Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Francisco Arias Solis escriba una noticia?

Hans Sachs por Francisco Arias Solís

05/08/2009 14:17 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La voz del zapatero prodigioso

HANS SACHS

(1494-1576)

¡Honrad a los maestros alemanes,

y conjuraréis a los buenos espíritus!”

Del monólogo final de Hans Sachs en

Los maestros cantores de Nuremberg.

LA VOZ DEL ZAPATERO PRODIGIOSO

El poeta y dramaturgo alemán Hans Sachs está considerado el principal representante de la literatura popular burguesa alemana del siglo XVI. Es el introductor, en la literatura y la lengua alemanas, de la palabra “tragedia”. El drama, que en dicho siglo, ofrece ya mayor acción, caracteres mejor dibujados y más acertada distribución en actos, halló en Hans Sachs un fecundísimo cultivador. Pasan sus obras teatrales de doscientas, y entre ellas hay tragedias, cuentos escenificados, leyendas heroicas de Alemania, etc.; pero lo que de él toma hoy en consideración la crítica son sus comedias y farsas carnavalescas o juegos,como se llamaban, en que se muestra su ingenuo buen humor y aun pueden ser saboreados por lectores modernos, al revés de lo que ocurre con otras muchas de sus obras. No pocas de estas han demostrado que era hombre de copiosa lectura, que lo mismo conocía obras de religión que traducciones de clásicos griegos, latinos, franceses e italiano, y en cuanto a ser o no poeta, tiene en su favor un voto que vale por todos: el de Goethe. Como hemos dicho era autor muy prolífico, escribiendo un número prodigioso de versos (22 volúmenes de ellos llegaron a publicarse), netamente líricos, ya que son expresión espontánea de su pensamiento. En sus más de 6.300 composiciones, encontramos composiciones religiosas, morales, legendarias y de actualidad, que, cuando menos, poseen frescor y una inspiración sincera.

El meistersinger (maestro cantor), Hans Sachs, curiosa y genial figura de un simple zapatero popularísimo, contribuyó no poco con sus versos a propagar la nueva fe luterana y elogió grandemente a su fundador en el himno que tituló El ruiseñor de Wittemberg (1523).

Es el introductor, en la literatura y la lengua alemanas, de la palabra “tragedia”

Hans Sachs nació en Nuremberg el 5 de noviembre de 1494 y falleció en la misma ciudad alemana el 19 de enero de 1576. Ejerció la profesión de zapatero y cursó estudios en la escuela latina de su ciudad natal. En 1513 se hizo maestro cantor o “meistersinger”, siendo inmortalizado por Goethe en uno de sus poemas (Misión poética de Hans Sachs) y por Richard Wagner que lo hizo protagonista de su ópera Los cantores de Nuremberg. En 1519 contrajo matrimonio con Kunigunde Creutzer, volviéndose a casar en 1561 con Barbara Harscher, una joven viuda. Fue amigo del artista más famoso del Renacimiento alemán, Alberto Durero, y de Villibad Pirkheimer, poderoso patricio, inmortalizado por Durero en un magnífico dibujo.

Entre sus obras destacan: Farsas de carnaval (1517-1563), Contraste entre la muerte y la vida natural (1533), Comedia del rico moribundo (1549) y El estudiante errante (1550). Terminaremos esta breve semblanza sobre el zapatero prodigioso, con los últimos versos de Los maestros cantores de Nuremberg: “¡Salve, Sachs! / ¡Gloria al gran Sachs de Nuremberg!”

Francisco Arias Solís

La paz no se reduce a la ausencia de guerras

XIII Festival Poético por la Paz y la Libertad

URL: http://www.internautasporlapaz.org


Sobre esta noticia

Autor:
Francisco Arias Solis (324 noticias)
Visitas:
4901
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.