Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Celularis escriba una noticia?

90 minutos con el Sony Xperia Z Ultra

26/07/2013 14:00 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image

  • Pantalla más que aceptable
  • Imposible que sea ergonómico, pero muy buen diseño
  • Rendimiento y fluidez muy buenas
  • Cámara mediocre

Hace unas semanas asistimos a la presentación del Sony Xperia Z Ultra, un dispositivo que a primera vista sólo puede calificarse de monstruoso (no es despectivo) dado su tamaño: 6, 4 pulgadas. Ya hablamos de él tras nuestras primeras impresiones, y hoy hemos podido probarlo un poco más a fondo. Pero sólo un poco más, pues los dispositivos que hay son todavía productos en pruebas, no productos finales, y su lanzamiento final se espera para finales de verano. He podido pasar 90 minutos jugando con uno de ellos, lo cual está muy lejos de un análisis, pero al menos vale para hacernos una idea de cómo luce realmente.

Diseño

image

Lo primero que llama la atención del Sony Xperia Z Ultra es lo enorme que es. Uso un iPhone 5 (4 pulgadas) y una BlackBerry Q10 (3, 1 pulgadas). He estado usando bastante un HTC One (4, 7 pulgadas) y un Samsung Galaxy S4 (5 pulgadas), por lo que también estoy algo acostumbrado a pantallas grandes. Pero la del Sony Xperia Z Ultra es monstruosamente grande, en la línea de otros terminales presentados recientemente, como el Samsung Galaxy Mega o el Huawei Ascend Mate. Una vez pasado el shock inicial (porque sí, iba pensando en lo grande que era pero en directo lo es bastante más) vemos que tiene un diseño precioso, totalmente en la línea del Sony Xperia Z o la Sony Xperia Tablet Z, mantiene ese diseño homogéneo de la gama Z de Sony.

image

Sony Xperia Z Ultra y Sony Xperia Z

Es muy muy fino, de tan sólo 6, 5 milímetros, grosor conseguido gracias a poder repartir sus componentes y su batería en su tamaño descomunal. Además, es muy ligero: 220 gramos, casi el doble que otros smartphones pero mucho más compactos. La sensación general es que se esperaba que fuese más pesado. Estéticamente es como un Sony Xperia Z más grande, y ya dije en su momento que me parece que el Xperia Z es de los más bonitos del mercado. Eso sí, muy poco ergonómico, su manejabilidad es mucho menor que la del Samsung Galaxy S4, por ejemplo, con una pantalla igual de grande. Al Sony Xperia Z Ultra se le suma su tamaño: inmanejable a una mano, como es evidente viendo simplemente el número de pulgadas de su pantalla. Los botones los mantiene integrados en la pantalla táctil, solución que presenta algunos problemas como su uso bajo el agua (porque también es sumergible, esta vez hasta 4 metros durante 60 minutos, por los 1 metro y 30 minutos del Xperia Z).

image

Pantalla

Sí, es Full HD (1920 x 1080 píxeles), pero al ser tan grande la densidad de píxeles desciende hasta los 344 ppp, por los 440 ppp del Xperia Z. ¿Qué tal se ve? No deja de ser Full HD, así que aunque se pierde algo de definición respecto a su hermano menor sigue siendo muy buena, por encima de los 340 ppp. Aparte del uso del software del terminal he probado viendo algunos vídeos a 1080p, y la experiencia es muy buena. Eso sí, con el brillo al máximo aparecen algunos reflejos incluso en interiores, lo cual empaña el resultado final, que habrá que ver en el análisis a fondo que realizaremos.

image

Por otro lado, su pantalla puede usarse con cualquier tipo de puntero improvisado. Un boli, un lápiz, un palo, o un tornillo. No importa, otra moda adoptada por varios fabricantes es la de ofrecer esta posibilidad sin necesidad de que se trate de un stylus específico. En un terminal de 6, 4 pulgadas tiene más sentido, ya que podemos hacer anotaciones y pequeños dibujos o esquemas. Quizás para mi uso personal no tenga tanta utilidad, pero algunos sectores profesionales sí pueden ver útil una pantalla así para hacer fotos y dibujar esquemas o anotar directamente sobre ellas. Eso sí, como otros dispositivos de grandes pantallas, la precisión y el tipo de superficie son insuficientes como para pensar en escribir de verdad sobre ella sin que quede, directamente, mal. Sólo la Samsung Galaxy Tab 10.1 me ha ofrecido una experiencia satisfactoria, y con una pantalla más grande.

Rendimiento

El Sony Xperia Z Ultra debe cumplir perfectamente, sobre el papel. Trae un procesador Qualcomm Snapdragon 800 a 2, 2 GHz quad-core y 2 GB de RAM, además de que la capa de personalización de Sony nos tiene acostumbrados a una fluidez más que aceptable. ¿Cumple? Sí, al menos, y como digo, en lo que no dejan de ser 90 minutos con él. Pese a que es una unidad de prueba, no he podido notar fallos achacables a un modelo así. No hay lags, el terminal funciona correctamente.

Más sobre

image

Otro cantar es la propia capa de personalización de Sony, que logra homogeneizar sus dispositivos, tanto smartphones y tablets como otros productos de la marca. No es mi favorita (ahí está Sense, o mejor aún, ninguna y Android de stock), pero es bonita, tiene un diseño homogéneo entre iconos, aplicaciones y demás, y no se hace molesta como TouchWiz. Pero peca de ser poco amigable con el usuario, mete opciones y menús en todas partes. La aplicación nativa para leer libros electrónicos será muy completa, pero tiene tantas configuraciones posibles que acaba confundiendo, desviando de lo importante: la lectura. Esto se extrapola en general al resto de la capa: pretende abarcar tanto que acaba desbordando. Y se deshace de lo mejor que le puede pasar a un dispositivo de cualquier tipo: la simplicidad.

Handset

image

Llevarse a la oreja el Sony Xperia Z Ultra, con sus 6, 4 pulgadas, es gracioso de imaginar. De hecho, ridículo. Consciente de ello, Sony presentó junto al smartphone un accesorio que ¿soluciona? este problema. El Handset Bluetooth SBH52, un accesorio que recuerda mucho a un manos libres, pero que no funciona como un manos libres, al menos al uso. No está construido para anclarlo en la oreja, sino para sujetarlo con la mano (como la de la siguiente imagen), o en cualquier caso, con la pinza que incorpora. En su altavoz también podemos escuchar música desde un Sony Xperia, al cual se empareja vía NFC, tecnología por la que Sony está apostando fuerte en sus smartphones, tablets, accesorios e incluso en sus televisores.

image

Opinar del Handset es complicado. Realiza una función que básicamente es librarnos del 'ridículo' de hablar en público por teléfono con un gadget tan gigantesco, y su inconveniente mayor es el hecho de tener que llevarlo encima para una función así. Es algo extraño porque no sé qué prefiero: llevar dos gadgets encima para lo que puedo hacer con uno sólo, o llevarlo y ahorrarme ir hablando con un teléfono que ocupa toda mi cabeza.

Cámara

Sabor agridulce. Y más agrio que dulce. Sony fabrica los mejores sensores del mundo, o al menos de los mejores, e instala en sus smartphones versiones compactas de los de sus DSLR. Pero el resultado no cumple, la cámara es lo peor que tiene el Sony Xperia Z Ultra. 8 megapíxeles y una buena fama en sus sensores echada por tierra con el postprocesado tan agresivo que aplica a sus imágenes. Lo vimos en el Xperia Z, con tal de eliminar el ruido (pero acabando por eliminar la nitidez también). Con el Sony Xperia Z Ultra ni siquiera ocurre eso. En la siguiente imagen aparece ruido incluso a plena luz del día. En interiores (en una foto que no he podido obtener después) el ruido es salvaje. El nivel de detalle tampoco es nada satisfactorio. Resulta incluso extraño, e impropio de un terminal de gama alta de Sony.

image image

Conclusión

image

Sony Xperia Z Ultra y iPhone 5

El Sony Xperia Z Ultra es, quizás, la mejor opción para quien busque smartphones con pantallas por encima de las 6 pulgadas. No soy yo uno de ellos, pero entiendo que tienen su público, y si miro a la competencia, veo como el más atractivo al Sony Xperia Z Ultra. Por diseño, por tamaño, por capa de personalización... Creo que supera a la competencia, a falta de probarlo a fondo. Falta por probar también su batería, lo cual necesita el paso de los días con él. O las sensaciones tras probarlo como primer smartphone con el paso del tiempo. Tras 90 minutos con él, sólo me quedan ganas de saber si puedo acostumbrarme a él para usarlo con normalidad y de forma exclusiva. Veremos tras el verano.


Sobre esta noticia

Autor:
Celularis (10425 noticias)
Fuente:
celularis.com
Visitas:
4010
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.