Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-internacional escriba una noticia?

Las operaciones especiales contra la insurgencia se han multiplicado por tres desde 2009

05/03/2011 20:00 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El comandante jefe operacional de la Fuerza Internacional de Asistencia a la Seguridad afgana (ISAF), teniente general estadounidense David Rodriguez, ha reconocido que las operaciones especiales contra grupos insurgentes se han triplicado desde 2009 y ha destacado la necesidad de "llegar al enemigo a través de la población".

En una entrevista en Kabul con tres agencias, incluida Europa Press, el teniente general Rodriguez, que supervisa las operaciones diarias contra la insurgencia, ha reconocido que el progreso logrado, especialmente en los bastiones de los talibán en el sur del país, en provincias como Helmand y Kandahar "no son 100 por cien irreversible". Aunque reconoce que la transferencia de la responsabilidad a las fuerzas afganas a finales de 2014 constituye "un objetivo realista", insiste en que ello requerirá "esfuerzos enormes".

Las tropas de ISAF se elevan en la actualidad a unos 140.000 efectivos, mientras que las fuerzas de seguridad afganas suponen más de 266.000, entre soldados y policías, es decir, unos 40.000 efectivos aliados y 70.000 afganos más que el año pasado.

"Ahora tenemos los recursos para impulsar una estrategia de contrainsurgencia", lanzada hace sólo un año, según una fuente de alto nivel de ISAF. "Hemos visto progresos en el frente de la seguridad en términos de operaciones convencionales, operaciones especiales y operaciones por las Fuerzas de Seguridad Nacionales Afganas", ha apostillado la misma fuente.

Entre 30 y 60 operaciones especiales contra la insurgencia se llevan a cabo en todo el país, fundamentalmente por la noche y con "un número significativo" de efectivos afganos, han precisado otras fuentes aliadas próximas a las operaciones.

Rodriguez, que ha puntualizado que el ciclo de violencia de la insurgencia suele reducirse en invierno y se recrudece en primavera y verano, con la llegada del buen tiempo, insiste en la capacidad de la insurgencia para reaccionar. "Van a volver. No tengo ninguna duda", ha reconocido.

La ISAF no descarta que la insurgencia intente recurrir a nuevas tácticas tras comprobar que no pueden ganar a la coalición en el combate cuerpo a cuerpo pero insiste en la importancia de utilizar los tres o cuatro meses que quedan hasta el verano para continuar socavando a la insurgencia. "Intentarán volver muy fuerte en el verano", ha admitido una fuente de alto nivel de ISAF.

Rodriguez ha dejado claro que aunque los esfuerzos de las fuerzas afganas y aliadas se centran en combatir los "santuarios en Afganistán", tradicionalmente ubicados en las provincias sureñas de Helmand y Kandahar, expandir la seguridad en torno a capital y ampliarla hacia el este, en dirección a Pakistán, las operaciones especiales contra la insurgencia se están llevando a cabo "por todo el país".

Aunque las tropas internacionales están "centrando" sus "esfuerzos" en la ciudad de Kandahar y en el valle del centro de Helmand, están "expandiendo" el centro de operaciones hacia el este, a provincias como Wardak, Logar y Jalalabad, en dirección a Pakistán y también ha admitido que hay "operaciones significativas" en provincias como Baghlan y Kunduz, ambas en el norte.

OPERACIONES SIGNIFICATIVAS EN BADGHIS

También ha subrayado la importancia de las operaciones que se están llevando a cabo en la provincia de Badghis, en el oeste del país, donde están estacionadas la mayor parte de las tropas españolas, especialmente en el valle de Bala Murghab, con fuerte presencia insurgente, aunque también más hacia el norte de la provincia y en la parte más occidental, fronteriza con Turkmenistán, donde el Gobierno afgano podría autorizar crear un cuerpo de seguridad afgano local, similar al que ya se está estableciendo en otros distritos del país, conocido como la Policía Local Afgana (PLA).

"La situación es bastante buena en Herat y en los alrededores. El principal desafío está en Badghis, en Bala Murghab, aunque se está haciendo un muy buen trabajo para ampliar el área de seguridad" en este valle, ha explicado. "Son importantes porque se trata de la última sección de la Ring Road que no está completada", ha explicado, en alusión al proyecto de carretera que vertebra el país.

"En Farah también hay algunos desafíos", ha admitido, reconociendo que aquí también se están lanzando operaciones contra la insurgencia tras la filtración de insurgentes huyendo de los combates de Helmand.

EVITAR LA INFILTRACIÓN

Preguntado si teme que aumente la infiltración de los talibán en las fuerzas afganas, Rodriguez ha subrayado la necesidad de "llegar al enemigo a través de la población", para lo que han creado en muchos puntos de país un cuerpo local de seguridad conocido como la Policía Local Afgana, que hoy cuenta con 4.500 efectivos entrenados sobre todo por fuerzas especiales estadounidenses, aunque el Gobierno de Hamid Karzai ya ha aprobado elevar las dimensiones del cuerpo hasta los 10.000 efectivos y podrían incluso incrementarse hasta los 30.000.

"Esto no resuelve todo el problema", reconoce sin embargo, al tiempo que ha insistido en la importancia de la reintegración de insurgentes que abandonen la violencia y de "impedirles controlar la PLA". Rodriguez ha destacado que las operaciones conjuntas con las fuerzas afganas constituyen "la manera más rápida que tenemos para desarrollar sus capacidades", sobre todo en contextos "difíciles" de combate contra la insurgencia.

ROMPER EL CICLO DE INTIMIDACIÓN

"Hay que romper el ciclo de intimidación" de los insurgentes, asegura el teniente general de tres estrellas. "Controlan a la gente a través del miedo y la intimidación", mediante "ataques asimétricos" como atentados suicidas como el reciente ataque contra un banco en las afueras de la capital, reivindicado por los talibán, en el que murieron 90 civiles, muchos de ellos asesinados a tiros, aunque ataques como estos, advierte, tienen "un efecto bumerán" negativo para la insurgencia por la brutalidad de los mismos.

Preguntado por las operaciones en la frontera paquistaní, el comandante aliado ha recalcado que se trata de "operaciones complementarias y coordinadas" con el Gobierno de Islamabad a ambos lados de la frontera. Hasta la fecha se han lanzado tres operaciones de este tipo desde 2009, según ha confirmado el director de comunicación de ISAF, vicealmirante estadounidense, Greg Smith.

"Han sido eficaces en el pasado y espero que lo continúen siendo", ha reconocido. "Tenemos algunos operativos de Al Qaeda en Afganistán que continúan apoyando operaciones contra nosotros y contra otros", ha recalcado.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-internacional (92541 noticias)
Visitas:
2367
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.