Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Leonardo Pittamiglio escriba una noticia?

"On an Island" de David Gilmour

14/02/2010 06:55 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Su sólo nombre en la tapa de un disco, hubiese sido garantía de ventas, pero han debido pasar 22 años desde “About Face" para que apareciera su flamante “On an Island”

En el día que cumpliera sus 60 años redondos, el hombre que maniobraba la guitarra detrás de los punteos de Pink Floyd sorprende con este disco, luego de más de 20 años sin editar como solista.

Había lanzado dos con anterioridad (1978 y 1983). Sin embargo, On an Island parece ser a todas luces su disco más inspirado, en el que hayamos melodías originales y un sonido elaborado, como en Divison Bell.

Su sólo nombre en la tapa de un disco, hubiese sido garantía de ventas. Pero han debido pasar 22 años desde About Face para que apareciera, en 2006, su flamante On an Island. El lanzamiento coincide con su aniversario personal ya que el día anterior, el guitarrista que estaba detrás de los punteos de The Wall, Animals y Dark Side of the Moon, cumplía sus 60 años.

El sonido actual que desprende On an Island en cada nota, testimonia la juventud creativa que todavía vive detrás de la avejentada fisonomía del ex Pink Floyd. El disco, excelente y destacado entre los discos de ese año, no tiene una sola canción de las diez que no ofrezca una sensación de placer. Salvando algún momento blues, el álbum continúa la línea que dejara Division Bell (último disco de estudio de Pink Floyd): instrumentos acústicos, sonidos delicados, arreglos sintetizados muy naturales, (e infaltables) los punteos de su guitarra.

La calidad de su manera de tocarla, que la sigue siendo a pesar de los años y de qué manera, sigue siendo tan aguda como en The Wall. Podemos decir también, en favor de Gilmour, que su disco (pese a que no fantasee en el grado de sus álbumes de los setenta) supera con creces algunos de los trabajos publicados ese año por sus colegas generacionales (Bob Dylan y Paul McCartney) y aún los que grabara desde 1984-85 su homólogo de Pink Floyd, Roger Waters.

El sonido actual que desprende On an Island en cada nota, testimonia la juventud creativa que todavía vive detrás de la avejentada fisonomía del ex Pink Floyd

Varios músicos importantes se acercaron para grabar en el álbum. Las leyendas del folk americano, David Crosby y Graham Nash, así como Robert Wyatt, Richard Wright (tecladista de Pink Floyd), y quienes más cerca de David han estado desde la partición de Pink Floyd, Phil Manzarena y Polly Samson (ambos trabajaron en Division Bell).

On an Island es el trabajo del guitarrista de una de las mayores bandas de la historia del rock, y la que diera, por lo menos, cuatro de los mayores discos a la historia de este género: The Wall, Animals, Dark Side of the Moon y Wish You Were Here.

Un punto altamente destacable es el arte fotográfico incluido en el libro del CD: imágenes rurales, solitarias, en sintonía con el espíritu puesto en la música de On an Island. Pareciera que el músico firma con estas diez canciones su retiro. ¿Podrá grabar algo más sensacional que esto?


Sobre esta noticia

Autor:
Leonardo Pittamiglio (54 noticias)
Visitas:
14194
Tipo:
Opinión
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.