Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-internacional escriba una noticia?

La Eurocámara exige la vuelta de Zelaya y apoya la mediación del presidente de Costa Rica

15/07/2009 19:36 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El pleno del Parlamento Europeo celebró este miércoles un debate sobre la situación en Honduras tras el golpe de Estado militar que forzó la salida del presidente Manuel Zelaya. Los eurodiputados intervinientes, en su mayoría españoles de todas las fuerzas políticas, condenaron el golpe, exigieron que no se reconozca al presidente 'de facto', Roberto Micheletti, y apoyaron la mediación del presidente de Costa Rica, Óscar Arias, para lograr la vuelta de Zelaya.

Abrió el debate el ministro sueco de Asuntos Exteriores, Carl Bildt, cuyo país ocupa la presidencia de turno, que recordó que la UE "ha condenado la acción militar contra el presidente Zelaya, elegido democráticamente pese a todo lo demás que pueda decirse". "Pedimos la restauración del orden constitucional en Honduras y reclamamos a todas las partes e instituciones que se abstengan de la violencia y que se esfuercen por buscar una solución rápida y pacífica", dijo.

Destacó que la UE ha retirado a sus embajadores en Honduras y no mantiene ningún contacto diplomático. Los Veintisiete apoyan los esfuerzos de la Organización de Estados Americanos (OEA), así como el trabajo del presidente de Costa Rica, Óscar Arias, para "tratar de reconciliar las diferencias".

En este sentido, admitió que se trata de una tarea distinta pero se mostró esperanzado por la convocatoria de nuevas reuniones para el próximo sábado. Finalmente, el ministro sueco de Asuntos Exteriores dijo que, más allá de la actual crisis, destacó "la importancia de que se celebren elecciones presidenciales justas y transparentes este año".

En nombre de la Comisión habló la responsable de Comercio, Catherine Ashton, que expresó su "preocupación" por los acontecimientos en Honduras y reclamó el respeto de "las instituciones democráticamente elegidas". También reiteró su apoyo a los esfuerzos de mediación de la OEA y de Arias y recordó que Bruselas ha congelado las negociaciones para un Acuerdo de Asociación entre la UE y América Central, aunque dijo que espera que las negociaciones "se reanuden lo antes posible".

El eurodiputado del PP José Ignacio Salafranca inició su intervención con una "condena tajante y sin paliativos" a la deposición del presidente Manuel Zelaya. Según Salafranca, la Unión Europea "tiene que facilitar una vuelta a la normalidad democrática apoyando al presidente de Costa Rica, Oscar Arias" y pidió a la UE que tenga una "presencia activa" en la región en favor del Acuerdo de asociación que está a punto de culminar.

El diputado popular español demandó a la UE que se comporte sin "dobles estándares". "No es de recibo que la UE por un lado facilite e intensifique el diálogo político con el único país no democrático de la región (en referencia a Cuba) y por otro haga pagar a los ciudadanos de uno de los países más pobres de América Latina los errores de sus gobernantes", dijo. Finalmente, pidió que la UE envíe observadores a las elecciones presidenciales.

Por su parte, el eurodiputado socialista Luis Yáñez-Barnuevo destacó que se trata de "un precedente en una región que ha logrado recuperar la democracia". Durante su discurso, insistió en que "no es momento de analizar los errores de Zelaya, sino de analizar la ruptura del orden constitucional" y solicitó la restitución del presidente depuesto hasta las elecciones presidenciales del país.

Antes de pronunciarse sobre Honduras, la europarlamentaria del PNV Izaskun Bilbao comenzó su intervención en euskera y aprovechó su presencia en el hemiciclo para reivindicar el reconocimiento del euskera como lengua oficial del Parlamento Europeo. Ya en el debate sobre el país latinoamericano, hizo hincapié en definir la situación como "un golpe de Estado". "Hay que llamarle por su propio nombre", subrayó. Bilbao apeló al diálogo político como "único instrumento para avanzar en este problema" y como el resto de oradores apoyó el trabajo de Oscar Arias en las negociaciones con el gobierno de facto.

Tras condenar firmemente la situación de Honduras, el representante de Iniciativa per Catalunya-Verds, Raül Romeva, valoró que el primer día de debate político en la Eurocámara se tratara este asunto, ya que para él demuestra "que es fundamental" y definió la situación en Honduras como "el primer golpe de Estado de un país latinoamericano en el siglo XXI".

Romeva instó a la UE a no reconocer el nuevo gobierno de facto de Roberto Micheletti y pidió la reinstalación de Zelaya. Además, abogó por congelar las ayudas a Honduras, exceptuando las humanitarias, y pidió una investigación sobre las responsabilidades del golpe de Estado.

En nombre del grupo de la Izquierda Unitaria, Willy Meyer celebró la condena por parte del Consejo y de la Comisión Europea al golpe de estado en Honduras. Después de comprobar en persona la situación en Tegucigalpa cuatro días después del golpe militar, Meyer instó al Parlamento Europeo a seguir todas las indicaciones de la Organización de Estados Americanos (OEA), la cual ha anunciado que no reconocerá como legítima ninguna acción del gobierno golpista de Micheletti. Igualmente, Willy Meyer reclamó al Parlamento Europeo que preste su apoyo a la restitución del gobierno de Manuel Zelaya.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-internacional (92541 noticias)
Visitas:
1654
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.