Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-internacional escriba una noticia?

La OTAN está abierta a discutir con Karzai un acuerdo sobre la presencia de tropas extranjeras

29/07/2009 17:31 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La OTAN está dispuesta a analizar con el Gobierno afgano un acuerdo para la "institucionalización ulterior de la presencia de las fuerzas internacionales en Afganistán" a fin de "gobernar" dicha presencia, algo que viene reclamando en los últimos años el presidente afgano, Hamid Karzai, con el objetivo de reducir el número de víctimas civiles en las operaciones de las tropas internacionales.

El portavoz de la OTAN, James Appathurai, reconoció en rueda de prensa que el ministro de Defensa afgano, Abdul Rahim Wardak, ya remitió en una carta a la Alianza Atlántica "algunas ideas sobre cómo podríamos discutir algún tipo de institucionalización ulterior de la presencia de fuerzas internacionales en Afganistán", un asunto que Karzai "ha vuelto a poder sobre la mesa" a pesar de que las partes no han "ido muy lejos" en su discusión.

"La OTAN está muy dispuesta a tener esa discusión cuando quiera tenerla el Gobierno afgano", recalcó el portavoz. La misión de la Fuerza Internacional de Asistencia a la Seguridad en Afganistán (ISAF) opera en el país centroasiático con un mandato de la ONU y "por invitación del Gobierno afgano".

En plena campaña de las elecciones presidenciales que se celebrarán en Afganistán el próximo 20 de agosto, Karzai prometió obligar a las tropas internacionales a firmar un marco de actuación en un intento por limitar las muertes de civiles y abordar la reconstrucción y la negociación con la insurgencia moderada el pasado 24 de julio.

"Necesitamos hacer un acuerdo para situar los movimientos de las tropas extranjeras en un marco legítimo", indicó Karzai durante un acto electoral en Kabul. "La OTAN y América son nuestros aliados en la guerra contra el terrorismo, pero también queremos protección, honor, dignidad y respeto de nuestra religión por parte de nuestros amigos", añadió.

IMPEDIR LA MUERTE DE CIVILES

Las muertes de civiles causadas por las operaciones militares de la OTAN y de Estados Unidos, especialmente los ataques aéreos, se han convertido en una fuente de enfado cada vez mayor entre la sociedad afgana y sus líderes este año, mientras la violencia insurgente ha aumentado a sus peores niveles en una guerra que ya lleva ocho años.

A pesar de las críticas desde el Gobierno afgano por la manera en que se realizan las operaciones, Appathurai aseguró que la nueva directiva táctica aprobada por el nuevo comandante al frente de ISAF, el general estadounidense Stanley McCrystal, "está teniendo éxito" para reducir el número de bajas civiles "drásticamente" pese al incremento de las operaciones de las tropas internacionales, sobre todo en el sur del país, para reducir la presencia de la insurgencia de cara a los comicios.

El portavoz recordó que esta directiva, adoptada a principios de julio, implica un cambio radical en el objetivo de la presencia de las tropas internacionales al dejar claro que "el esfuerzo principal es la protección de los civiles" frente a la lucha contra la insurgencia.

Asimismo, impone "una restricción mucho mayor que en el pasado" al uso de apoyo aéreo cercano en operaciones aliadas para limitar las bajas de civiles, impidiendo este tipo de operaciones en cualquier zona poblada y limita a las operaciones "culturalmente sensibles" de búsqueda y registros a las propias fuerzas de seguridad afganas.

Appaturai recordó además que el general McCrystal todavía está trabajando en la revisión de la operación de ISAF que le encargaron tanto la OTAN como el secretario de Defensa estadounidense, Robert Gates, poco después de asumir su mandato. El objetivo de la revisión, que se prolongará durante otros tres meses al menos, es determinar si hacen falta "cambios, en términos de cómo se desarrollan las operaciones o de nivel de fuerzas".

Por otra parte, rechazó que el número de bajas entre las filas de ISAF en los últimas semanas se deba al hecho de que se han reducido las operaciones de apoyo aéreas al recordar que éstas no han cesado y están permitidas en caso de "grave riesgo" para la vida de las tropas aliadas. Asimismo, rechazó que este incremento se deba a la ampliación de operaciones de las tropas internacionales en Afganistán dado que "la mayor parte" de ellas se han debido a artefactos explosivos improvisados colocados por la insurgencia.

ÉXITO EN HELMAND

El portavoz subrayó "el éxito" de las operaciones en marcha de las tropas internacionales para reducir la presencia de la insurgencia en las semanas previas a los comicios presidenciales y provinciales, algo que han permitido recuperar territorio a los talibán.

Appathurai confirmó el final de la primera fase de la operación 'Garra de Pantera' impulsada por tropas estadounidenses y británicas en la provincia de Helmand -uno de los principales bastiones de los talibán-- consistente en recuperar el territorio de la insurgencia. La operación deberá culminar con "una fase de retención" del territorio para garantizar que no vuelve a caer en manos talibán y, posteriormente, "la fase de reconstrucción" en la que debe implicarse la comunidad internacional.

El portavoz admitió no tener información sobre el acuerdo de alto el fuego alcanzado entre el Gobierno afgano con los insurgentes talibán en la provincia de Badghis, en el noroeste del país, donde están presentes las tropas españolas, para no atacar a los candidatos. Appathurai no pudo confirmar si el acuerdo es "real", pero admitió "contradicciones", dado que, aparentemente, se rompió a las pocas horas de decretarse el pasado sábado en la frontera con Turkmenistán.

El enviado especial de Estados Unidos para Afganistán y Pakistán, Richard Holbrooke y los embajadores ante la OTAN coincidieron ayer en la necesidad de que las elecciones en Afganistán sean "creíbles" para que el futuro Gobierno afgano tenga "la legitimidad" necesaria para impulsar "reformas" destinadas, por un lado, a reducir la corrupción en el país centroasiático y aumentar la capacidad de las instituciones afganas para que ellas mismas estén en condiciones de "garantizar los servicios básicos" a su población, incluida la seguridad, reformas que la OTAN se ha comprometido a apoyar.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-internacional (92541 noticias)
Visitas:
1664
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.