Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ariel escriba una noticia?

Mexicano asesoró en Stanford, California a los creadores de Google

04/11/2009 20:45 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Héctor García Molina, fungía a mediados de la década de los noventa como director del Laboratorio de Ciencias Computacionales de la Universidad de Stanford, en California, cuando los entonces estudiantes Larry Page y Sergey Brin, desarrollaban su tesis doctoral

Dallas .- Un profesor mexicano coordinó y dio asesoría académica al proyecto que dio como resultado la creación de Google, el buscador de más éxito en Internet que en pocos años se convirtió en una de las mayores compañías del mundo.

http://www.cis.upenn.edu/departmental/events/images/hectorhr.jpg

Héctor García Molina, fungía a mediados de la década de los noventa como director del Laboratorio de Ciencias Computacionales de la Universidad de Stanford, en California, cuando los entonces estudiantes Larry Page y Sergey Brin, los ahora multimillonarios fundadores de Google, desarrollaban su tesis doctoral.

La investigación de Page y Brin se centraba en el desarrollo de un mejor método de búsqueda en la Internet. Su coordinador y asesor de proyecto era el mexicano García Molina.

"Yo me encargaba de proporcionarle los fondos, tenía el dinero del proyecto", recordó el profesor originario de Monterrey, en el estado mexicano de Nuevo León.

"Ellos eran estudiantes muy brillantes, muy inteligentes", dijo, en una entrevista telefónica.

The Search, (La Búsqueda), un libro del periodista John Battelle en el que relata la fundación de Google, cita que García Molina dotaba a Brin y a Page del equipo necesario para su investigación y que incluso llegó a donarles una computadora.

En esa época, Page trabajó también directamente con García Molina en el estudio y desarrollo de un sistema para detectar copias de documentos en grandes bases de datos, útil para localizar violaciones a los derechos de autor.

En la entrevista, García Molina recordó esa época sin jactarse de su amistad con quienes ahora son dos de los hombres más ricos del mundo.

"Tengo buenos contactos en Google", dijo al hablar con modestia de su relación con los fundadores de la compañía y con otros estudiantes que han pasado a ocupar puestos de importancia dentro de esa firma.

"Google nos ha sorprendido a todos", afirmó al referirse a la rápida expansión de la compañía, surgida de un trabajo de tesis doctoral en las aulas de Stanford.

El mexicano ha preferido la academia al mundo corporativo, a pesar de los éxitos empresariales a su alrededor.

Desde 1979 ha investigado el campo de las bibliotecas digitales y los sistemas de bases de datos al mismo tiempo que ha desempeñado varios cargos en el Departamento de Ciencias Computacionales de la Universidad de Stanford, el cual dirigió entre 2001 y 2004.

Desde la facultad en Stanford y también en la Universidad de Princeton, García Molina ha atestiguado como su campo de investigación, relacionado a las bases de datos y la Internet, ha creado en los últimos 15 años rápidas y múltiples fortunas.

"Me gusta mucho ser profesor, me interesa mucho más", dijo al responder cuestionamientos sobre si ha sido tentado por el dinero que han generado algunas de las empresas relacionadas al campo de la computación.

García Molina, reconoció sin embargo que mantiene contacto con varias compañías, como asesor y funge en la junta de directores de otras como Oracle y Kintera. Sus aportaciones académicas le han valido para que este año, la revista Hispanic Bussiness, lo colocara dentro de su lista de los 100 hispanos más influyentes en Estados Unidos.

El profesor de 53 años, egresó en 1974 como ingeniero electricista del Instituto Tecnológico de Monterrey, cuando empezaba apenas a desarrollarse la computación.

"No me metí de lleno en eso, pero sí me tocó en la carrera tener contacto con las primeras computadoras", dijo.

Recién egresado, a los 21 años, vio la oportunidad de continuar estudiando y decidió emigrar a Estados Unidos para cursar su maestría y doctorado en la Universidad de Stanford.

Fue durante sus estudios de doctorado que García Medina se enfocó a la investigación y desarrollo de los bancos de datos y bibliotecas digitales.

El mexicano había llegado en el momento propicio al lugar adecuado para ello.

Stanford se encuentra en el Valle del Silicón, en California, y en ese entonces la industria de la tecnología de la información comenzaba a despuntar precisamente ahí en ese sitio. "Recibí muy buena educación aquí", reconoce.

García Medina ha publicado en los últimos 25 años cientos de investigaciones, varias de las cuales han sido editadas en libros. El profesor es invitado con frecuencia a ofrecer conferencias relacionadas a su campo de investigación.

El mexicano confía en que los proyectos que actualmente desarrolla junto con otros científicos computacionales, "van a ser las cosas más interesantes", alrededor de la Internet en los próximos años.

Explicó que se busca hacer las computadoras más fáciles de usar y hacer la información más accesible y más fácil de entender.

Su carrera en Estados Unidos ha recibido múltiples reconocimientos entre los que destaca el Premio a las Innovaciones de la Asociación de Maquinaria de Computación ACM SIGMOD en 1999.


Sobre esta noticia

Autor:
Ariel (3890 noticias)
Visitas:
5691
Tipo:
Nota de prensa
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.