Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ordos escriba una noticia?

Nueva estrategia en Oriente Medio

7
- +
08/06/2017 12:35 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La ruptura de Rusia con la OTAN, las consecuencias de la división interna de Ucrania, su posterior alejamiento de la Unión Europea y las consabidas sanciones económicas, han propiciado un giro histórico en la política exterior de Rusia

El chovinismo ruso de Gran Nación que vende Putin a los rusos y al mundo, le sirve para mantenerse en el Poder de forma alternativa, bien  como Primer Ministro, bien como Presidente, convertido en un nuevo Zar, sin perder por ello el protagonismo principal de todo lo que resulta transcendente para los rusos.

Salvando las distancias, Donald Trump, intenta imitar a Putin desde su llegada a la Casa Blanca, tal como demuestra en cada una de sus manifestaciones públicas y especialmente en su Twitter.

La entrada de Rusia en el escenario de guerra siria, marcó el inicio del fin de la maniobra por desbancar del poder a Bashar Al Asad y su Partido Baaz Árabe Socialista, el último bastión de los países árabes laicos reivindicado como heredero de la política de Gamal Abdel Nasser.

A día de hoy la guerra toca a su fin y los ejércitos promovidos y financiados por los EE.UU. y sus aliados han sido derrotados de forma estrepitosa, gracias a la dirección militar rusa que ha demostrado sobrada eficacia en el campo de batalla.

Otra cosa son la campañas de intoxicación que despliegan el Tío Sam y sus satélites, para desprestigiar a Bashar y a la intervención rusa, hablando de genocidios, guerra química y otras barbaridades prefabricadas en las oficinas de la CIA.

La complejidad de Oriente Medio y los errores repetidos y acumulados por los EE.UU., han llevado a los asesores de Donald Trump a poner en marcha una nueva y peligrosa estrategia.

Aparentemente, esta nueva estrategia consiste en dar el protagonismo a los países árabes, que se verán obligados a intervenir política y militarmente, poner hombres, armas y dinero para resolver sus diferencias y sus guerras intestinas.

Y esa nueva estrategia se concreta en aislar, bloquear y sancionar a países “díscolos” como Qatar, que al mismo tiempo ha tenido la osadía de disputar la primacía de Arabia Saudita como  árbitro y líder de los llamados intencionalmente “países árabes moderados”, que no son otra cosa que dictaduras títeres al servicio de los intereses de los EE.UU. en la zona, lo cual a su vez pone en una situación incómoda a la Unión Europea y agudiza las contradicciones internas de la OTAN, que cada día más se reduce a un pacto geopolítico simbólico.

Se trata de vender más armamento y que los muertos los pongan ellos

Por si todo esto no fuera poco y grave, EE.UU. utiliza a sus servicios de inteligencia para dirigir los ataques del DAESH, por primera vez contra el Estado Religioso de los Ayatolás, en una clara provocación de consecuencias previsibles y resultados esperados.

Se trata de dar palos al avispero y provocar una guerra de grandes dimensiones en la que se vería implicado de forma inexcusable el Estado de Israel.

Sería ingenuo pensar que todo esto es ajeno al Golpe de Estado de Tayip Erdogán  en Turquía y a su cada día mayor presencia e influencia en Oriente Medio, tal como demuestra la aprobación del envío de tropas turcas al emirato de Qatar.

Tampoco hay que pasar por alto que desde el mismo momento en que se decreta el bloqueo a Qatar, el gobierno de Irán asume que será la fuente alimentación de Qatar y el puente que le une al resto del planeta.

Así las cosas,  tenemos a tres potencias regionales en una clara alianza frente a los EE.UU. y sus países satélite, el eje Iran-Rusia-Turquía que representa una alternativa plural (sunitas-chítas), frene a los satélites sunitas árabes, capitaneados por un claro projudío: Donald Trump.

Como decíamos ayer, lo de Catar acaba de empezar.

Por cierto, Catar en el término admitido y correcto en lengua castellana, mientras que Qatar es el término aplicado por la ONU. Catar es una monarquía islámica wahabita moderada, los partidos políticos están prohibidos, no existe un Parlamento, cuenta con una Asamblea Consultiva y carece de ejército. (ver enlace)

 

@ordosgonzalo

 

 

gonzalo   alvarez-lago   garcia-teixeiro


Sobre esta noticia

Autor:
Ordos (1096 noticias)
Visitas:
107
Tipo:
Opinión
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.