Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Bet Asaver escriba una noticia?

El norte de Africa grita Libertad y trabajo!!!

31/01/2011 10:18 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Ya son varios los países donde el pueblo se ha levantado gritando Libertad y trabajo. Los países norteafricanos despiertan de una larga modorra amparada por occidente

Los medios informativos están tratando las revueltas de los países musulmanes del norte de África como sucesos de carácter regional vinculados a ciertos gobiernos y ciertas situaciones sociopolíticas particulares de algunos países. Pero este análisis simplista (como acostumbran los medios masivos amigos de sus amigos), esconden una realidad algo más profunda.

Si echamos un vistazo a los modelos políticos de los países situados en la ribera sur del Mediterráneo, encontraremos muchos puntos en común. Un modelo político liderado por una única figura, la cual puede tener una discutible y reprobable base democrática (Egipto), puede ser de origen presidencialista con soporte militar (Libia), monárquico (Marruecos); pero en todos ellos como factor común el continuimo del líder durante quinquenios fortalecido por una presión mayor o menor, explícita o ímplicita de la oposición.

Junto a los regímenes presentados se dan las siguientes circunstacias: centralización económica absoluta sobre el eje de los dirigentes políticos de estos países dando como resultado una catastrófica distribución de la renta, con una concentración brutal en el 10% de la población. Sí existe una exigua clase media, y una enorme masa de desamparados viviendo en el umbral de la pobreza, sin ningún tipo de cobertura social, sin trabajo ni oportunidades de futuro.

A los países occidentales a los que gustan mucho de los derechos humanos y sociales, se les desvía en estos asuntos la mirada sobre sus vecinos del sur, antiguas colonias superditadas a su explotación por las antiguas metrópolis. En estos momentos, estos países si bien no son colonias, sí están colonizados. Se ha colocado un "virrey" que es quien se encarga de conseguir extraer de esos países la riqueza, enviándola a la metrópoli, a cambio de jugosas comisiones guardadas a buen recaudo en paraísos fiscales. Como obligación estos "virreyes" han de mantener con mano firme al pueblo, de manera que éste siga en el nivel de pobreza, y pueda ser esquilmado sin ningún pudor mediante acuerdos comerciales legales con los dirigentes del país.

Las revueltas sólo están buscando ser como los países que los están estrangulando, sólo quieren libertad, un trabajo de calidad, capacidad para ser ellos sus propios decisores de su futuro

Pero he aquí que surge un nuevo factor, el radicalismo islámico. Podemos hablar mucho de su origen y su desarrollo en los países musulmanes norteafricanos, pero de cara al análisis que estoy realizando, lo que interesa es que éste se convierte para occidente en otro motivo de fortalecimiento, además del económico de los regímenes consolidados. Sus líderes cierran acuerdos con occidente comprometiéndose a luchar contra el terrorismo, a cambio se les entrega más dinero, armas y medios para luchar (y de caso para controlar mejor a sus habitantes, pues como todos son musulmanes, todos pasan a ser sospechosos...) Como resultado, se incrementa la presión y se reducen las libertades más aún.

<a href=

Desde el punto de vista geopolítico también tiene un valor importante el contrapeso de estos países musulmanes "moderados", religiosamente según como se han autodefinido sus líderes, porque no aplican esta moderación para el respeto de los derechos humanos, claro. Esta moderación se mantiene frente a los otros países musulmanes, considerados radicales, de manera que se limita y controla el número y movimientos de opositores a lo occidental en general y, a Israel en particular. Pero, si el país tiene fronteras con el país judío este factor se transforma en "estrechas" colaboraciones que exigen de la continuidad indeterminada de aquéllos con quienes se han firmado el acuerdo, que vincula a todo el país en la consecución de una paz en la zona, desplazada hacia las pretensiones de una de las partes, incluso en contra los hermanos palestinos que lo son, del pueblo egipcio.

Pero no acaba aquí la cosa, queda la inmigración. El norte de África es la última frontera antes de cruzar el Mediterráneo para llegar a Europa desde el centro y sur del continente. Y Europa paga y arma a sus guardianes. De ese modo no hay preocupaciones políticas por las expulsiones, ya se encargan otros de hacer el trabajo sucio, y dejar que los inmigrantes se "pierdan" en mitad del desierto del Sáhara...

Y en el fondo las revueltas sólo están buscando ser como los países que los están estrangulando, sólo quieren libertad, un trabajo de calidad, capacidad para ser ellos sus propios decisores de su futuro. África no está décadas por detrás de occidente por ser musulmana. Lo está porque la estamos presionando y extrayendo todo su jugo hasta que se queda sin vitalidad para avanzar. Bastante cuesta ya sobrevivir. Y, desde luego, para nosotros un modelo de países más libre, más abierto y más comunicativo sólo nos puede traer prosperidad, paz e intercambios culturales mucho más intensos, lo cual nos hará más fuertes y esperanzados frente a un futuro que muchos intereses sólo tratan de presentar como un falso enfrentamiento entre el mundo musulman y el católico.

Se ha colocado un "virrey" que es quien se encarga de conseguir extraer de esos países la riqueza, enviándola a la metrópoli

En estos países también quieren a sus hijos, ésto no debemos olvidarlo...

Estamos en contacto!!!


Sobre esta noticia

Autor:
Bet Asaver (51 noticias)
Visitas:
5472
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.