Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Edukame escriba una noticia?

Muerde, pega y no quiere pedir perdón con un beso

24/02/2011 11:24 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Lidon consulta:

Hola, primero quiero agradecer vuestra ayuda en este ‘ mundo’ tan complicado que es la infancia. Tengo un hijo de 2 años bastante bueno pero con carácter (su padre y yo también lo tenemos). He seguido vuestros consejos a la hora de pegar y morder a otros niños y le pido que pida perdón dando un beso y a veces se niega. No sé que ‘ castigo’ utilizar.

Cuando un niño menor de cuatro años hace daño no lo hace con el propósito de dañar. Es su manera inconsciente, casi instintiva de defenderse ante lo que él considera un "ataque" (me van a quitar lo que es mío, me tengo que proteger, tengo miedo de este niño que está a mi lado, etc). Una conducta automática, heredada de nuestros antepasados tribales o animales.

enseñar a pedir perdon Muerde, pega y no quiere pedir perdón con un beso

Lo que tu peque necesita es ir aprendiendo, poco a poco y como resultado de un proceso, que si muerde o pega a otros niños hace daño. Y que este daño puede (y debe) ser reparado.

¿cómo puede aprender a pedir perdón?

Jamás a través de los castigos. Siempre a través de tu conducta, de tu actitud, de tu respuesta.

Tú eres su mejor modelo. Así que cuando le pidas a tu peque que bese para reparar esa agresión y no quiera hacerlo, no lo fuerces, no lo amenaces, no lo chantajees, no lo castigues. Simplemente hazlo tú.

Tú le muestras con una actitud cariñosa, respetuosa cómo cuidas a ese niño que acaba de ser lastimado. Le besas o le pasas la mano para aliviar su dolor y procura que tu hijo te observe, te escuche. En muchas ocasiones te parecerá que tu hijo también pasa de ti, que ni te mira lo que haces y que ni te oye. No lo subestimes, aunque no dirija hacia ti su atención, te está escuchando y percibiendo tu mensaje.

Los aprendizajes son el resultado de un proceso

Este aprendizaje no lo integrará en un abrir y cerrar de ojos. Tendrás más prisa tú que él (por la incomodidad que genera en las otras madres o familiares la conducta de tu hijo). Pero el ritmo en todo aprendizaje siempre es lento, y jamás debe ser como resultado de castigos o amenazas. Pues entonces tu hijo aprenderá las cosas por "miedo a las represalias" y no por madurez.

Vosotros sois su principal modelo de aprendizaje. Tu hijo aprende de vuestras actitudes, de vuestros mensajes verbales y no verbales, de vuestras conductas. Así que potenciar este instrumento para enseñarle.

Vosotros también os pedís perdón con un beso

Por ejemplo, estáis los tres en la cocina. Tu marido al abrir el cajón de los cubiertos te da un golpe a ti en el brazo. Tu reacción natural ante ese pequeño dolor puede ser la de decir -¡Qué golpe, me has hecho daño!

Si ponéis la atención que vuestro hijo aprende de vuestras respuestas y actitudes, podéis usar estas situaciones para mostrarle cómo cuidar, reparar, pedir perdón. Tu marido puede responder, -Lo siento, no quería hacerte daño. Mua. Te doy este beso para curarte y pedirte perdón.

Tu hijo aunque esté en sus cosas y a ti te parezca que no os está atendiendo, te aseguro que recibe vuestro mensaje de respeto y cariño. Y por supuesto, cuando vosotros hagáis daño a vuestro hijo, pedirle también perdón y curarlo con un beso o con una carícia.

Recuerda, no lo castiguéis. Ser su modelo a seguir, enseñarle con vuestra actitud, con vuestra conducta. Sembrar diariamente esta semilla y los frutos los recogereis en unos meses (sí, he dicho en unos meses y no en unos días....).

Ah! No te olvides de valorar positivamente a tu hijo cuando sí acepta pedir perdón o reparar el daño (aunque sea con un pequeño gesto). Pon más énfasis en lo que sí hace bien que en lo que no hace correctamente. Felicítalo, refuerza esa conducta (sin hacer de ello una fiesta, claro) : que bien ese beso, seguro que ese niño siente ahora menos dolor. Esa carícia seguro le alivia un poquito.


Sobre esta noticia

Autor:
Edukame (167 noticias)
Fuente:
edukame.com
Visitas:
2521
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.