Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que www.neuromente.com escriba una noticia?

Las neuronas que señalan el inicio y el fin de ciertas secuencias de conducta

26/08/2010 12:36 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Unos científicos han descubierto que la actividad de ciertas neuronas en el cerebro marca, al parecer, el inicio y el fin de ciertas secuencias conductuales. Además, han comprobado que esta actividad cerebral es esencial para aprender y ejecutar nuevas secuencias de actos, una capacidad que suele estar mermada en pacientes que sufren enfermedades como la de Parkinson o la de Huntington.

image

El comportamiento animal, incluyendo el nuestro, es muy complejo, y muchas veces es visto por los científicos como una secuencia de acciones o movimientos particulares, cada uno con un inicio y un final precisos. Esto resulta evidente para una amplia gama de habilidades, desde escapar de un depredador hasta tocar el piano. En todas esas conductas hay un primer paso inicial y otro que marca el final.

En su más reciente trabajo dentro de esta línea de investigación, el equipo de Rui Costa del Instituto Gulbenkian de Ciencia (Portugal), y Xin Jin, del Instituto Nacional sobre el Abuso del Alcohol y el Alcoholismo, uno de los Institutos Nacionales estadounidenses para la Salud, analizó el papel que en el fenómeno descrito ejercen ciertos circuitos cerebrales ubicados en los ganglios basales.

Los investigadores han constatado que cuando los ratones, como los observados en su estudio, están aprendiendo a llevar a cabo una secuencia conductual particular, hay una actividad neuronal específica que aparece en esos circuitos cerebrales y que marca el paso inicial de la secuencia y el paso final.

Y resulta que estos circuitos cerebrales son los que sufren un proceso degenerativo en los pacientes con la enfermedad de Parkinson o la de Huntington. Dichos pacientes también exhiben deficiencias tanto en el aprendizaje secuencial, como en el inicio y el fin de los movimientos voluntarios.

Los autores del estudio han logrado además manipular genéticamente esos circuitos en los ratones, y con ello han demostrado que cuando esos circuitos no pueden cumplir debidamente con su cometido, se produce una merma considerable en la capacidad de aprendizaje secuencial de los ratones, un síntoma que también padecen los pacientes humanos afectados por trastornos en los ganglios basales.

Scitech News


Sobre esta noticia

Autor:
www.neuromente.com (218 noticias)
Visitas:
3213
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.