Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ariel escriba una noticia?

Golpistas en Honduras amenaza Brasil con quitar inmunidad a su embajada

28/09/2009 03:36 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El gobierno de facto de Honduras aumentó su ofensiva contra Brasil el domingo al advertirle que en 10 días podría perder su embajada en Tegucigalpa, donde permanece refugiado el derrocado presidente Manuel Zelaya

El canciller de facto, Carlos López, dijo en rueda de prensa que al no existir relaciones entre ambos países, Brasil perderá los privilegios que tiene una embajada y su cuerpo diplomático, aunque aclaró que no está previsto allanar la representación diplomática para arrestar a Zelaya.

"El título y el privilegio de Brasil de tener una misión en Honduras acaba en 10 días", dijo López en rueda de prensa en la casa presidencial.

En ese momento, la embajada "pasa a ser una oficina privada, lo que no quiere decir de ninguna manera que, por cortesía y por la relación de civilidad que tiene el Gobierno de Honduras, vaya a meterse en ella", señaló.

Zelaya, a quien el Gobierno de facto amenaza con arrestar bajo varios cargos, permanece desde el lunes atrincherado en la embajada de Brasil en Tegucigalpa, donde el presidente Luiz Inácio Lula da Silva dijo es huésped y puede quedarse el tiempo que quiera.

El mandatario brasileño desestimó el ultimátum dado por el Gobierno de facto que encabeza Roberto Micheletti.

"Brasil no tolerará un ultimátum de un Gobierno golpista", dijo Lula a periodistas tras acudir a una cumbre América del Sur-Africa en isla de Margarita, en el caribe venezolano.

"Si entran por la fuerza, estarán cometiendo un acto que rompe las normas internacionales", agregó.

Profundizando el aislamiento internacional, el Gobierno que tomó el poder tras el golpe de Estado del 28 de junio, impidió el ingreso al país el domingo a una delegación de la Organización de Estados Americanos (OEA) que venía a preparar el camino para la llegada de una misión de cancilleres que intentará mediar en la crisis.

López dijo que los funcionarios se anticiparon a viajar a Tegucigalpa a pesar de que "habían sido claramente advertidos de que no deberían anticipar su presencia aquí" y viajaron de todas maneras.

Zelaya fue derrocado tras días de tensiones por su intento de realizar una consulta popular que abriera paso a la reelección presidencial, algo visto por sus detractores como un intento de emular a su aliado, venezolano Hugo Chávez.

El mandatario, un empresario maderero que a mitad de su mandato viró a la izquierda, asistió a misa el domingo y el sábado en la noche llamó a sus partidarios a una "ofensiva final" de protestas que le permitan regresar al poder.

Más sobre

"Hago un llamado patriótico a movilizarse en todo Honduras y que todos los que puedan vengan a Tegucigalpa para que luchen en una ofensiva final", dijo Zelaya a través de un comunicado leído por la emisora local Radio Globo.

En un abierto desafío a la comunidad internacional, la cancillería de facto dijo en un comunicado que no permitirá el regreso de los embajadores de Argentina, España, México y Venezuela, retirados tras el golpe, a menos que los países reconozcan a Micheletti.

El golpe de Estado ha sido condenado por una amplia mayoría de organizaciones internacionales y países, incluyendo Estados Unidos. El país se encuentra con vital ayuda suspendida, sobre todo la proveniente de la banca para el desarrollo y del Fondo Monetario Internacional (FMI).

El hostil clima con Brasil y el rechazo a los funcionarios de la OEA liquida las ilusiones de un diálogo entre Zelaya y Micheletti, posibilidad con la que ambos habían coqueteado esta semana, pero que chocó contra el obstáculo aparentemente insuperable de la restitución del mandatario derrocado.

La secretaria de Estado estadounidense, Hillary Clinton, había dicho el sábado que una misión de la OEA viajará a Honduras en los próximos días para intentar otra vez la firma del Acuerdo de San José, un plan del presidente de Costa Rica, Oscar Arias, que incluye la restitución de Zelaya.

Micheletti y los políticos, empresarios y militares que han apoyado el golpe apuestan a que las elecciones presidenciales de noviembre permitan pasar la página de la crisis y romper el aislamiento internacional al que está sometida Honduras.

Pero Estados Unidos y la mayoría de los países de América Latina aclararon que no reconocerían al presidente que surja de unas elecciones auspiciadas por un gobierno de facto.


Sobre esta noticia

Autor:
Ariel (3890 noticias)
Visitas:
2357
Tipo:
Nota de prensa
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.