Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Goizeder Lamariano Martín escriba una noticia?

La lista de los nombres olvidados, de Kristin Harmel

03/05/2013 00:00 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image Título: La lista de los nombres olvidados Autora: Kristin Harmel Editorial: Martínez Roca Año de publicación: 2013 Páginas: 409 ISBN: 9788427039841

Hace justo un mes, el pasado 3 de abril, recibí un correo electrónico de la editorial Martínez Roca en el que me presentaban la novela La lista de los nombres olvidados , de Kristin Harmel. El título, la portada y la sinopsis me gustaron tanto que no lo dudé y pedí el libro a la editorial, que muy amablemente me lo envió a casa el día 12, por lo que desde aquí les doy las gracias, no solo por el libro, sino por la forma en la que venía envuelto. El paquete me encantó y me hizo pensar que ese libro era especial. Un regalo. Una receta hecha con amor.

Y no me equivoqué. Esta historia está contada en dos tiempos. El del pasado nos recuerda la vida de Rose Picard, una adolescente que vivía junto a sus padres y sus hermanos en París en 1942, durante la ocupación de la ciudad por los nazis. Su padre era médico, su madre polaca y todos, judíos. Jacob Levy, otro joven judío que Rose acaba de conocer intenta convencerla a ella y a toda su familia de que deben huir de la ciudad para escapar de las redadas de los nazis y salvar sus vidas. Ella le cree, pero sus padres no. Es un joven obrero, miembro de la resistencia, alguien inferior... Pero Rose se enamora apasionadamente de él.

En la historia del presente conocemos a Hope, la nieta de Rose, una joven de 36 años, recién divorciada y madre de Annie, una adolescente de 12 años que se ha vuelto cada vez más rebelde desde que sus padres se separaron. Hope dedica sus días a trabajar en la panadería Estrella Polar, el negocio de su familia en el cabo Cod, en Massachusetts , Estados Unidos.

Desde que era una niña ayudaba a su abuela, Rose, y a su madre, Josephine, preparando cupcakes de vainilla, strudel, galletas cape codder, tarta de queso con limón y uvas, galletas de anís e hinojo, magdalenas de arándanos, galletas de almendras y canela, merengues de cocción lenta o star pie, la marca de la casa. Para los más golosos y los que os guste la repostería, que sepáis que la novela incluye la receta de todos estos postres.

Pero ahora la vida de Hope ya no es tan dulce. Ni personal ni laboralmente. Su madre murió de cáncer y su abuela está ingresada en una residencia de ancianos desde que padece alzheimer. No sabe quién es su padre. No se lleva bien con su ex marido ni sabe cómo tratar a su hija, cada día más irascible. Siente que ha heredado de su madre la falta de amor, de cariño, la incapacidad para dar y recibir amor, la frialdad, la dureza de corazón.

Y, por si fuera poco, la crisis económica está afectando al negocio familiar y las deudas, los préstamos del banco y la falta de ingresos amenazan con el cierre y la pérdida de la panadería. Por eso, cada vez que Hope ve entrar por la puerta a Matt, un ex novio de juventud que ahora trabaja en el banco del pueblo, se echa a temblar. No quiere que le recuerde que el banco quiere anular el préstamo que le hizo y que debería vender el negocio a unos inversores que ni siquiera conoce...

Pero su rutina, su día a día, sus prioridades, cuidar a su hija, sacar adelante el negocio familiar, todo queda atrás, todo pierde importancia cuando el 29 de septiembre, en uno de sus últimas días de lucidez en medio de las tinieblas del alzheimer su abuela les pide a Hope y a Annie que le lleven a la playa y allí les entrega una lista con siete nombres y siete fechas de nacimiento que van desde 1897 hasta 1937.

¿Quiénes son Albert, Cecile, Helene, Claude, Alain, David y Danielle Picard? ¿Qué tienen que ver con su abuela? ¿Por qué debe hacerle caso a su abuela, ir a París y averiguar quiénes son esas personas y qué fue de ellas?

image

Con la ayuda de su hija y, sobre todo, de Gavin, un joven vecino del pueblo que siempre está dispuesto a ayudar a todo el mundo, Hope comienza a investigar con búsquedas en Internet y llamadas de teléfono los nombres que aparecen en la lista. Hasta que al final decide coger un avión y viajar a París para intentar reconstruir el pasado de su abuela, su historia, la de su familia y la suya propia.

Recorriendo una ciudad tan bonita, tan especial y tan inolvidable como París Hope irá conociendo a investigadores, a supervivientes del Holocausto y a muchas personas que en algún momento compartieron sus vidas con la de su abuela cuando ella era solo una niña.

Así, poco a poco, a la vez que Hope, el lector conocerá por fin la historia de Rose, cómo fue su pasado, qué decisiones tuvo que tomar, qué personas, qué sueños y qué vida dejó atrás. Quién fue su verdadero amor. Qué sintió. Qué vivió. Qué soñó. La historia de la vida de Rose cambiará para siempre la vida de Hope y de Annie.

No quiero desvelaros nada más de la trama, pero sí quiero destacar que esta novela me ha gustado muchísimo, me ha encantado, me ha fascinado. Me ha parecido una historia triste, pero también feliz, dura y esperanzadora, real y mágica. Una historia que nos habla de las relaciones familiares, de las religiones, de la tolerancia, de la amistad, de la fuerza para sobrevivir y, por encima de todo, de la fuerza del amor incondicional.

Me ha gustado la ambientación, no solo París, sino también la panadería Estrella Polar y la importancia que los pasteles tienen en la trama. Y, cómo no, me han gustado los personajes. Unos personajes fríos, distantes, solitarios, fracasados, que no se dejan ayudar ni querer, como Hope, o entrañables, conmovedores y emotivos, como Rose. Por si fuera poco, los personajes secundarios, como el ex marido de Hope, Annie, Matt, Gavin o todas las personas que Hope conoce en Francia tienen un papel muy importante y todos forman un puzzle armónico, completo y perfecto.

Sin duda os recomiendo esta novela si os gustan las historias familiares o las que nos hablan de la Segunda Guerra Mundial. Porque esta es una historia cálida, intensa, cercana, emocionante, inolvidable. Una historia protagonizada por personajes a los que se les coge muchísimo cariño. Y, por encima de todo, una historia tan adictiva, dulce y deliciosa como un cup cake. Porque la vida, al final, es una receta hecha con amor.

Si te interesa el libro puedes encontrarlo aquí .


Sobre esta noticia

Autor:
Goizeder Lamariano Martín (347 noticias)
Fuente:
cuentatelavida.blogspot.com
Visitas:
1131
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.