Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Canohincapie escriba una noticia?

¿Qué pasó con la energía nuclear en kioto?

04/08/2009 22:51 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Un gran número de delegados pro-nucleares han intentado boicotear el Protocolo de Kioto, en cada una de las Cumbres, tratando de que la energía nuclear fuese incluida en la lista de medidas del Mecanismo para un Desarrollo Limpio (MDL)

Un gran número de delegados pro-nucleares han intentado boicotear el Protocolo de Kioto, en cada una de las Cumbres, tratando de que la energía nuclear fuese incluida en la lista de medidas del Mecanismo para un Desarrollo Limpio (MDL). Su objetivo era que los países desarrollados puedan descontarse emisiones de CO2 invirtiendo en la construcción de centrales nucleares en los países en vías de desarrollo pero la energía nuclear ha sido excluida de entre las políticas y medidas propuestas para combatir el cambio climático (Artículo 2 del Protocolo de Kioto).

La inclusión de la energía nuclear dentro del Mecanismo para un Desarrollo Limpio era un grave error. No sólo porque se trataba de una nefasta manera de permitir la transferencia de tecnología sucia, peligrosa y obsoleta a los países en desarrollo (que hubieran tenido que cargar con los problemas derivados de los residuos radiactivos, con el riesgo de accidentes nucleares...), sino porque además, debido a su excesivo coste económico, ya que absorbe los recursos económicos necesarios para las energías renovables y la eficiencia energética.

Está demostrado que las inversiones para promover la eficiencia energética son siete veces más efectivas que las dirigidas a la energía nuclear a la hora de combatir el cambio climático. Es decir, con cada euro o cada dólar invertido en medidas de ahorro y eficiencia energética se logra reducir siete veces más las emisiones de CO2 que con ese mismo dinero invertido en energía nuclear.

También está demostrado que la energía nuclear emite más CO2 por unidad de energía producida que cualquiera de las energías renovables. Si bien es cierto que la fisión del uranio en sí misma no produce emisiones de CO2, al lobby nuclear se le olvida contar que en el ciclo nuclear completo (conjunto de actividades desde la minería del uranio hasta el desmantelamiento de los reactores) sí se provocan significativas emisiones de CO2. Es en este análisis más correcto donde se ve cómo también ahí las renovables ganan.

En conclusión, el análisis económico recomendaba que la energía nuclear fuera excluida de la lista de medidas del Mecanismo para un Desarrollo Limpio. De no hacerlo así, se hubiera contribuido al despilfarro de los fondos que se dispondrán para este fin. Sólo las verdaderas energías limpias (renovables y tecnologías de eficiencia energética) deben ser admitidas en la lista de dicho mecanismo.

UNA INDUSTRIA EN DECLIVE

La exclusión de la energía nuclear del Protocolo de Kioto como mecanismo para combatir el cambio climático, unido a sus múltiples y constantes problemas de seguridad y tratamiento de residuos radiactivos, así como su efecto negativo sobre la salud, ha provocado que esta industria sufra un serio declive.

En Alemania, el Gobierno llegó a un acuerdo con las compañías eléctricas para fijar las condiciones del abandono programado de la energía nuclear. Aunque sea francamente mejorable, tiene la importancia de que concreta el fin de este tipo de energía en un país clave y con uno de los lobbies nucleares más fuertes (que incluye a la "todopoderosa" Siemens).

Los nucleares han recibido otro duro golpe: la decisión del Gobierno turco de decir que no a la construcción de centrales nucleares. Tras más de tres décadas pensándoselo, y cuando el Gobierno tenía que decidir la oferta a seleccionar entre las presentadas por las empresas nucleares, la decisión fue que ninguna.

Motivos económicos y el gran potencial de las energías renovables fueron los principales argumentos para ese "no". Nuestra enhorabuena al Gobierno turco por su sabia decisión final y al movimiento antinuclear turco por haber logrado que se impusiera la sensatez energética.

Imitemos el ejemplo de Suecia, país que ha puesto en marcha un plan energético para el cierre progresivo de sus 12 centrales nucleares. Según el Acuerdo sobre Política Energética Sueco: "La energía nuclear será sustituida por medidas de ahorro de energía, conversión a fuentes de energía renovable y por tecnologías de producción de electricidad medioambientalmente aceptables.


Sobre esta noticia

Autor:
Canohincapie (5 noticias)
Visitas:
27039
Tipo:
Suceso
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.