Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-internacional escriba una noticia?

Obama abandona el escudo antimisiles de Bush pero anuncia el despliegue de "un nuevo sistema" más eficaz

17/09/2009 19:25 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El presidente estadounidense, Barack Obama, anunció hoy el abandono del proyecto de escudo antimisiles en República Checa y Polonia de su antecesor George W. Bush, tras constatar su Administración que la amenaza real de Irán no es inmediata, pero no obstante se comprometió a impulsar "un nuevo sistema de defensa antimisil" para contrarrestar las amenazas de ataques con misiles de corto y medio alcance iraníes "capaces de alcanzar a Europa".

Obama justificó la decisión de abandonar el programa de defensa antimisil adoptado en 2007 --que preveía establecer una torre de radar en República Checa y diez misiles interceptores en Polonia-- después de que una evaluación de Inteligencia estadounidense haya rebajado la amenaza potencial procedente de Irán y tras completar un examen "exhaustivo" del anterior programa.

"Esta decisión fue guiada por dos factores principales: primero hemos actualizado nuestra evaluación de Inteligencia de los programas balísticos de Irán" y, en segundo lugar, por los "avances específicos" en materia de defensa antimisil, "especialmente en lo que se refiere a los interceptores de base por tierra y aire y sensores que los respaldan", explicó Obama en declaraciones a la prensa desde la Casa Blanca.

No obstante, Obama se comprometió a impulsar "un nuevo sistema" de defensa antimisil para contrarrestar las amenazas de posibles ataques con misiles de corto y medio alcance por parte de Irán "capaces de alcanzar a Europa", la amenaza más "inmediata" a la que se enfrentan Estados Unidos y sus aliados.

"Nuestra nueva arquitectura de defensa en Europa proporcionará defensas más fuertes, más inteligentes y más rápidas a las Fuerzas Armadas americanas y los aliados de América", aseguró el presidente estadounidense.

Obama aseguró que el nuevo sistema permitirá abordar "antes" y con "mejores defensas" las amenazas balísticas procedentes de Irán al explicar que el nuevo programa "se dará por fases y será adaptable". "Mantendremos la flexibilidad para ajustar y reforzar nuestras defensas mientras continúan evolucionando las amenazas y nuestra tecnología", precisó.

"Estoy convencido de que con estos pasos que hemos dado hoy hemos reforzado la defensa nacional de América y nuestra capacidad para hacer frente a las amenazas de seguridad del siglo XXI", aseguró el mandatario.

FASES PARA IMPULSAR EL NUEVO SISTEMA

El secretario de Defensa estadounidense, Robert Gates, explicó por su parte que Estados Unidos desplegará inicialmente barcos provistos del sistema Aegis con interceptores de misiles SM-3, fabricados por la empresa Raytheon, para ayudar a defender a los aliados europeos y a las fuerzas norteamericanas de amenazas balísticas provenientes de Irán y otros en el marco del nuevo programa de escudo antimisiles.

El vicepresidente del Estado Mayor Conjunto, general del Cuerpo de Marines, James Cartwright, indicó que el Pentágono prevé mantener tres barcos en todo momento en y en los alrededores del Mediterráneo y el mar del Norte para proteger "áreas de interés", sin descartar la posibilidad de "aumentar" el número de barcos en la región en caso necesario.

La segunda fase del sistema, explicó Gates, implicaría el despliegue de SM-3 actualizados e instalados en tierra hacia 2015. "Ahora tenemos la oportunidad de desplegar nuevos sensores e interceptores en el norte y el sur de Europa que, a corto plazo, puedan prestar cobertura de defensa antimisiles contra amenazas más inmediatas de Irán y otros", indicó, precisando que están en marcha negociaciones con Polonia y República Checa para la instalación, en una fase posterior, de sistemas de intercepción en tierra hacia 2015.

"Juntos estamos comprometidos con una gran variedad de esfuerzos cooperativos para reforzar nuestra defensa colectiva y estamos sujetos al compromiso solemne del artículo 5 de la OTAN acerca de que un ataque contra uno es un ataque contra todos", explicó por su parte Obama.

El ministro de Exteriores polaco, Radoslaw Sikorski, aseguró que Estados Unidos desplegará misiles Patriot en territorio polaco. "El nuevo elemento es que la parte americana nos ha asegurado que los Patriots estarán armados y con capacidad para ser conectados a nuestro sistema de defensa", explicó.

COMPROMISO DE PROTEGER A LOS ALIADOS

Obama aseguró que el nuevo sistema de defensa antimisil responde al "compromiso" de Washington de "proteger el territorio estadounidense contra misiles balísticos de largo alcance de Irán" y, asimismo, "garantiza y refuerza la protección de todos nuestros socios aliados de la OTAN".

Por ello, se comprometió a consultar "estrechamente" tanto con el Congreso estadounidense como con los países de la OTAN y a evaluar de manera "regular" las amenazas y la tecnología disponible para impulsar el nuevo sistema.

El secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, celebró este compromiso de Obama. "Agradezco mucho esto. Está completamente de acuerdo con el principio de solidaridad en el seno de la Alianza y la indivisibilidad de la seguridad en Europa", agregó.

El presidente estadounidense defendió que el nuevo sistema "proporciona oportunidades para que se avance en la colaboración internacional" en defensa antimisil y celebró "la cooperación" de Moscú "para traer sus capacidades de defensa antimisil en una defensa más amplia de nuestros intereses comunes estratégicos".

TEMORES INFUNDADOS DE RUSIA

Obama recordó que Washington ha dejado claro a Rusia, opuesta al despliegue del escudo antimisil, que el proyectado no iba en su contra y tildó de "totalmente infundados" los temores de Moscú respecto a su política de defensa antimisil, al tiempo que insistió en que el nuevo sistema seguirá centrándose en el objetivo de contrarrestar amenazas de Irán. "Ese continúa siendo nuestro objetivo", insistió.

Por su parte, el presidente ruso, Dimitri Medvedev, elogió la decisión de Obama y admitió estar dispuesto a "continuar el diálogo" bilateral. "Apreciamos el enfoque responsable del presidente estadounidense encaminado a implementar nuestros acuerdos", señaló, en una declaración difundida por la televisión pública.

En este sentido, dijo que discutirá sobre la defensa antimisiles con Obama en el encuentro que ambos mantendrán en Nueva York el próximo miércoles al margen de la Asamblea General de la ONU.

DIPLOMACIA FUERTE CONTRA IRÁN

Asimismo, Obama aseguró que la decisión de abandonar el anterior programa no exime a Irán de cumplir sus "obligaciones internacionales en relación a su programa nuclear" y aseguró que Washington y Moscú "comparten esfuerzos para que Irán ponga fin a su programa nuclear".

"Nosotros junto con nuestros aliados y socios continuaremos impulsando una diplomacia fuerte para garantizar que Irán cumple con estas obligaciones internacionales. Este nuevo programa de defensa balística antimisil abordará mejor las amenazas que supone la continuidad de los programas balísticos de defensa antimisil de Irán", aseguró.

Gates también consideró que aún queda espacio para la diplomacia. "Todos estamos preocupados porque Irán esté intentando perder tiempo con nosotros sobre su programa nuclear", admitió el secretario de Defensa.

"Nuestro punto de vista es que todavía hay tiempo para la diplomacia y, podría decir, sanciones para persuadir a los iraníes de que su seguridad se verá reducida por seguir la senda de las armas nucleares", añadió.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-internacional (92541 noticias)
Visitas:
4271
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.