Globedia.com

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Marcela Toso escriba una noticia?

Forúnculos: infección dolorosa en la piel, tratamiento

11/03/2010 12:30

4 Causas, incidencia y factores de riesgo. Involucra un folículo piloso entero y tejido cutáneo adyacente. Síntomas.Tratamiento.Expectativas. Complicaciones, corazón.Situaciones que requieren asistencia médica.Prevención

4

FORÚNCULOS: INFECCIÓN DOLOROSA EN LA PIEL, TRATAMIENTO

Es una infección de la piel que involucra un folículo piloso entero y tejido cutáneo adyacente.

Causas, incidencia y factores de riesgo

Son muy comunes y generalmente ocasionados por el Staphylococcus aureus, (microorganismo muy resistente y difícil de erradicar), r aunque también lo provocan otras bacterias y hongos que se encuentran en la superficie de la piel.

El daño al folículo piloso permite que estas bacterias y hongos penetren más profundamente en los tejidos subcutáneos.

Los forúnculos pueden darse en los folículos pilosos de cualquier parte del cuerpo, pero son más frecuentes en la cara, el cuello, la axila, las nalgas y los muslos. Pueden ser únicos o múltiples.

Síntomas

Comienza en forma de un nódulo inflamado, sensible y de color rojo o rosáceo, hasta que finalmente se siente como un globo lleno de agua.

El dolor empeora a medida que éste se llena con pus y tejido muerto y mejora cuando drena.

Llega a drenar por sí solo, aunque con frecuencia el médico lo abre.

Es del tamaño de una arveja; sin embargo, alcanza ocasionalmente el tamaño de una bola de golf y crea núcleos blancos o amarillos (pústulas); o bien

se unen un forúnculo con otro y se diseminan a otras áreas de la piel.

Crecen rápidamente, exudan, supuran o formar costra.

Otros síntomas

Fatiga

Fiebre

Indisposición general

Picazón antes de que se surja

Enrojecimiento o inflamación cutánea alrededor de la lesión

Tratamiento

Después de un período inicial de picazón y de dolor leve, los forúnculos pueden sanar por sí solos. Es usual que aumenten la molestia a medida que acumulan pus; luego, revientan, drenan y sanan en forma espontánea.

Deben drenar antes de que sanen y esto sucede en el término de dos semanas.

Es necesario el tratamiento por parte del médico si dura más de dos semanas, retorna, se localiza en la columna vertebral o en la parte media del rostro o está acompañado de fiebre u otros síntomas, debido a que la infección es posible que se propague y ocasione complicaciones.

Las compresas húmedas y calientes estimulan el drenaje de los forúnculos, lo que acelera su curación. Hay que empapar suavemente el área con un paño húmedo y caliente varias veces durante el día.

Las lesiones profundas o extensas requieren un drenaje quirúrgico. Nunca se debe apretar o intentar perforarlo en la casa, ya que la infección es factible que se expanda y empeore el cuadro.

Una higiene meticulosa es importante para prevenir la ampliación de la infección. Las lesiones que drenan tienen que mantenerse limpias.

Hay que lavarse muy bien las manos después de tocar un forúnculo. No reutilizar ni compartir las toallas para la cara y las manos, al igual que las toallas, las prendas de vestir, las sábanas u otros artículos que estén en contacto con las áreas infectadas.

Las prendas deben lavarse en agua bien caliente (preferiblemente hirviendo). Los apósitos hay que cambiarlos con frecuencia y descartarlos tan pronto retuvieron el drenaje; posteriormente, tienen que colocarse en una bolsa hermética antes de desecharlos.

Una vez que el forúnculo ya se ha formado, los jabones antibacterianos o los antibióticos tópicos son de poca utilidad.

El uso de antibióticos sistémicos ayuda a controlar la infección en aquellas personas con forúnculos que reaparecen.

Expectativas

Algunos pacientes presentan ataques recurrentes con abscesos y poco éxito para prevenirlos. Suelen ser muy dolorosos si ocurren en áreas como el conducto auditivo externo o la nariz. Un médico debe tratar los forúnculos de la nariz.

Los forúnculos que se generan juntos pueden expandirse y unirse,

suscitando una afección llamada ántrax, que alcanza a originar tres formas de

enfermedad en las personas. Estas son:

cutánea, que afecta la piel; las personas con cortaduras o heridas abiertas la adquieren si tocan las bacterias. Por inhalación, que lesiona los pulmones; se contrae si se respiran las esporas de las bacterias. Gastrointestinal, perjudica el sistema digestivo; surge además por consumir alimentos infectados.

Asimismo, los forúnculos se provocan por una enfermedad causada por el Bacillus anthracis, un microbio que vive en la tierra.

Complicaciones

Absceso de piel, médula espinal, cerebro, riñones u otros órganos.

Infección en el cerebro.

Endocarditis, compromete el músculo, las válvulas o el revestimiento del corazón.

Osteomielitis, inflamación del tejido óseo.

Cicatrización permanente.

Sepsis, torrente sanguíneo inundado de bacterias.

Infección en la médula espinal.

Diseminación de la infección a otras partes del cuerpo o superficies de la piel.

Situaciones que requieren asistencia médica

Aparecen en el rostro o la columna vertebral.

Se repiten.

No sanan con tratamiento casero al cabo de una semana.

Aparecen fiebre, vetas rojas; se extiende en el cuerpo con gran acumulación de líquido alrededor de éste, u otros síntomas.

Prevención

Lo siguiente puede ayudar a prevenir la expansión de la infección:

Jabones antibacterianos

Baños antisépticos (desinfectantes)

Buena higiene (como el lavado minucioso de las manos)

Fuente: Michael Lehrer, M.D., Department of Dermatology, University of Pennsylvania Medical Center, Philadelphia, PA.

Comentarios

×
¿Desea borrar este comentario?
Borrar
7
+ -
Responder

norma (09/05/2011)

quiero saber si existe algun tratamiento o vacuna para prevenir los forinculos

5
+ -
Responder

Usuario anónimo (24/06/2011)

que antibioticos se puede tomar para sanar

1
+ -
Responder

melanys (21/04/2012)

ahy ami me saliio uno de esso antier y me duele solo tengo 10 años de edad me duele demassiado que ayuda me pueden dar

1
+ -
Responder

adrian (23/10/2012)

vacuna contra el estafilococo aureus (staphilococcus)