Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que 20minutos.es escriba una noticia?

Filomena dejará más nieve, rachas de viento muy fuerte y heladas intensas este viernes en buena parte del país

6
- +
07/01/2021 21:41 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Todavía no ha llegado a la penínsulo y la borrasca Filomena ya ha comenzado a causar estragos en buena parte del territorio nacional, con un desplome del mercurio y copiosas nevadas en cotas bajas. El temporal, que afecta a toda España y que actualmente se encuentra sobre las islas Canarias, seguirá dejando lluvias intensas en el archipiélago, Andalucía y Ceuta, y nevadas de sur a norte al menos hasta el sábado.

Los efectos de la borrasca, que ha vuelto a congelar los termómetros este jueves al registrar de nuevo una mínima histórica (-35, 6 grados en la estación leonesa de Vega de Liordes), provocará que en las próximas jornadas siga nevando en muchas zonas del centro y este peninsular, donde se esperan espesores de más de 20 centímetros, que podrían superar los 40 en el entorno del Sistema Ibérico.

Aunque las previsiones de la Aemet apuntan a que a partir del próximo domingo es probable que la situación meteorológica "tienda a estabilizarse" y lleguen temperaturas aún más bajas la próxima semana, Filomena dejará la noche de este jueves y el viernes más nieve en buena parte del país, rachas de viento muy fuertes, chubascos e intensas heladas.

Las copiosas nevadas serán probables en amplias zonas del centro peninsular, así como en las zonas interiores del este y del sureste, con acumulaciones significativas en Castilla-La Mancha y en zonas aledañas. Otras de las regiones más afectadas serán la Comunidad Valenciana, sur de Aragón y montañas de Andalucía oriental.

El temporal se recrudece en Andalucía y la Aemet activará este viernes avisos naranjas -amarillos hasta este jueves- por nieve en varias comarcas de Almería, Granada y Jaén, y por lluvia en zonas de Cádiz y Málaga.

La borrasca Filomena llevará de nuevo la nieve de forma intensa este viernes al Valle del Almanzora y Los Vélez (Almería), a Guadix y Baza (Granada) y a Cazorla y Segura (Jaén). Asimismo, la agencia activará también el aviso naranja por lluvias en la zona del Estrecho gaditano durante toda la jornada y será amarillo en Grazalema, la Campiña y el Literal, así como en la comarca malagueña de Sol y Guadalhorce.

Este jueves por la noche y el viernes durante todo el día, Filomena llevará precipitaciones en forma de nieve en la provincia de Teruel, que llegarán el sábado a Zaragoza y después a Huesca, donde se prevé que la cota se sitúe en torno a los 200 metros. De hecho, distintas zonas de la comunidad están en aviso naranja o amarillo por este motivo.

Para hacer frente a la borrasca, las entidades locales y regionales ya han comenzado a prepararse. Así, la Delegación del Gobierno ha activado las 142 máquinas quitanieves que el Ministerio de Transportes tiene en la comunidad autónoma, el Ayuntamiento de Zaragoza también ultima los preparativos, mientras se refuerza la cooperación entre comarcas y consistorios en la provincia de Huesca.

El cielo estará despejado en el Principado, salvo algunos intervalos de nubes en el litoral y en el entorno de la cordillera. Además, hay probabilidad de lluvias débiles dispersas en la costa oeste que, de forma aislada, podrían alcanzar otras zonas marítimas. No se descartan brumas o bancos de niebla matinales en cotas altas en la zona oriental.

Las temperaturas se mantienen sin cambios, salvo algunos aumentos locales de las mínimas en el interior, y se producirán heladas generalizadas en el interior, que serán localmente fuertes en la cordillera. El viento será de componente sur flojo y arreciará a mediodía en el litoral.

La Aemet ha declarado el aviso amarillo por bajas temperaturas, que pueden alcanzar los ocho grados bajo cero, en varias zonas de la comunidad.

La Agencia Estatal de Meteorología prevé para este viernes en Baleares, cielo cubierto con lluvias y cota de nieve entre los 700 y 800 metros, que subirá a los 1.100 a lo largo de la jornada. También las temperaturas irán en ascenso. El viento soplará fuerte del noreste, con rachas de 60 a 70 kilómetros por hora en Ibiza y Formentera a partir de la tarde.

La Aemet ha advertido de que la borrasca Filomena, que se halla actualmente entre Canarias y la península, provocará en el archipiélago rachas de viento muy fuertes, con valores de entre 70 y 80 kilómetros por hora de forma generalizada, que pueden aumentar a 90-100 km/h en medianías y cumbres e incluso a 120 km/h en zonas altas de Tenerife, hasta el punto de haber provocado la activación del aviso naranja.

Se producirá mal estado de la mar, con viento fuerza 6 o 7 y olas de 4-5 metros, según la Agencia, y las lluvias serán fuertes, ocasionalmente acompañadas de tormenta y localmente persistentes, principalmente en las islas occidentales y Gran Canaria. La situación tenderá a mejorar a partir del sábado.

El tiempo en Cantabria este viernes será poco nuboso al principio de la jornada, aunque el cielo se irá cubriendo a partir del mediodía. De hecho, no se descarta alguna precipitación débil aislada por la tarde. En cuanto a las temperaturas, las mínimas se mantendrán sin cambios o con algunos ascensos y las máximas experimentarán un ligero descenso.

Se producirán heladas generalizadas, excepto en la costa, débiles en zonas próximas al litoral y fuertes en zonas de montaña. El viento será flojo y variable, algo más intenso en las zonas marítimas por la tarde.

La Aemet ha elevado a nivel rojo el aviso por nevadas ocasionadas por la borrasca Filomena en las provincias de Albacete, Cuenca y Toledo para este viernes, que este jueves eran de nivel naranja o amarillo. Las precipitaciones se producirán de forma casi generalizada de sur a norte y en gran parte de la Mancha pueden llegar a acumular más de 20 centímetros. Las temperaturas mínimas estarán por debajo de los 6 grados negativos en el Sistema Central y Parameras.

Las precipitaciones serán en forma de nieve a cualquier cota en Guadalajara (donde se ha elevado a naranja el nivel de alerta) y mitad noroeste de Toledo y por encima de 500-600 metros en el resto de provincias, para subir pronto en el suroeste por encima de 1600 y a 700-800 en zonas de la mitad sureste.

Si bien el viernes se esperan temperaturas muy bajas en Castilla y León y algunas nevadas (que han llevado a la Aemet a declarar la alerta amarilla por este fenómeno en algunas zonas), los grandes episodios no llegarán hasta el sábado, cuando buena parte de la comunidad estará en aviso naranja por este tipo de precipitación, que se producirá a cualquier cota en muchas provincias y los espesores podrán rondar los 20 centímetros en algunas zonas de montaña.

En la primera mitad del día, el cielo estará nuboso o cubierto en el tercio sur, y más despejado, con intervalos de nubes medias y altas, en el resto, si bien se irá cubriendo a partir de las 12.00 horas. En el sur de Tarragona, no se descartan precipitaciones débiles y dispersas de madrugada y se esperan de nuevo a partir de la tarde, con la posibilidad de que lleguen algo más al norte al final del día.

La cota de nieve se sitúa a 100-200 metros en el litoral, ocasionalmente más baja, y a cualquiera en el interior. Habrá bancos de niebla matinales en la depresión central, las temperaturas se mantienen con pocos cambios y se producirán heladas generalizadas en el interior y de forma débil en puntos de la costa, que serán localmente fuertes en el Pirineo.

No obstante, las mayores nevadas están previstas para el sábado, y Protección Civil de la Generalitat ha puesto en prealerta el plan NEUCAT por la previsión del Servei Meteorològic de Catalunya (SMC) de un episodio de nevadas que empieza este jueves en Terres de l'Ebre (Tarragona) y que se generalizarán el próximo 9 de enero.

El cielo estará cubierto con precipitaciones generalizadas, que serán más persistentes y abundantes en el sur de Valencia y en el norte de Alicante. La cota de nieve será variable, y oscilará entre los 300-600 metros en Castellón y en el interior y norte de Valencia, y entre los 500-1.000 metros en el resto. De hecho, en esas zonas la Aemet ha declarado el aviso naranja por acumulación de nieve (en algunos casos hasta el sábado) y podrán alcanzarse unos espesores de hasta 15 centímetros.

Las temperaturas presentará pocos cambios y se producirán heladas en el interior, débiles en general. El viento soplará del norte y del noreste moderado, con intervalos de fuerte en los litorales de Valencia y de Alicante, y rachas muy fuertes en la zona costera del sur de Alicante.

El temporal ya ha afectado este jueves ampliamente el interior de la Comunidad y son varias las comarcas que se encuentran en Emergencia Situació 0 (cuando los efectos de la nevada hacen necesaria la movilización de recursos para efectuar la limpieza de los viales y carreteras afectadas): Els Ports, Baix Maestrat, Alt Palancia en Castellón, Utiel-Requena, Els Serrans, Racó d'Ademús, Vall d'Aiora-Cofrents y La Costera en Valencia y L'Alcoia y Alt Vinalopó en Alicante.

El Aviso amarillo por acumulación de nieve que ha afectado este jueves a varias zonas de Cáceres y Badajoz se mantendrán también el viernes. Las comarcas de Las Villuercas y La Siberia Extremeña están en alerta y los espesores en esas zonas pueden llegar a los 4 centímetros. La cota de nieve se situará por encima de 300 a 600 metros en el norte y de 600 a 1.000 metros en el sur, con temperaturas mínimas sin cambios y máximas en descenso o iguales.

En la costa al norte de Finisterre, habrá intervalos nubosos que aumentarán por la tarde y pueden llevar asociadas lluvias débiles, chubascos y tormentas ocasionales en el área de Estaca de Bares con la posibilidad de extenderse de forma débil y dispersa a otras zonas de la comunidad.

En el resto del territorio, el día se presentará despejado, con baja probabilidad de brumas o nieblas matinales en el interior y temperaturas sin cambios significativos. Habrá heladas débiles generalizadas en el interior y en la costa sur, más intensas hacia el sureste, sobre todo en zonas de montaña donde serán localmente fuertes.

La Aemet, que ya había declarado el aviso por acumulación de nieve en toda la Comunidad, extiende para este viernes la alerta naranja por este tipo de precipitación y activa la amarilla por bajas temperaturas en la Sierra.

Concretamente, se espera nieve entre las tres de la tarde y las medianoche, con una acumulación de 15 centímetros en cualquier cota, mientras que en la Sierra sube a 20 centímetros, con episodios de ventisca. Además, en esta zona pronostican temperaturas mínimas de al menos 6 grados bajo cero.

Ante esta situación, la Agencias de Seguridad y Emergencias de la Comunidad de Madrid 112 recalca la importancia de que los ciudadanos se mantengan puntualmente informados de la evolución de la borrasca y eviten los desplazamientos en coche.

El cielo estará cubierto y con precipitaciones generalizadas, mientras que la cota de nieve se situará en torno a los 600-700 metros para subir al final del día a los 900-1.000 metros. La Aemet ha declarado aviso naranja por acumulación de nieve en el noroeste de la Región para el viernes, después de la caída este jueves, que será amarillo el sábado.

Las temperaturas se mantendrán sin cambios, con heladas en cotas altas. El viento soplará del norte o noreste, con rachas ocasionalmente muy fuertes en el Campo de Cartagena, donde la Agencia Estatal de Meteorología ha declarado el aviso amarillo para el viernes.

No será hasta el sábado cuando Filomena golpee verdaderamente a la Comunidad Foral, por lo que el viernes se presenta relativamente tranquilo, a excepción de algún aviso amarillo de la Aemet por bajas temperaturas en determinadas zonas de Navarra, donde se pueden alcanzar los -8 grados.

De hecho, el Gobierno de Navarra estudiará este viernes la activación de los diferentes niveles de los planes de emergencia en el caso de que se confirmen las previsiones meteorológicas que alertan de la posibilidad de nevadas que avancen de norte a sur y que sean más intensas en la Ribera, a cualquier cota, a partir de la noche del viernes y sobre todo durante la jornada del sábado.

No obstante, no se descartan nevadas débiles en el sureste al final del día, preludio del sábado, cuando la Agencia Estatal de Meteorología ha declarado el aviso naranja por acumulación de nieve, con espesores de hasta ocho centímetros.

La Agencia Vasca de Meteorología, Euskalmet, prevé para este viernes en el País Vasco nubosidad abundante y cota de nieve en torno a 300-500 metros. Según las previsiones, se verán nubes bajas en el norte y nieblas en puntos de la mitad sur, pero las precipitaciones serán débiles y ocasionales y se limitarán probablemente a puntos del oeste de la vertiente cantábrica.

Las temperaturas serán frías, especialmente en el interior, donde helará durante gran parte de la jornada. Los termómetros llegarán a los 6 grados de máxima en la costa y se quedarán en 2 en el interior, mientras que las mínimas oscilarán entre los -5 y los 2.

Este viernes habrá intervalos nubosos, aunque el cielo tenderá a despejarse por la tarde, y se producirán nevadas débiles en el sur por la noche. No se descartan brumas y bancos de niebla en la primera mitad del día. Respecto a las temperaturas, las mínimas irán en ligero ascenso y las máximas descenderán levemente o se mantendrán sin cambios.

Se registrarán heladas generalizadas, localmente fuertes en la Ibérica y los vientos soplarán del noroeste en el valle y del norte al noreste en la sierra. La Aemet ha declarado aviso amarillo por bajas temperaturas, que pueden alcanzar los nueve grados bajo cero.


Sobre esta noticia

Autor:
20minutos.es (17881 noticias)
Fuente:
20minutos.es
Visitas:
82
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.