Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Internacionales escriba una noticia?

Exige Menchú castigo por masacre en embajada española hace 31 años

31/01/2011 17:42 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La Premio Nobel de la Paz 1992, Rigoberta Menchú, reiteró hoy su demanda de justicia a 31 años del asalto e incendio de la embajada de España por las fuerzas del orden guatemaltecas, que cobró 38 vidas. La dirigente indígena guatemalteca encabezó los actos en memoria de los fallecidos en la quema de la sede diplomática a manos de la policía guatemalteca el 31 de enero de 1980. Un grupo de campesinos, apoyados por estudiantes universitarios, ocupó de manera pacífica las instalaciones de la embajada española para exigir el cese de la violencia del Ejército contra comunidades civiles del norteño departamento de Quiché. El violento asalto de la policía para desalojar la embajada, ordenado por el régimen de facto del general Romeo Lucas García (1978-1982), desató un incendio que causó la muerte de campesinos, funcionarios guatemaltecos y diplomáticos. En el lugar murieron calcinadas 37 personas, incluidos Vicente Menchú, padre de la Premio Nobel, el ex vicepresidente Eduardo Caceres Lehnoff, el ex canciller Adolfo Molina Orantes -quienes intentaban mediar- y el cónsul español Jaime Cruz del Árbol. Sólo salvaron la vida el embajador español Máximo Cajal y el indígena Gregorio Yujá Xoná. Yujá Xoná fue secuestrado en el hospital horas después de su ingreso por presuntos agentes gubernamentales, y su cadáver con huellas de tortura fue lanzado al día siguiente frente a la Rectoría de la mayor universidad del país, que mantenía denuncias contra la represión. Menchú afirmó que a más de tres décadas del asalto perpetrado por la policía persiste la impunidad, y los responsables no han sido llevados a la justicia. Consideró que se mantiene la impunidad debido al racismo y discriminación que privan en Guatemala en perjuicio de los indígenas, que forman la mayoría de la población. La Premio Nobel puntualizó que en años más recientes, el obstáculo para que se aplique la justicia en este caso es la incontrolable violencia que agobia a los guatemaltecos, la delincuencia común y el crimen organizado. Según Menchú, mientras continúe la violencia en el país y al mismo tiempo se mantengan las deficiencias en la administración de la justicia y la ancestral discriminación, será difícil superar “la impunidad en los crímenes de guerra”. Analistas señalan que la quema de la embajada, que llevó a España a romper relaciones diplomáticas con Guatemala, marcó un repunte de la represión y de las acciones de contrainsurgencia del Ejército. La guerra interna en Guatemala dejó 200 mil muertos y desaparecidos en 36 años. El conflicto armado finalizó el 29 de diciembre de 1996 con la firma de un acuerdo de paz entre el gobierno y la guerrilla, avalado por las Naciones Unidas. Representantes de organizaciones indígenas, campesinas y populares se reunieron este lunes ante el inmueble que ocupaba la sede de la Embajada de España en 1980, en una transitada calle de la zona nueve de la ciudad de Guatemala. Los actos en conmemoración de las víctimas de la quema de la sede diplomática la mañana del 31 de enero de 1980 comenzaron con una ceremonia maya, y luego los asistentes oraron por los muertos.


Sobre esta noticia

Autor:
Internacionales (44072 noticias)
Visitas:
3646
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.