Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Glober escriba una noticia?

Humor: La fábula del “tonto”

12/10/2009 23:15 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

"Con un poco de sano humor, todo se pasa mejor"

Una historia corta para pensar...

Según cuenta la historia, un grupo de personas acostumbraba entretenerse a costa del que llamaban “el tonto del pueblo”.

Al pobre, además de ser el blanco de todas las burlas, le encargaban todos aquellos trabajos que, por considerarlos tontos, nadie los quería hacer. A cambio de que el tonto los realice, le daban al pobre unas monedas para no sentirse ellos, los vivos, tan viles.

Como si eso no fuese suficiente humillación, todos los días, luego de que los vivos del pueblo terminaban su jornada laboral, se reunían en el bar del pueblo al que siempre invitaban al tonto para que a cambio de invitarle algo, los entretuviese con su juego favorito.

El juego en cuestión consistía en hacerle elegir al tonto entre dos monedas, una más grande, pero de menor valor, y una más chica, pero de mayor valor.

El tonto siempre elegía la más grande, la que valía menos, lo que provocaba la risa y la burla entre todos los asistentes del bar. Luego de esa rutina, todos partían para sus hogares dejando al pobre tonto solo en el bar con la moneda de menor valor de regalo en su mano.

Un día apareció por el bar del pueblo un hombre de la ciudad, el que al presenciar toda la situación, se sintió apenado por el pobre tonto. Cuando quedaron solos, llamó al tonto y le preguntó cómo era que no se daba cuenta de que había elegido la moneda de menor valor, al menos se tendría que dar cuenta por las risas de burla de los asistentes del bar.

A lo que el “tonto” respondió:

- Señor, no crea que soy tan tonto como aparento, yo sé que elegí la que vale menos. Lo que pasa es que en este pueblo no hay trabajo para todos y, si yo un día eligiera la moneda de mayor valor, el juego de burlarse del tonto se acabaría, y yo me quedaría sin mi moneda.

Esta historia con un poco de humor podría acabar aquí, pero para poderla disfrutar un poco más, podríamos sacar algunas conclusiones o enseñanzas:

1- “Quien parece tonto, no siempre lo es”

2- “En dónde estaban los verdaderos tontos de la historia”

3- “Una ambición desmedida puede terminar cortando tu fuente de ingresos”

4- “Se puede estar bien aún cuando los demás no tengan una buena opinión sobre nosotros”

5- “Quizás no importe tanto lo que piensen los demás de nosotros, como lo que nosotros pensemos de nosotros mismos”

Moraleja:

“La verdadera inteligencia está en aparentar ser tonto delante de un tonto que quiere aparentar ser inteligente”


Sobre esta noticia

Autor:
Glober (641 noticias)
Visitas:
20418
Tipo:
Nota de prensa
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.