Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Mauricio P escriba una noticia?

Obesidad y delgadez: dos cuadros patológicos

22/06/2013 21:10 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Lamentablemente en los tiempos en que vivimos, ambos problemas se encuentran en considerado aumento. Generalmente suelen aparecer en la pubertad o la adolescencia y la tendencia es que los varones tienden a la obesidad, mientras que en las niñas más a la delgadez. Antes que nada, cabe destacar que si un niño o niña adopta cualquiera de estos dos extremos, seguramente se deba a alguna situación que pueda estar vivenciando.

Generalmente, en la pubertad pero más aún en la adolescencia, el joven siente que no es como realmente quiere ser. Siente que su cuerpo físico se va agrandando tanto exterior como interiormente. Ya no posee autocontrol y es común verlos en estas etapas de la vida, por momentos sumamente alegres y felices y al rato pasan a un estado de infelicidad total sumiéndose en sus más profundos y tristes sentimientos.

Por otro lado es normal que se imagesientan incomprendidos por todas las personas que lo rodean y por la sociedad en sí. Se sienten solos y no reconocidos. Estas situaciones suelen agravarse en el caso de que los padres no le concedan libertad al hijo por que le brindan una cantidad de preocupación por todo lo que hace, que el adolescente ni necesita, ni quiere.

La crisis de la pubertad y la adolescencia puede expresarse corporalmente cuando la niña quiere ser cada vez menos hasta no ser vista en lo posible. Este terrible hecho se vivencia cada vez más y es muy triste cuando algunas niñas llegan a tal extremo, que solamente se la puede salvar realizando grandes esfuerzos para alimentarla de forma artificial y que no mueran por inanición.

Por otro lado, el acto de comer de forma compulsiva, como forma de auto satisfacción, como goce... se transforma en satisfacción momentánea que reemplaza otro tipo de intereses que el púber o adolescente no sabe o no puede, sacar a la superficie.

En ambos casos, ya sea de obesidad o delgadez, es necesario recurrir de forma inmediata, a un psicólogo para encontrar el término medio. Generalmente se trata además de al joven, a la familia también donde se investiga las posibles causas en el paciente y en la familia, que lo llevaron a adoptar cualquiera de estos cuadros patológicos. En casos extremos, se puede decidir por internación en clínicas especializadas donde trabajan con este tipo de casos.

Cambiar la conducta en relación a un hijo, realmente es difícil, sin embargo, es menester poner todo el empeño posible en realizar el intento por el bien del joven. La experiencia habla de que el riesgo de recaída de ambos casos, es bastante grande y sobre todo si hay problemas presentes en la familia que no se solucionaron, como puede ser el caso de divorcios, agresión, muerte, etc.

Para finalizar el artículo, es necesario cuidar al joven de factores externos que escapan a la visión o control que podemos tener dentro del hogar; con esto se quiere decir que es probable que, debido al cuerpo físico que el joven tenga y sobre todo si es obeso, quizá pueda estar siendo víctima de bullying que infelizmente tan de moda está en estos tiempos.

Gabriela Nari | Editora de Suhijo.com


Sobre esta noticia

Autor:
Mauricio P (665 noticias)
Fuente:
suhijo.com
Visitas:
1325
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.