Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Internacionales escriba una noticia?

Israel responde hoy a Obama sobre proceso de paz con palestinos

14/06/2009 04:03 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Ha llegado su momento. Tras 10 años esperando en el desierto político y dos meses en el cargo de primer ministro de Israel, Benjamín Netanyahu, explicará este domingo a su país y a la comunidad internacional su "plan de paz y seguridad". Desde la Universidad Bar Ilan, Netanyahu responderá al histórico mensaje que el presidente estadunidense Barack Obama envió al mundo árabe el 4 de junio, en lo que parece ser la mejor forma para salir del "bunker" en el que lleva refugiado desde que asumió el poder. ¿Dirá finalmente que la creación de un Estado palestino es la solución al conflicto, como cree y le exige Obama?, ¿Responderá a las peticiones de congelar de forma inmediata la construcción de colonias israelíes en los territorios palestinos? Si apuesta por acercarse al discurso de Obama, el jefe del gobierno israelí se alejará de su base política y la derecha más nacionalista comenzaría a solicitar su remoción del cargo. "Netanyahu se encuentra ante el momento más importante de su carrera política. Cometerá un grave error si intenta, como siempre, contentar a todos. En tal caso, será su fin político", escribe Eitan Haber, ex asesor del asesinado primer ministro israelí Isaac Rabin. "Netanyahu fue elegido con un programa político muy claro en contra de retiradas como la de la Franja de Gaza que provocaron la creación de una base terrorista de Hamás y ataques contra nuestras ciudades", declara por su parte la activista de derecha Tzipi Jotovely. "Con todo el respeto a Obama, Netanyahu debe decir no a los dos Estados y sí a más colonias en Judea y Samaria (Cisjordania)", agrega la joven universitaria derechista que demostró su talento retórico en televisión y fue fichada por Netanyahu para su equipo. En una conversación telefónica hace unos días, Obama dijo a Netanyahu que "seguirá con mucha atención e interés" su discurso; algo así como "te vigilo". A Estados Unidos no le gustan las sorpresas, por lo que es de suponer que la administración Obama sepa ya las claves del discurso, aunque según allegados al primer ministro, el discurso estará terminado a ultima hora. Netanyahu ha estado toda la semana encerrado en su despacho escribiendo y reescribiendo su mensaje, y recibiendo a medio mundo que ha intentado influir en el contenido. Por un lado, George Mitchell (enviado especial de Estados Unidos), Javier Solana (representante de la Unión Europea), el presidente de Israel, Simon Peres, el escritor pacifista David Grossman y los ministros laboristas le han dicho que "ha llegado la hora de ser un estadista y no un político". La mayoría de ellos le ha sugerido que vaya a la solución de dos Estados y "no se convierta en un obstáculo en el camino de Obama" y sus planes para la región, donde el conflicto palestino-israelí dura ya más de seis décadas. Por otro, diputados del Likud, el partido de Netanyahu, encabezados por Benny Beguin, los representantes del Consejo de colonias, los partidos ultranacionalistas y su familia de base ideológicamente muy conservadora le recuerdan de "donde viene y quien le ha votado y que no traicione los valores y la seguridad de Israel". Ahí está el dilema que Netanyahu: debe resolver en los 25 minutos del discurso previsto en la Universidad Bar Ilan, conocida por ser de las más nacionalistas de Israel. ¿Qué dirá Netanyahu? Todo parece indicar que enfatizará en primer lugar los lazos históricos con Estados Unidos, la amenaza existencial que supone para Israel el Irán nuclear de Mahmoud Ahmadinejad, quien recién ganó las elecciones en su país. Posteriormente, tras una salva de bonitas frases, anunciará el desmantelamiento de enclaves ilegales en Cisjordania y la no construcción de más colonias aunque sí de casas en las ya existentes. También podría referirse al Mapa de Ruta, el plan de paz que tras varias etapas debe concluir con la creación de un Estado palestino. Se cree que hará un llamamiento público al presidente palestino Mahmoud Abbas para "reanudar de forma inmediata las negociaciones". En un gesto a la Casa Blanca, dirá un "si al Estado palestino pero." Y aquí comenzará su lista de condiciones: que no tenga un Ejército regular, que no controle su espacio aéreo, que no pueda formar alianzas con países hostiles como Irán y que los palestinos reconozcan a Israel como Estado del pueblo judío. A menos que no haga un discurso revolucionario para su ideología y anuncie el fin de la construcción de colonias o un apoyo público e incondicionado a un Estado palestino, su coalición de gobierno no corre peligro. Lo que sí está en juego es su credibilidad interna y, sobre todo, externa, con un "todopoderoso" presidente de Estados Unidos determinado a impulsar el proceso de paz presionando a israelíes y palestinos.


Sobre esta noticia

Autor:
Internacionales (44072 noticias)
Visitas:
1826
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.