdo al modelo neoliberal, está segregándonos. Mientras, la educación pública, como alternativa de resistencia orgánica, es nuestro mejor salvoconducto, para asegurarnos el porvenir y nuestra sobrevivencia como manifiesta Chomsky.

 

El caso peruano y latinoamericano es sorprendente. La educación estatal subsiste con menos de 6% del PBI. Gran parte del presupuesto se destina al gasto burocrático sobrecosteado. Magro sueldo magisterial. Como está dirigido a la mayoría, montan un currículo anclado en el pasado. Estudiantes sin acceso a internet e inevitablemente domesticados por un ecosistema educativo, impuesto por grupos de poder confabulados con gobernantes y astutos políticos.

 

Aunque parezca una utopía, erradicar la educación privada que excluye a millones de personas, significaría una arremetida mortal contra la inequidad. Manuel Bello, nos sugiere una sola educación básica gratuita para todos los niños y niñas, con el objetivo de generar espacios de desarrollo sostenido.

 

Probablemente esta utopía, hará posible desafiar a la incertidumbre del mañana. ¿Acaso la sociedad no estallará al verse asediado por los más ricos como producto de un sistema mundial corrupto e inequitativo? ¿Es justo que millones de personas, no accedan a una mejor vida a través de una educación de calidad?

Erradicar la educación privada que excluye a millones de personas, significaría una arremetida mortal contra la inequidad

 

La retórica de la resiliencia recorre el planeta como antídoto contra la pandemia. Pues bien, a partir de esa resiliencia, replanteemos una política educativa de largo aliento centrado a conferir oportunidades a los niños y niñas sin ninguna segregación, exclusión y estigmatización como nos recomienda el reporte del 2020 de la Unesco.

 

¿Quiénes son los ideólogos de la educación estatal peruana y de otros países pobres? Son los funcionarios y tecnócratas con postdoctorados, quienes perfilan el tipo de educación a ejecutarse en las escuelas estatales, al que curiosamente no asisten sus hijos, van a las mejores escuelas privadas.

 

En este sentido, globalizar la educación básica estatal, puede sonar absurdo y descabellado si la dirección continúa en las manos de ciegos gobernantes y políticos, financiados por los grupos de poder, quienes no aceptan la convivencia pedagógica de sus hijos con los hijos de sus subordinados.

 

Pero, si esa educación estatal recae bajo el liderazgo de los expertos científicos, toda la sociedad estaríamos obsesionados por mejorar su calidad. Ya que una educación básica gratuita para todos y de calidad, es un derecho natural, es más, es un valor ético y democrático según Federico Mayor Zaragoza.

 

En suma, apostar por un paradigma de educación básica gratuita para todos y que ella, esté liderada por un equipo científico y multidisciplinario, vigilada por la sociedad, quizás sea nuestro gran negocio del siglo. En esa línea, desafiemos esta utopía pedagógica. De lo contrario, transitaremos garabateando inteligentes discursos de equidad para la nada.

 

 

 

 

…………………………………………………………………………………………..

Fuentes:

© David Auris Villegas. Escritor y pedagogo. Teórico de la educación para el desarrollo sostenible.

 

 

Más recientes de David Auris Villegas

Educación post pandemia

Educación post pandemia

¿Estamos dispuestos a ser solidarios y equitativos con los demás? Aunque no poseamos la bolita mágica de los adivinos, podemos configurar una mejor sociedad 17/08/2020

Jorge Luis Borges el inmortal

Jorge Luis Borges el inmortal

Quien no ha leído o escuchado a Borges, está perdiéndose un exquisito bálsamo de inacabable aventura 07/08/2020

Como cultivar el hábito lector en las niñas y niños en pandemia

Como cultivar el hábito lector en las niñas y niños en pandemia

Hagamos de nuestro hogar un mágico mundo. La infancia es clave para estimular el hábito lector en los extraordinarios aprendices según la neurociencia 01/08/2020

Aprendo en casa y la pedagogía del reality show

Aprendo en casa y la pedagogía del reality show

La pedagogía del reality show, es uno de los “enfoques” más innovadores, como aporte de los científicos del Ministerio de Educación del Perú a la educación mundial 18/07/2020

Desafíos educativos en tiempos del Covid-19

Desafíos educativos en tiempos del Covid-19

Si algo tenemos que agradecer al Covid-19, es que nos ha encargo a todos, asumir nuestra misión educadora. Algo que nos hubiera tomado décadas hacerlo 10/07/2020

Mostrando: 1-5 de 24