Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Víctor Guerra escriba una noticia?

Etiquetas que ponen algo más que el precio

20/02/2010 12:02 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La tecnología RFID está en una etapa de crecimiento exponencial, ofreciendo cada vez más soluciones logísticas y con aplicaciones tan diversas que van desde tarjetas de identificación hasta chips para evitar amputaciones no deseadas

Todos hemos visto alguna vez etiquetas antirrobo en artículos como botes de perfume, libros o DVDs; pero posiblemente no nos hemos preguntado qué hay detrás de esas pequeñas pegatinas que gritan cuando alguien trata de apropiarse ilícitamente de algún objeto. Esas etiquetas, que tienen formas muy diversas, tienen un denominador común, funcionan sin ningún tipo de alimentación ya que obtienen la energía para funcionar de la radiación electromagnética de una antena que hace de lectora.

Las etiquetas RFID que acaban de exponerse son las pasivas, es decir, las que no necesitan una pila para funcionar; pero en el mercado existen ta mbién las semi-activas y las activas, las cuales no aprovechan la energía de las antenas lectoras para funcionar.

La estructura de las etiquetas es sencilla, una bobina que hace de antena y un microchip que controla el protocolo de comunicación y tiene una memoria para almacenar datos diversos. Normalmente, los datos que poseen estos chips son un número de identificación único y una serie de bytes libres para el usuario.

Además de aprovechar la energía de una antena, el precio de fabricación de estas etiquetas, dado el volumen de producción, está rondando las décimas de centavo de dólar, lo cual hace muy deseable la producción en masa y la integración en el proceso de fabricación de artículos, procedimiento que están llevando a cabo varias empresas asíaticas y americanas.

Las aplicaciones de las etiquetas pasivas están en continuo desarrollo; la más conocida por todos son los dispositivos antirrobo de los comercios, pero pueden servir además para agilizar la logística y adheridos a un sensor de temperatura, para monitorizar la cadena de frío de productos que hagan travesías largas.

Una aplicación que puede parecer curiosa son los dispositivos surgiChip, los cuales se adhieren a la piel del paciente hospitalario y permiten al personal médico comprobar los datos del paciente y los procedimientos a llevar a cabo. Esta medida tan sencilla ha permitido reducir notablemente los error médicos en los hospitales en los que ha sido implantada.

Las aplicaciones de la tecnología RFID son tan extensas como lo es la imaginación humana. Piense una aplicación y posiblemente pueda llevarla a cabo utilizando estos pequeños (y baratos) artilugios.


Sobre esta noticia

Autor:
Víctor Guerra (2 noticias)
Visitas:
3473
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.