Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Internacionales escriba una noticia?

Evita segunda vuelta conflictos políticos en Argentina y Uruguay

20/12/2009 09:59 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La segunda vuelta electoral que se aplica en Argentina y Uruguay para definir la contienda presidencial evita conflictos postelectorales, aunque la reelección indefinida de legisladores "eterniza" a políticos en sus curules. La legislación argentina permite una reelección consecutiva del Presidente de la República y establece que gana el candidato que obtenga el 45 por ciento de los votos, o el 40 por ciento, pero con una diferencia de 10 puntos respecto al segundo lugar. Según esta reforma, que se aplicó en 1994, si ninguna fórmula alcanza los sufragios necesarios para alzarse con el triunfo en primera instancia, se convoca a una segunda vuelta en un plazo de 30 días entre los dos candidatos que obtuvieron mayor número de votos. En los comicios de 1994 y 1999 no fue necesaria la segunda vuelta porque Carlos Menem y Fernando de la Rúa ganaron con 47 y 48 por ciento de manera respectiva. En 2001, sin embargo, la aguda crisis política, social y económica que sufrió Argentina precipitó la renuncia de De la Rúa y provocó que hubiera cinco mandatarios elegidos por el Congreso en sólo una semana. Las elecciones que normalizaron al país se realizaron en 2003, pero en esa oportunidad Menem obtuvo 24 por ciento de los votos, contra 22 por ciento alcanzado por Néstor Kirchner, por lo que los dos tuvieron que enfrentar una segunda vuelta. Como las encuestas le anticipaban una derrota estrepitosa, Menem decidió renunciar a participar y le dejó así la vía libre a Kirchner para que comenzara su gobierno sin legitimidad por su ínfimo caudal de votos. Por el contrario, en 2007, la esposa de Kirchner, Cristina Fernández, obtuvo 45 por ciento de los votos necesarios para evitar la segunda vuelta, además quedó 20 puntos por encima de la opositora Elisa Carrió. En Uruguay, la legislación es más exigente, ya que gana la Presidencia en primera vuelta el candidato que obtenga el 50 por ciento más uno de los votos, lo que ya afectó en dos ocasiones a la izquierda que representa el Frente Amplio. En 1999, Tabaré Vázquez ganó la primera vuelta con 40 por ciento de los votos y perdió en la segunda ante el 54 por ciento que obtuvo Jorge Batlle, pero cinco años más tarde se quedó por fin con la Presidencia al lograr un dramático 50.4 por ciento. La ley hizo sufrir al frenteamplista José Mujica este año, quien ganó la elección el pasado 25 de octubre de manera contundente con 48 por ciento de los votos, pero tuvo que ir a una segunda vuelta contra Luis Alberto Lacalle y, finalmente, triunfó. Aunque la segunda vuelta legitima al presidente en ambos países, la reelección indefinida de legisladores sí es cuestionada porque hay políticos que nunca abandonan la comodidad del Congreso y envejecen a la clase política. En Argentina, por ejemplo, Marcelo López Arias cumplió este año dos décadas como diputado por el gobernante Partido Justicialista (PJ), mientras que en Uruguay, Luis Alberto Heber, trabaja como legislador en la Cámara Baja desde 1986.


Sobre esta noticia

Autor:
Internacionales (44072 noticias)
Visitas:
5859
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.