Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ecoperiodista escriba una noticia?

El hombre es el principal “depredador” de la cotorra margariteña

07/06/2010 01:48 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La Fundación Somos Margarita Verde convocó a una visita al sendero La Chica en La Península de Macanao (Margarita) para conocer el programa de conservación de esta especie que realiza la Fundación Provita

Las cosas de la humanidad a veces no se entienden. Llama la atención conocer cómo un grupo de personas tienen que arriesgar la vida para proteger a otras especies para que ejemplares de su misma especie, es decir, otros seres "humanos", no acaben con la vida de animalitos que en muchos casos están indefensos y son totalmente vulnerables.

Es el caso de las personas que trabajan en el programa Bioínsula de la Fundación Provita, que desde hace más de 20 años están llevando a cabo labores de rescate de la cotorrra margariteña (amazona barbadensis), especie declarada en peligro de extinción, radicada principalmente en el Bosque Seco de la Península de Macano.

"A veces nos toca madrugar o hacer rondas toda la noche para evitar que las personas que comercian con este tipo de loro no se lleven a las crías de los nidos. Nos han amenazado con matarnos, han venido con armas, se valen de cualquier cosa para llevarse los cotorritos, por eso es tan importante el trabajo que hacemos en este sector", comentó José Manuel Briceño, coordinador del Programa.

Afirma que en este proceso les ha tocado involucrar a personas de las comunidades cercanas, algunos de ellos "depredadores", es decir, gente que comercia, a través de un trabajo de educación ambiental y sensibilización. "Tenemos a Pablo, que es uno de los que vivía de este comercio, pero desde que está abierto el programa lo hemos tenido de aliado y es quien ahora nos ayuda a hacer el trabajo de educación ambiental", acota.

El trabajo que ha hecho Provita en Macanao es tan importante, que Briceño comenta que en 1989 contabilizaron las cotorras y no llegaban a 700 ejemplares, para el 2010 están entre 1700 y dos mil, y con una gran cantidad de nidos "resguardados" con ejemplares sanos próximos a ser insertados a la vida silvestre, que es donde deberían estar.

El Bosque Seco de Macanao es uno de los más amenazados en el mundo

Un paseo educativo

Fue así como de la mano de José Manuel Briceño, Pablo Millán y dos pasantes extranjeros, uno de la universidad de Boloña y otro de Princeton, recorrimos lo que llaman el paseo corto para observar el hábitat de las cotorras margariteñas y otras especies de animales propios de la región como el ñángaro, la iguana y el venado margariteño, igualmente amenazados con desaparecer.

Durante el recorrido Briceño se encarga de comentarnos que estamos en lo que se denomina un "bosque seco", donde la vegetación es propia de una zona árida, pero que lamentablemente representa en sí mismo un ecosistema amenazante para los especímenes que requieren del agua para subsistir, por ejemplo.

Aunque entrando al sendero, que irónicamente está ubicado en un lugar que tiene una actividad contraria a la de conservación, ya que está en una arenera, de donde se extraen recursos minerales para la construcción; la vegetación resalta por lo verde, al adentrarnos al bosque los colores más abundantes son los marrones, sepias y cenizos. La vista se vuelve aún más mustia cuando al terminar uno de los tramos se abre en el horizonte una amplia zanja de donde se han extraído grandes cantidades de tierra.

"Este es uno de los bosques secos más amenazados a nivel mundial. Por eso es que sumamos todos los esfuerzos para proteger a la cotorra margariteña, porque es una especie "paragua", si se protege estamos protegiendo otras especies como el venado, el perico cara sucia, el ñángaro, las iguanas, y especies vegetales como el palo sano, el guayacán", dijo el especialista.

El día mundial del ambiente fue un momento propicio para visitar este lugar de la isla de Margarita, evento promovido por la Fundación Somos Margarita Verde conjuntamente con Cubagua 90.5 FM. Igualmente se contó con la participación de la Red de Voluntarios por el Ambiente (Red VIVA) de SIGO, La Proveduría.

En 1989 se contabilizaron menos de 700 ejemplares, a la fecha pasan los 2000


Sobre esta noticia

Autor:
Ecoperiodista (108 noticias)
Visitas:
12675
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.