Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Internacionales escriba una noticia?

Lamenta cardenal chileno “error” en caso de cura condenado por abusos

26/02/2011 09:34 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El cardenal chileno Francisco Javier Errázuriz admitió que se equivocó al ordenar el cierre de la investigación contra el sacerdote Fernando Karadima, a quien El Vaticano encontró culpable de abusos contra menores. En entrevista con el semanario local Que Pasa, el ex arzobispo de Santiago dijo que “fue un error” de su parte el haber ordenado el cierre de la indagatoria, tras seguir la opinión de un cercano al influyente sacerdote, pese a varias denuncias en su contra. Karadima, considerado uno de los curas más influyentes del clero local por sus vínculos con la clase alta, donde promovió decenas de vocaciones sacerdotales e incluso de obispos, fue condenado por El Vaticano como autor de abusos sexuales en contra de menores. “Lamento no haber creído que era fidedigna (la denuncia en contra de Karadima). En mis años de experiencia sacerdotal han sido varios los episodios en los que he comprobado calumnias graves”, añadió el prelado. Según Errázuriz, la denuncia que hizo llegar José Andrés Murillo en 2003, uno de los acusadores de Karadima, “decía expresamente que no quería un procedimiento eclesiástico”. “Es que en ese momento no creí que fuera verdadera la acusación. Ese fue un error mío”, enfatizó el arzobispo emérito de Santiago, al tiempo que recordó que por entonces cualquier acusación debía tener estampada la firma del denunciante. Explicó que también influyó “la fama que tenía el padre Karadima, tanto por la formación de innumerables jóvenes que le guardaban gratitud, como por la cantidad de vocaciones que habían partido al Seminario después de haberlo tenido a él como director espiritual”. “También, todo el círculo más cercano a él decía que era una persona sabia y santa", enfatizó el purpurado chileno, quien detuvo la investigación contra Karadima en 2005, pese a tener dos testimonios en su contra. Errázuriz sostuvo que su decisión obedeció entonces a que “me pareció necesario recibir más antecedentes” del caso y admitió además que “fui mal aconsejado”. “Cometí una equivocación: pedí y sobrevaloré el parecer de una persona muy cercana al acusado y al acusador. Mientras el promotor de justicia pensaba que era verosímil la acusación, esta otra persona afirmaba justamente lo contrario”, acotó. El cardenal, sin embargo, consideró que no corresponde pedirles perdón a las víctimas de Karadima por su actuación en el caso, ya que “creo que hice lo que podía hacer, según el conocimiento que tenía del derecho y de las acusaciones”. “En general, no soy partidario de las peticiones de perdón por situaciones en las cuales no hay acciones culpables", enfatizó Errázuriz.

Más sobre

Sobre esta noticia

Autor:
Internacionales (44072 noticias)
Visitas:
1573
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Empresas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.