Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Jane M. Ziegler escriba una noticia?

Hipocresía Latinoamericana: Yo Castro al Lobo o sí al Lobo de Castro

24/02/2010 23:00 2 Comentarios Lectura: ( palabras)

Que bajo han caído los organismos latinoamericanos y las cumbres donde supuestamente se reúnen los mandatarios de nuestros países a fomentar valores y pilares de una democracia, cuando se impide la entrada de alguien elegido por su pueblo y se alaba a alguien que golpea al suyo

El mandatario mexicano Felipe Calderón culmina su discurso en la cumbre del grupo de Río llamada “de la unidad de América Latina y el Caribe” con una promesa de justicia e igualdad a todos los pueblos de este continente. Mi pregunta es la siguiente: ¿dónde queda el pueblo hondureño? ¿O acaso la promesa solo va dirigida a los que comparten la visión trasnochada y bizarra de los marxistas Hugo Chávez y Raúl Castro? Si mi poco entendimiento de política me permite, creo que la igualdad y justicia implica la aplicación a todos los pueblos a quienes va dirigida la misiva, en este caso la América Latina. Y hasta donde sabemos, Honduras forma parte de este continente.

Rebobinemos, para comenzar, la cinta hacia el mes de Junio de 2009 cuando se perpetra el golpe de estado, que sin importar justificación alguna no deja de ser golpe, contra José Manuel Zelaya. La OEA lo condenó enérgicamente y exigió la restitución inmediata de “Mel”, llegando a convertir, de una manera descarada, el problema en algo personal, cuando en otras ocasiones similares su organismo se ha limitado a decir: “eso es competencia del pueblo afectado”. La OEA, empleando esa muletilla trillada, ha sabido lavarse las manos, al mejor estilo de Poncios Pilatos, cuando en nuestro país se elevan las voces ante las arbitrariedades cometidas por Hugo Chávez y la violación sistemática y cínica de nuestra constitución. ¡Pero qué va! Nuestro caso es pura competencia del pueblo venezolano. En ese momento del golpe hondureño, vino a mi mente un pensamiento que me explicó porqué, ante el caso Honduras, Insulza tomó en sus propias manos la resolución del cuadro, y porqué con Venezuela se burlaba de las quejas de nuestro pueblo. Y me dije a mi mismo: “La OEA llora el golpe de Honduras porque allí no hay petróleo que la calle como en Venezuela”. Chávez, nos cueste reconocerlo, ha sabido controlar la opinión de América Latina a su favor gracias al petróleo. Fin del asunto.

Ahora, avancemos la cinta y detengámosla en Noviembre de 2009, cuando gana las elecciones Porfirio Lobo, respaldado por el pueblo, elegido democráticamente. La misma OEA fijó la posición de no reconocer su gobierno marginándolo del trato de sus “hermanos” de Latinoamérica, posición que aún mantiene hoy, y que le valió una notificación por parte de Calderón, para la cumbre en Cancún, que decía: “no te vistas que no vas”. Mi segunda pregunta es: ¿Hasta dónde llega la hipocresía de los organismos de América Latina que “negrean” (como decimos en mi país) a un gobernante elegido democráticamente, solo por complacer caprichos del, por ahora, poderoso Hugo Chávez y sus acólitos Correa, Morales y Ortega? ¿Cuál es el nuevo criterio para calificar la democracia en un país si a Porfirio Lobo se le considera anti-democrático, y en cambio se le rinden honores a Raúl Castro, que junto al tirano Fidel ejercieron la dictadura más larga de América Latina?.

Raúl Castro dirige un gobierno que no ha sido elegido, sino que ha sido asignado “a dedo” por su desfalleciente o fallecido hermano, que viola los derechos humanos

Es entendible la postura de los países del bloque marxista de América Latina como Venezuela y Cuba, y mas aún es entendible, aunque detestable, la actitud de los que chupan del petróleo venezolano como Argentina, Brasil, Ecuador, Bolivia, Nicaragua y el Caricon; pero el callar de países como Colombia, México, Panamá y el Chile de Piñera, es inaceptable. Recordemos que no puede clamar por justicia aquel que calla ante la injusticia. Por ende, esa promesa de Calderón no esa válida.

Raúl Castro dirige un gobierno que no ha sido elegido, sino que ha sido asignado “a dedo” por su desfalleciente o fallecido hermano, que viola los derechos humanos de aquellos a quienes gobierna, que nació de un golpe de estado por allá a finales de los años cincuenta (para quien no lo sabe), que tiene en su haber miles de muertos cuyos únicos delitos han sido el pensar distinto al líder Fidel Castro; pero que no obstante, con ese prontuario, exime la prueba de la OEA para ser considerado legítimo y por lo tanto democrático. Mientras Lobo es castrado de su derecho de representar al pueblo hondureño, todos los gobernantes van a rendirle honores a Lobo, sí pero al lobo de Raúl Castro y Fidel, los héroes eternos de América Latina. Quizás hasta lleguemos a pensar que la gesta inmortal de nuestro padre Simón Bolívar queda pequeña comparada con la gesta de los hermanos Castro.

Queda para la reflexión el triste papel que juegan los organismos internacionales y los gobernantes de América Latina en los actuales momentos, ante el instante político que se vive y que no será eterno. Ojalá, cuando el panorama de el giro que habrá de dar, aquellos que tanto apoyo dieron a los demócratas de origen, pero no de desempeño, sepan reconocer su error y no digan que no sabían lo que hacían. Pasó con Hitler y Mussolini en Europa, ya todos sabemos como terminó la historia. Un día abrazamos a los dictadores y golpeamos a los demócratas, mañana lloraremos junto a los demócratas golpeados maldiciendo a los tiranos abrazados. Eso se llama hipocresía en donde yo vivo.

Porfirio Lobo, respaldado por el pueblo, elegido democráticamente, ha sido marginándo del trato de sus “hermanos” de Latinoamérica por la misma OEA


Sobre esta noticia

Autor:
Jane M. Ziegler (6 noticias)
Visitas:
8874
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

×
¿Desea borrar este comentario?
Borrar
3
+ -
Responder

l garcia (25/02/2010)

generalmente oso pasa ,y mas aun si esa persona que rechazan es de bajos recursos o quizas no tiene fama en esa sociedad en la cual solo sobresalen aquellos que aunque mal han pagado a un pueblo terminan siendo elegidos nuevamente para un cargo al cual no van a asistir ni van a ayudar a las personas que en realidad lo necesitan

1
+ -
Responder

ALFREDO (25/02/2010)

ZIEGLER:QUEDATE TRANQUILO VISITAN UN CADAVER Y LA FIGURA ES DE CARTON.FELICITACIONES POR TU NOTA ,ES MUY ACTUAL