Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Prevenium escriba una noticia?

Falacia de las vinculaciones internacionales

15/08/2009 16:30 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La democracia en los pueblos de américa, jamás ha preocupado a los Estados Unidos

La democracia en los pueblos de américa, jamás ha preocupado a los Estados Unidos.

Sus intereses económicos se contraponen radicalmente a las democracias nacionales.

El tema de la colusión de los elementos democráticos con grupos radicales es una forma que la oligarquía tiene de desprestigiar y restar veracidad a las posiciones de dignidad y respeto a los derechos de los pueblos. Claro, no puede ser ajeno a toda persona que tiene un grado mínimo de inteligencia las circunstancias en que el mundo internacional interfiere en el seno de cada nación. Si no fuera así, indudablemente no se hubieran producido los procesos revolucionarios que en definitiva terminaron con la formación de los países de América.

Otro es el problema.

Las oligarquías han desajustado el orden interno y solo conciben la participación ciudadana en los términos en que ellos mismos lo han dispuesto, sin considerar para nada los intereses de los hombres de trabajo y de todo aquel que no se encuentra comprometido ni sirve a los proyectos del orden político y económico.

Estados Unidos, ha entregado a viva voz o que entiende por democracia, es decir, una consideración novedosa para quienes seguimos pensando que lo más cercano a ella se manifiesta cuando la soberanía reside en el pueblo organizado. En el orden impuesto, ello no es posible, pues, los intereses de las corporaciones internacionales privilegian la visión utilitaria privada del desarrollo de la humanidad y claramente intervienen con toda la fuerza de su poder extraordinario en dar las pautas, a quienes son parte de este poder internacional y que se encuentran enquistados en cada centro político conocido como nación.

No podemos imaginar que las oligarquías nacionales no se encuentren clara y definitivamente vinculadas al orden internacional vía el crédito otorgado por la banca y el sistema financiero mundial. Aquí el Banco Mundial, el BID, el Fondo Monetario Internacional y otras instituciones coludidas y con posibilidad de utilizar esta arma política superior que es el manejo del dinero con objetivos de dirección, intervención y penetración, se enquistan como garrapatas en la vida de los países y desde el extranjero dirigen los destinos de sus asociados.

A Banca Internacional es dirigida, manejada y financiada por los grandes grupos internacionales con sede en USA.

Este manejo del dinero es capaz de movilizar fuerza materiales poderosas, entre ellas la prensa internacional, que solo tiene un principio, desinformar hasta que la realidad solo pueda ser entendida en la forma que ellos lo presentan.

Toda la política de este orden ha estado, está hoy y estará mañana, vinculada a lo más negro del fascismo internacional

Todo lo que estamos diciendo refleja el nivel de violencia con que los dueños del dinero manejan las situaciones internacionales. Por ello se entienden las expresiones de los golpistas hondureños. Solo considerando que la visión interesada de la C.I.A. y del poder económico norte americano reinante en esa nación vio la posibilidad de desarticular por la parte más débil el movimiento de liberación que democráticamente se estaba forjando en América Latina. Ello ya ocurrió con Chile, cuando la C.I.A. en vergonzosa colusión con las fuerza de derecha de ese país, organizada en los partidos políticos de ultra derecha, decidieron derrocar el poder constitucional del Dr. Allende y poner en cambio al más sangriento de los tiranos en el poder. Y también en todos los países latino americanos.

Entonces, no es un prurito democrático lo que impulsa a los gestores de los golpes de estado que se dirigen, organizan, aprueban y se llevan a efecto desde el pentágono, utilizando medios, dinero y elementos bélicos otorgados gratuitamente por los gobiernos yankis.

No se trata de una concepción democrática las acciones de entorpecimiento a la democracia de los países, en que el pueblo elige una opción más congruente con la vida de libertad y desarrollo integral, sino al contrario una colusión abusiva y depredadora que el gobierno de los estados unidos está dispuesto a seguir hasta tener sometidos a todos los pueblos del patio trasero, léase América Latina. No es la democracia de Venezuela la que les interesa, sino el petróleo. No es la estabilidad de Colombia, sino sus riquezas. No es en definitiva que se desvelen por la democracia, es una labor depredadora basada en sus propios intereses.

Hablar en estos términos de la colusión movimientos democráticos con fuerzas radicales extranjeras, es un chiste de mal gusto, pues, toda la política de este orden ha estado, está hoy y estrá mañana, vinculada a lo más negro del fascismo internacional.


Sobre esta noticia

Autor:
Prevenium (23 noticias)
Visitas:
3390
Tipo:
Opinión
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.