Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Iskander Jr. escriba una noticia?

¿Nos hemos olvidado de escribir bien?

03/06/2009 16:21 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Internet se ha convertido en el mejor sitio para publicar nuestras opiniones, pero ¿qué está ocurriendo con la forma en que escribimos? ¿Lo hacemos mal por las prisas o porque ya no sabemos escribir bien?

La Historia siempre se ha basado en la escrituraDe todos es bien sabido la revolución social, comunicativa y cultural a todos los niveles que supusieron dos grandes inventos del siglo XX: Internet y la telefonía móvil (o celular, como es nombrada en algunos países hispanoamericanos). Quizás, para muchos y para quien escribe, dos inventos que nos cambiaron totalmente nuestra forma de vida, para bien o para mal, porque como todo lo que forma parte de esta Humanidad, la dualidad siempre está presente.

Con los teléfonos móviles y con las posibilidades que nos daban dichos aparatitos de poder enviar mensajes cortos, se nos abrió una nueva forma de comunicación, rápida y barata (más que una llamada/conversación). Comenzamos con un problema: la limitación de letras y espacios que disponíamos para escribir el mensaje. Problema que la infinita imaginación del hombre resolvió enseguida: reducir las palabras, simplificarlas al máximo para con la cantidad mínima de letras decir lo mismo que si lo escribiéramos como debería ser. Ejemplo: no es lo mismo escribir “hoy te espero a las 6 que tenemos reunión de amigos” que “oi t spero a la 6 q tenemo reunio d amigo”, diciendo en ambas lo mismo. Para la primera necesitamos 51 dígitos y para la segunda sólo 41.

De ese problema por reducir letras y espacios y poder decir lo mismo con una cantidad menor de dígitos, nacieron otros lodos. Nuestros jóvenes comenzaron a escribir mal y a crear una especie de lenguaje para los mensajitos, al mismo tiempo que se habituaban a él y a aplicarlo a todas las esferas de su vida. Como consecuencia de ello se generó la costumbre y la creencia de que escribir mal un mensajito, un correo electrónico, un comentario en un blog o en una noticia periodística de un diario digital o de cualquier página web, las conversaciones en los chats, etc., no tenía por qué “estar mal”, era algo que se ha ido implementando en la sociedad “cultural” y estudiantil como “algo normal”, y la prueba la tenemos en que hoy día es frecuente encontrar textos escritos por el común de los internautas (e incluso en los “profesionales” también vemos muchos errores lingüísticos y gramaticales) en los que no encontremos faltas de ortografía, de presentación o de composición.

Por el contrario, también fueron naciendo los diccionarios informáticos y los sistemas de correcciones en los programas de textos más comunes. No obstante, a pesar de que sólo requiere un poco más de tiempo pasar nuestros textos por un corrector ortográfico y repasarlos, son muy pocos los que ejercitan esa sana costumbre cultural. Tanto es así que continuamente vemos incluso graves faltas de ortografía en palabras imposibles de reducir o que no se suelen reducir, como caveza por cabeza, llobia por llovía, canpeon por campeón y muchísimas más que todos estamos cansados de ver. Otra paradoja que se da muchas veces es que en vez de escribir bien una palabra, la escribimos mal pero aumentando su tamaño en letras, como habrir por abrir. Si hubiera una letra más manipulada en este desastre lingüístico, la H se llevaría la palma, pues es la letra que más errores provoca, tanto por su omisión como por su adición. ¡Y no digamos ya el problema con los acentos, de los que casi nadie parece haber oído hablar en sus años de estudiante!

Una sociedad que no cultiva, alienta y disfruta de su lenguaje, es una sociedad que tiende a eliminarse como tal

Uno llega a preguntarse si es que escribir bien es algo ya pasado de moda, que no tiene importancia la forma en la que se escribe o que la herencia de nuestro deficitario sistema educativo está dando sus frutos en la ignorancia cultural a la que la clase política dominante quiere llevar al pueblo.

Una sociedad que no cultiva, alienta y disfruta de su lenguaje, es una sociedad que tiende a eliminarse como tal, pues la comunicación es la base de todos los principios fundamentales para lograr una convivencia en paz, libertad y progreso común. El lenguaje, escrito y hablado, es algo maravilloso, incluso se han demostrado sus beneficios en medicina. Los españoles tenemos el placer de poder disfrutar del idioma más extenso y lingüísticamente rico de los existentes hoy en día en este Planeta. ¿No deberíamos esforzarnos más y mejor por no abandonarlo a su suerte?

Por ello, aliento a todos aquellos que escriben que desarrollen la sana habilidad de repasar y corregir sus textos. Con ello conseguirán que los demás los podamos disfrutar mejor y ellos mismos saldrán beneficiados.


Sobre esta noticia

Autor:
Iskander Jr. (27 noticias)
Visitas:
20632
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.